¿Cómo está relacionado el comer tomate con la pérdida de peso?

Yamila Papa Pintor · 9 agosto, 2013
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la pedagoga en educación física y nutricionista Elisa Morales Lupayante el 30 enero, 2019
Dentro de la composición y valor nutricional del tomate cabe destacar que se trata de un alimento con escasa cantidad de calorías; cien gramos de tomate aportan 18 kcal.

El tomate es el fruto de la planta conocida como tomatera. Esta especie, de la familia de las solanáceas, proviene del continente americano. Los tomates son bayas de color rojizo, principalmente se caracterizan por su pulpa con múltiples semillas y por su jugo.

También es un alimento muy sabroso. De hecho, es una de las hortalizas más consumidas de todo el mundo; su versatilidad lo convierte en indispensable en la cocina. La forma más común de consumir tomate es crudo. Generalmente esta es la forma en la que se encuentra en las ensaladas.

Aunque el tomate fresco también puede procesarse para obtener zumos o salsas. En los últimos tiempos, con el añadido de ciertos conservantes, cada vez se generan productos más novedosos como la pulpa de tomate, el puré de tomate o la mermelada de tomate.

Aunque el tomate no solo destaca por su utilidad y buen sabor, gracias a sus propiedades es un alimento que puede aportar muchos beneficios al organismo. Hay que tener en cuenta que no se trata de un alimento milagroso, pues con el tomate no se curan enfermedades, aunque sí tiene importantes propiedades que pueden ayudar a mantener la salud de la persona.

En concreto, a continuación explicaremos si el tomate puede ayudar a bajar de peso. Es fundamental recordar que para conseguir adelgazar lo más importante será siempre mantener hábitos de vida saludables, hacer deporte y realizar una dieta basada en alimentos reales. Además, de la mano de un nutricionista seremos capaces de conseguir el objetivo.

Te puede interesar: Por qué son importantes los antioxidantes.

Datos nutricionales del tomate

Dentro de la composición y valor nutricional del tomate cabe destacar que se trata de un alimento con escasa cantidad de calorías; cien gramos de tomate aportan  18 kcal. Del mismo modo, la mayor parte de su peso es agua y también se compone de hidratos de carbono.

La hortaliza contiene azúcares simples, gracias a los cuales posee un sabor dulce. Por otro lado, el toque ácido característico se lo otorgan algunos ácidos orgánicos que también forman parte de su composición.

El tomate, además, es una importante fuente de determinados minerales entre los que destacan el potasio y el magnesio. De su contenido en vitaminas destacan la B1, B2, B5 y la C. De hecho, durante los meses de verano, el tomate es una de las fuentes más relevantes de vitamina C. También tiene carotenoides como el licopeno, que es el pigmento que da el color rojo característico al tomate.

La vitamina C y el licopeno son antioxidantes. Estos tienen una función protectora dentro del organismo humano.

También debes leer: 5 consejos culinarios para potenciar el valor nutritivo de las hortalizas.

Menta y tomate

¿Comer tomate ayuda a bajar de peso?

Para bajar de peso, como mencionábamos anteriormente, es fundamental mantener hábitos saludables de vida y hacer deporte regularmente. A la hora de fijar una dieta, será clave el poder hacerla de la mano de un profesional. Acude a tu médico a la hora de tomar decisiones enfocadas a bajar de peso. Del mismo modo, existen determinados alimentos que pueden resultar de ayuda a la hora de bajar de peso.

En concreto, en recientes investigaciones, se ha demostrado cómo el ácido lipoico y el ácido graso omega-3 favorecen la pérdida de peso y mejoran la inflamación asociada a obesidad. El ácido lipoico lo produce naturalmente nuestro cuerpo y también podemos ingerirlo a través de alimentos como los tomates. Así lo concluye un estudio llevado a cabo por Ana Elsa Huerta en el Centro de Investigación en Nutrición de la Universidad de Navarra.

Ana Elsa explica; “el ácido lipoico, junto con una dieta baja en calorías, podría resultar efectivo para promover tanto la pérdida peso como la pérdida de masa grasa”. La experta también añade, “la suplementación dietética con ácido lipoico podría mejorar algunos marcadores sistémicos de inflamación relacionados con el riesgo cardiovascular en personas que sufren sobrepeso u obesidad, independientemente de que estas logren o no perder peso con la ingesta adicional de estos suplementos”.

  • Ávila Torres, J. M., Beltrán, B., Cuadrado Vives, C., del Pozo de la Calle, S., del Valle Rodríguez Castilla, M., & Ruiz Moreno, E. (2007). Tomate. In La alimentación española, características nutricionales de los principales alimentos de nuestra dieta. https://doi.org/10.1002/biot.201100021
  • OMS. (2015). Alimentación sana. https://doi.org/Nota descriptiva No. 394
  • Universidad de Navarra, https://www.unav.edu/web/facultad-de-farmacia/detalle-noticia-farmacia/2017/10/10/el-acido-lipoicopresente-en-el-higado-el-tomate-o-las-espinacas-favorece-la-perdida-de-peso-y-mejora-la-inflamacion/-/asset_publisher/jFUtiI5WANcC/content/2017_10_10_far_acido_lipoico/10174