Cómo afecta la diabetes al aparato digestivo

Debido al aumento de la glucosa en la sangre, nuestro sistema digestivo puede experimentar ciertos problemas que desembocan en la no absorción de los nutrientes

La diabetes es uno de los padecimientos más populares de la actualidad. Como se sabe, esta enfermedad aparece en aquellas personas cuyo organismo es incapaz de producir insulina, elemento que ayuda a regular la azúcar en la sangre. La diabetes puede ser de distintos tipos o gravedad, aunque cualquiera de ellas tiene efectos nocivos en la salud. Se trata además de un padecimiento incurable pero tratable. Por lo tanto, a continuación te decimos cómo afecta la diabetes al aparato digestivo.

Las funciones del aparato digestivo

El aparato digestivo es uno de los más importantes para el sur humano. Se trata de un conjunto de órganos, entre ellos la boca, la faringe y el estómago, que tienen la función de procesar o transformar los alimentos para que estos puedan ser absorbidos y utilizados principalmente por las células de nuestro organismo. Por lo tanto, el ciclo completo del sistema digestivo consiste en el transporte, la secreción, la absorción y la excreción.

De esta manera, el aparato digestivo es fundamental para un correcto funcionamiento del organismo en general. En primer lugar porque gracias a él obtenemos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita. Por otra parte, nos ayuda a eliminar o desechar aquellos elementos que nuestro organismo ya no necesita.

Cómo afecta la diabetes al aparato digestivo

Sistema-digestivo-flora-intestinal

Como sabemos, el proceso digestivo se hace de manera automática. Esto quiere decir que nuestro organismo no necesita de un estímulo consciente para trabajar y digerir los alimentos. Por el contrario, nuestro organismo lo hace por sí solo, gracias al sistema nervioso. Sin embargo, la diabetes provoca fallas en dicho sistema, lo que al fin y al cabo se manifiesta en el correcto funcionamiento del sistema digestivo.

Debido al aumento de la glucosa en la sangre, nuestro sistema digestivo se puede ver afectado por ciertos problemas como diarrea, estreñimiento y ardor en el estómago. Por lo tanto, si nuestro sistema digestivo falla, esto quiere decir que los nutrientes de los alimentos no son plenamente absorbidos por nuestro organismo.

Paradójicamente, muchas personas que padecen diabetes sufren de obesidad. Esto se debe a los altos niveles de azúcar en la sangre, ya que las células generalmente se encuentran en muy mal estado. Asimismo, los diabéticos suelen tener problemas circulatorios y del sistema inmunológico. Esto ubica a los diabéticos en serios problemas de salud, ya que son más propicios a padecer infecciones.

Así las cosas, los diabéticos necesitan seguir estrictos regímenes de alimentación y, en su caso, tomar ciertos medicamentos que les ayuden a tener un buen funcionamiento digestivo. De lo contrario, estas personas sufrirán serios daños a su salud, desaprovechando los nutrientes que los alimentos les pueden dar. Una opción interesante son los probióticos, los cuales son productos naturales que ayudan a nuestro sistema digestivo a funcionar mejor.

En casos serios los diabéticos deben de consultar a un especialista. Asimismo, deben de tener cuidado con los medicamentos que tomen, gracias a que algunos de ellos pueden dañar seriamente el estómago. Finalmente, es muy importante mantener los niveles de azúcar en la sangre en los niveles adecuados.

Te puede gustar