Calmar el codo de tenista con 5 remedios naturales

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Gerardo Paganelli el 11 diciembre, 2018
Dado que puede aparecer en cualquier momento si realizamos movimientos repetitivos con la articulación, es fundamental conocer algunos remedios para calmar el codo de tenista de forma natural

El codo de tenista es una inflamación que se presenta en los tendones del codo y que no solo padecen los deportistas. Aunque el tratamiento para calmar el codo de tenista muchas veces requiere de especialistas, como primeros auxilios se pueden utilizar remedios de origen natural que ayudarán a desinflamar y aliviar el dolor en la articulación.

¿Qué es el codo de tenista?

La epicondilitis lateral, mejor conocida como codo de tenista, es una enfermedad que se presenta en el codo cuando se le somete a un uso extremo.

Generalmente, los deportistas que practican tenis suelen sufrir de esta enfermedad. Sin embargo, cualquier actividad que conlleve un uso continuo de esta articulación supone el riesgo de padecerla.

Cuando se sufre de codo de tenista, los tendones entre los músculos del antebrazo y la parte exterior del codo se inflaman. Esto se produce cuando se repiten con frecuencia ciertos movimientos, lo que provoca dolor y sensibilidad en el codo.

Para calmar el codo de tenista, se necesita la asistencia de fisioterapeutas e incluso cirujanos cuando la lesión es muy fuerte.

Lee más: Articulación del codo

Remedios naturales para calmar el codo de tenista

Los remedios naturales son también una gran opción que permite calmar el codo de tenista, e incluso en los casos más leves, poderlo controlar por completo. Aquí te traemos cinco de ellos.

1. Compresas de jengibre

El jengibre tiene múltiples propiedades utilizadas por la medicina natural para tratar diferentes enfermedades. Sirve para aliviar resfriados y, gracias a sus propiedades antiinflamatorias, se utiliza para bajar la inflamación de los músculos y los tendones.

Ingredientes

  • 4 cucharadas de jengibre rallado (60 g)
  • 1 bolsa de algodón
  • 1 vaso de agua caliente (200 ml)

¿Qué debes hacer?

  • En primer lugar, ralla el jengibre hasta obtener 4 cucharadas.
  • Luego, envuelve el jengibre en una bolsa de algodón y sumerge la compresa en agua caliente durante un minuto.
  • A continuación, saca la compresa del agua y déjala enfriar.
  • Finalmente, aplica sobre la zona afectada durante 15 minutos y repite hasta obtener alguna mejoría.

2. Hidroterapia

La hidroterapia para calmar el codo de tenista consiste en utilizar compresas de agua caliente y agua fría sobre la zona afectada. El calor aliviará el dolor y activará la circulación, mientras que el agua fría desinflamará los músculos y tendones.

Tratamiento de hidroterapia.

No te olvides de leer: Hidroterapia para bebés: descubre sus ventajas

Ingredientes

  • 1 bolsa con cierre hermético
  • 2 toallas delgadas
  • 2 recipientes
  • Cubitos de hielo
  • 2 tazas de agua (500 ml)

¿Qué debes hacer?

  • En primer lugar, calienta suficiente agua en un recipiente, viértela en una bolsa y ciérrala herméticamente.
  • Luego, envuelve la bolsa con una toalla.
  • En otra toalla, envuelve una cantidad considerable de cubitos de hielo.
  • A continuación, aplica la compresa caliente sobre el codo durante tres minutos.
  • Después, quita la compresa caliente y aplica la fría por un minuto.
  • Finalmente, alterna ambas durante media hora.

3. Cúrcuma

La curcumina, ingrediente presente en la cúrcuma, tiene propiedades antiinflamatorias. Al igual que el jengibre, también actúa como un analgésico natural. Además, contiene una gran cantidad de antioxidantes que aceleran la curación de las lesiones, por lo que es muy utilizada para tratar las articulaciones.

Ingredientes

  • 1 cucharada de cúrcuma en polvo (15 g)
  • 1 taza de leche (250 ml)
  • ½ cucharada de miel (12 g)

¿Qué debes hacer?

  • En primer lugar, en una taza de leche líquida agrega una cucharada de cúrcuma y mézclalo.
  • A continuación, calienta la mezcla a fuego lento y agrega la miel.
  • Por último, bebe una taza en la mañana y una en la noche durante, al menos, 2 semanas.

4. Infusión de hierba de San Juan

La hierba de San Juan es una planta muy utilizada por la medicina naturista para bajar la inflamación. Tiene propiedades antiinflamatorias y analgésicas muy destacadas. Gracias a su fácil uso, puede aprovecharse en forma de infusión, mediante compresas o en suplementos.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de hojas de hierba de San Juan trituradas (30 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)
  • Edulcorante (al gusto)

¿Qué debes hacer?

  • En primer lugar, calienta una taza de agua y cuando esté a punto de hervir, agrega las cucharadas de hierba de San Juan.
  • A continuación, apaga el fuego y deja reposar.
  • Luego, cuela la mezcla.
  • Finalmente, endulza al gusto y bebe, al menos, dos tazas diarias.

5. Compresas de ajo

El ajo es conocido por activar la circulación y tratar enfermedades cardiovasculares. Además, gracias a que contiene una gran cantidad de antioxidantes, compuestos antiinflamatorios y azufre, es un remedio natural para calmar el codo de tenista.

La desventaja que algunos verán en el ajo es su fuerte olor, pero comparado a los beneficios que conlleva, vale la pena.

Ingredientes

  • 5 dientes de ajo
  • Toallas

¿Qué debes hacer?

  • En primer lugar, pela los ajos.
  • A continuación, machácalos hasta convertirlos en una pasta.
  • Luego, aplícala en la zona afectada y coloca la toalla sobre la misma.
  • Finalmente, deja actuar durante 20 minutos.

Los codos están expuestos a muchas lesiones musculares. Lo más recomendable es evitar movimientos bruscos y tomar todas las precauciones de seguridad necesarias. Sin embargo, cuando alguna lesión se presenta, es bueno saber cómo actuar para dar los primeros auxilios y aliviar el dolor.

Los remedios naturales caseros ayudan mucho a la hora de calmar el codo de tenista y bajar la inflamación. Si no consigues alivio, no dudes en acudir a un especialista.

  • Adamuz Cervera FJ, Nerín Rotger MA. El fisioterapeuta en la prevención de lesiones del deporte. Rev fisioter (Guadalupe). 2006; 5 (2): 31-36
  • Hortal Alonso RM, Salido Olivares M, Navarro Alonso P, Candelas Rodríguez G. Epicondilitis. Seminarios de la Fundación Española de Reumatología. 2005; 6(2): 79 - 88