Cómo cortar correctamente las uñas de las manos y de los pies

Daniela Castro · 8 junio, 2014
Para obtener un acabado perfecto es conveniente, después de cortar las uñas, limarlas para eliminar irregularidades y picos. Además, siempre es mejor dejarlas con unos 3 milímetros para proteger el dedo.

Cortarse las uñas es una tarea que se hace tanto por estética como por higiene. Es muy importante aprender a cortar correctamente las uñas de las manos y los pies para darles una buena apariencia y evitar que se formen en ellas los famosos uñeros y pellejitos, que pueden terminar siendo todo un problema.

Por lo general, hay muchos centros de belleza y estética donde se ofrecen los servicios para limpiar, cortar y darle una bonita apariencia a las uñas. Este tipo de lugares suele ser costoso y nos quita mucho tiempo, con el que, además, a veces no contamos.

¿Quieres cortar y darle una bonita apariencia a tus uñas ahorrando tiempo y dinero? Si es así, no te pierdas todas las sugerencias que aquí te ofrecemos.

Cómo cortar correctamente las uñas de las manos

Mantener la higiene de las manos es muy importante para todo tipo de actividad. Las manos están siempre visibles y a través de ellas se puede identificar el tipo de trabajo que realizamos a diario, la higiene que tenemos cada día y la manera como las cuidamos estéticamente.

El cuidado de las uñas de las manos es muy importante por belleza e higiene. Cortar y arreglar las uñas es un hábito que debemos tener si queremos lucirlas sanas y bonitas. Para esto, vas a necesitar:

  • Jabón líquido o exfoliante desinfectante.
  • Removedor de cutícula.
  • 1 palito de naranjo.
  • Alicate corta cutícula.
  • Lima gruesa de cartón.
  • Cortaúñas.

Lee también: Como evitar que las uñas se quiebren

Hacer crecer las uñas

¿Qué debes hacer?

  • En primer lugar, se recomienda poner en remojo las uñas durante 5 o 10 minutos en un recipiente con agua con jabón. De esta forma, se ablandan un poco y será más fácil cortarlas.
  • Antes de terminar el remojo, se debe aplicar jabón líquido o exfoliante desinfectante. Así, garantizarás la higiene total de tus uñas y manos.
  • Aplica un poco de removedor de cutícula sobre esa zona. La cutícula es la continuación de los dedos su función es proteger el nacimiento y crecimiento de la uña. Luego, termina el remojo y seca bien las uñas.
  • Toma el palito de naranjo y, con su extremo en forma de punta, despega las cutículas de la uña. Después, con su extremo en forma plana, retira hacia atrás.
  • Si deseas eliminar los excesos de cutícula y otros pellejitos que se forman alrededor de tu uña, utiliza con cuidado el alicate corta cutícula.
  • Con el cortaúñas, corta las uñas en el tamaño que las quieras. Se aconseja dejar al menos unos 3 milímetros de distancia para proteger tus dedos.
  • Corta tus uñas rectas, sin dejar bordes irregulares ni esquinas.
  • Utiliza la lima para darle la forma que tú quieras; puedes hacerlas redondas, cuadradas u ovaladas.

Te puede interesar: Consejos para tener las uñas fuertes y brillantes

Cómo cortar las uñas de los pies

pies3

Las uñas de los pies son tan importantes como la de las manos. Si bien estas uñas no están tan expuestas, también es vital darles una buena higiene y lograr un buen corte. De este modo, se podrán evitar hongos y uñeros, que pueden terminar causándote mucho dolor.

Limpiar y cortar las uñas con frecuencia nos hará lucir unos pies saludables y bonitos estéticamente. Este cuidado será perfecto para aquellas ocasiones en las que quieres lucir un calzado abierto y exponer tus uñas. En esta oportunidad, vas a necesitar:

  • Jabón exfoliante.
  • Removedor de cutícula.
  • Alicate corta cutícula.
  • Cortaúñas recto.
  • Lima gruesa de cartón.
  • Palito de naranjo.

¿Qué debes hacer?

  • Al igual que con las manos, es recomendable poner los pies en remojo durante unos 15 minutos; en este punto debes aplicar jabón exfoliante, preferiblemente desinfectante.
  • Aplica removedor de cutícula y retira los excesos de cutícula usando el palito de naranjo y cortando con el alicate corta cutícula.
  • En el caso de los pies, las uñas deben cortarse en forma cuadrada; no deben quedar cortas las esquinas porque esto puede causar uñeros. Lo ideal en este caso es usar un cortaúñas recto para evitar redondear las esquinas.
  • Después de cortar la uña y dejarla completamente recta, el último paso será limarlas suavemente sin afectar su forma recta. Esto se hace para suavizar un poco la uña después del corte.

Si bien es un proceso que requiere paciencia y dedicación, además de constancia, claro, cortar correctamente las uñas de las manos y los pies es fácil puede prevenir dolores y molestias futuras. Por otro lado, su efecto estético es indiscutible para cualquier actividad que emprendamos.