¿Cómo decorar un comedor con muebles vintage?

Fernando Clementin · 4 junio, 2018
Fotos en sepia, candelabros, muebles rústicos... las décadas pasadas nos han dejado grandes añoranzas. ¿Y si las traes de vuelta mediante la decoración de tu comedor?

Si buscas un diseño clásico y distinguido para tu comedor, tenemos una gran alternativa para presentarte. Se trata del vintage, un diseño que te transportará a épocas pasadas. En caso de que no tengas idea de cómo lograrlo, puedes empezar con estos consejos para decorar un comedor con muebles vintage.

¿Qué es el estilo vintage?

El vintage vendría a ser el “punto medio” entre los muebles de actualidad y las antigüedades. Para decirlo en palabras cotidianas, son muebles viejos, pero no tanto.

Los muebles vintage tienen características distintivas que los hacen muy valiosos. Por eso, no te sorprendas si alguna pieza de este estilo supera largamente el precio que te hubieses imaginado para ella.

Algunos han sido fabricados con materiales que hoy en día ya no se usan, como la madera de palisandro. Puede también que su diseñador haya sido una persona destacada, por lo que el elemento ha conservado e incluso aumentado su valor con el paso de los años.

Por último, las dos características más importantes de los muebles vintagePrimero, su calidad: indiscutiblemente, el paso del tiempo no resulta un problema para ellos; por otro, la exclusividad. Dadas sus cualidades tan distintivas y los recursos de la época en la que fueron hechos, estos muebles no están disponibles en grandes cantidades.

Consejos para decorar un comedor con muebles vintage

Sabemos que decorar un comedor con muebles vintage no es cosa de todos los días. Por lo tanto, puedes comenzar por estos principios para guiarte en este complejo pero divertidísimo proceso.

Aprende cómo decorar un comedor con muebles vintage.

1.- Mesas y sillas

Un primer paso para decorar un comedor vintage son estos elementos. Una idea fenomenal es juntar sillas de diferentes estilos y, preferiblemente, de distintos colores. Aunque te parezca extraño, esta combinación suele dar un aspecto retro pero colorido a los comedores.

Por otro lado, las banquetas también pueden aportar lo suyo. No importa si están algo despintadas; por el contrario, el aspecto desmejorado queda muy bien, siempre y cuando sepamos sacarle el provecho.

2.- Ten en cuenta la época

Lo mejor para saber combinar cualquier mueble que utilices en esta sala es averiguar en qué época fue fabricado o tuvo su esplendor. Podrá parecerte una nimiedad, pero de hecho puede ser muy útil desde el punto de vista estético.

Por ejemplo, si tienes una mesa de la década de los 70, haz el intento de conseguir otros muebles que sean de esa época. Si lo piensas bien, el efecto será mucho mejor que usarla con sillas de hace veinte años, por ejemplo. Al final de cuentas, cada detalle cuenta; no hay que usar lo vintage solo porque sí y sin sentido alguno.

3.- Las paredes

La decoración de las paredes ha ido variando de década en década. No obstante, han sido casi una constante los tapizados con diferentes motivos. En cuanto a los colores, se destacan por lo general los tonos claros como el blanco o el crema; para los contrastes en muebles y textiles van muy bien el azul turquesa y el verde oscuro.

También pueden usarse estampados floreados. Sin embargo, no es recomendable utilizarlos en todas las paredes, ya que quedaría demasiado sobrecargado.

4.- Accesorios y muebles complementarios

Más allá de los elementos ya enumerados, hay muchos otros detalles que tendrán la misma o más incidencia para decorar un comedor con muebles vintage. Un ejemplo de esto son las vitrinas; en ellas puedes colocar vajilla, portarretratos y otros elementos que hagan alusión al pasado. Evita, por supuesto, aparatos digitales y otros objetos tecnológicos.

Además, piensa en colocar carpetas tejidas y floreros en las mesas y cuadros en las paredes que también conecten con décadas pasadas. Un secreto: puedes utilizar fotos actuales en tonos sepia o blanco y negro. Los candelabros y las lámparas araña, por su parte, ofrecen gran elegancia al espacio.

Aprende cómo decorar un salón al estilo vintage.

5.- Suelos

Como punto final, centraremos el foco en los suelos. Si tienes suelos de madera, perfecto. Por otro lado, si debes escoger losetas para colocar, procura interiorizarte sobre las que se usaban específicamente en una época. 

Asimismo, deberás tener en cuenta el resto de los muebles y el color o tapizado de la pared para hacer la decisión final. No descuides tampoco las cortinas ni el tapizado de los cojines de las sillas o sillones.

El consejo final es que no tengas miedo. No le escapes a lo rústico, a los colores llamativos o a esos cuadros que jamás te hubieras imaginado colgar. ¿Has notado lo bien que se pueden combinar estos elementos?

Solo es cuestión de planificar y visualizar. Además, puedes decorar un comedor con muebles vintage con un presupuesto muy moderado, dado que perfectamente puedes reacondicionar cosas que parecen ya inutilizables. ¡Enciende tu creatividad y manos a la obra!