Cómo acompañar en la vejez

26 octubre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la filósofa y sexóloga Isbelia Esther Farías López
Acompañar a una persona durante la etapa del envejecimiento puede ser difícil, sobre todo si no se tienen los conocimientos apropiados. No obstante, tampoco es imposible. Al contrario, puede llegar a ser una tarea muy hermosa. ¿Qué debes tener en cuenta?

Pese a que la esperanza de vida se ha incrementado, las dificultades durante el envejecimiento continúan persistiendo, sobre todo en aquellas personas que han perdido parte de su independencia. Por ello, es importante aprender cómo acompañar en la vejez de la mejor manera.

Entre las razones por las cuales una persona pierde su autonomía, o la capacidad para ejecutar algunas tareas, se encuentran las enfermedades crónicas y degenerativas que, a medida que pasa el tiempo, se van acentuando.

Sin embargo, el apoyo de familiares u otros voluntarios puede ser crucial para que el adulto mayor no pierda su calidad de vida. No obstante, es importante que todos los cuidadores posean ciertos conocimientos sobre esta noble labor.

Los adultos mayores son más vulnerables

La Organización Mundial de la Salud define el envejecimiento como:

“La consecuencia de la acumulación de una gran variedad de daños moleculares y celulares a lo largo del tiempo, lo que lleva a un descenso gradual de las capacidades físicas y mentales…”

Algunos adultos mayores son considerados como disfuncionales, puesto que requieren de apoyo para realizar sus actividades cotidianas. Cuando las personas entran en la tercera edad también son más vulnerables a las enfermedades, lo cual hace que ameriten mayor atención médica.

De acuerdo al Manual de cuidados generales para el adulto mayor disfuncional o dependiente, preparado por el Instituto para la Atención de los Adultos Mayores en el Distrito Federal, hay ciertas actividades en las que el adulto mayor encuentra más dificultad. Estas actividades son:

  • Subir y bajar las escaleras
  • Aseo personal
  • Salir de la casa
  • Vestirse
  • Usar el teléfono
  • Apego al tratamiento terapéutico
  • Asear la casa
  • Cocinar
  • Lavar la ropa
  • Moverse dentro de la casa
  • Comer

Cómo acompañar en la vejez

Ante estas dificultades, es normal preguntarse cómo acompañar en la vejez, dado que muchas personas no se sienten preparadas y les resulta difícil mantener una actitud positiva ante ello. Algunas sugerencias para acompañar en la vejez son las siguientes:

Escúchales

Cómo acompañar en la vejez
Los adultos mayores tienden a repetir sus historias. Sin embargo, es importante escucharles para hacerles sentir apoyo.

Las personas de la tercera edad pueden contar la misma historia muchísimas veces. Ya los demás sabemos cómo terminará ese relato, pero debemos tener presente que ellos no tienen nuevas experiencias para contar, y esta es una de las razones por las cuales siempre recuerdan sus historias maravillosas de la juventud.

Otra razón puede ser que su memoria ya no retiene por mucho tiempo, y no recuerda si ya han contado esa historia, y la vuelven a relatar con el mismo entusiasmo de la primera vez.

No dejes de leer: Mitos sobre el alzhéimer, ¿cuáles son?

Hazles sentir útiles

Es necesario que los adultos mayores ejerciten su mente, de lo contrario podrían sufrir un envejecimiento prematuro. Se les debe permitir hacer sus tareas simples, sin dictarles prohibiciones. Por ejemplo, quizá no puedan hacer un plato de comida, pero podrían limpiar las patatas para que los demás las cocinen.

Quizá un adulto mayor no pueda lavar, pero sí podría doblar parte de la ropa o separarla. Es recomendable asignarles tareas simples con las que ellos se sientan útiles y que les permita mover sus articulaciones.

Acompáñales a hacer visitas

Cuando los adultos mayores visitan familiares o amigos que tenían tiempo sin ver, esto les hace sentir de buen ánimo.

Permite que estén rodeados de sus cosas

En la medida de los posible, se les debe dejar dormir en su cama y vivir en su casa. Los cambios no siempre son fáciles para ellos. Es más sencillo para nosotros adaptarnos a su vida, que ellos adaptarse a nuestra vida, casa u otros objetos. Estar entre sus cosas les genera un ambiente de familiaridad en el que se sienten dueños de su espacio.

Cómo acompañar en la vejez
Los adultos mayores suelen preferir estar en su propio espacio. Por eso, se les debe dejar vivir en su casa siempre que así lo quieran.

No les reprendas cuando se enfaden

Envejecer no es sencillo, sobre todo cuando ellos se dan cuenta que no pueden hacer las cosas que antes hacían fácilmente. Si algo no les sale bien, es normal que sientan enfado. Es importante que los cuidadores mantengan la calma y sean pacientes, dándoles tiempo para que se tranquilicen.

Recuerda que no es fácil para los adultos mayores observar cómo su mente va perdiendo facultades y cómo su cuerpo va perdiendo capacidades. Esto les frustra, y lo mejor que puede hacer el acompañante es darles ánimo y no dejar espacio a las frustraciones.

Lee también: La soledad en la vejez

Busca actividades que le gusten

Y ayúdales a que se sientan motivados a realizarlas. Tal vez les guste escuchar música, entonces puedes programar su radio para que encienda todas las mañanas y escuchen sus canciones preferidas.

Mantén buen ánimo

Dile palabras dulces y recuérdales cuánto les quieres. No te enfades si fallan haciendo alguna tarea. Sonríeles seguidamente, sobre todo si les ves tristes o cansados. Algunas personas mayores se sienten mal cuando piensan que les dan mucho trabajo a sus cuidadores. Hazles ver que esto no es así.

Comparte con ellos

Ten presente que un día ellos no estarán y los vas a extrañar. Aprovecha este momento y comparte momentos gratos, cuéntales chiste y anécdotas. Haz que se sientan felices con tus visitas.

Además de estos consejos, recuerda celebrar su cumpleaños, permítele apagar las velas, entrégales un regalo con mucho amor. Hazte fotos con ellos y diles lo geniales que se ven.

Finalmente…

Lo más importante que puedes tener presente es que, si en un momento no sabes cómo actuar ante determinada situación, tomes el momento que ellos ocupan por un segundo.

Imagina que eres tú quien se encuentra en la tercera edad y has perdido parte de tus funciones cognitivas, o tal vez te sientes enfermo, y pregúntate: ¿qué trato te gustaría recibir?

La respuesta a esta pregunta será la forma en la que debes actuar con esos seres especiales que ya nos han dado todo en su vida y ahora solo esperan un poco de amor a cambio.

  • Borba, V. F. (2015). Soledad En La Vejez. Soledad En La Vejez.
  • Cárdenas-Jiménez, A., & López-Díaz, A. L. (2011). resiliencia en la vejez. Revista de Salud Publica. https://doi.org/10.1590/S0124-00642011000300014
  • Fernández Ballesteros, R., & Macía Antón, A. (1993). Calidad de vida en la vejez. Psychosocial Intervention.
  • Ortiz Alonso, T. (2000). Psicología de la vejez. Revista Multidisciplinar de Gerontología.
  • Ortiz Arriagada, J. B., & Castro Salas, M. (2009). Bienestar psicológico de los adultos mayores, su relación con la autoestima y la autoeficacia. contribución de enfermerí. Ciencia y Enfermeria.
  • Sobre la vejez. (2005). Revista Venezolana de Endocrinología y Metabolismo.