Cómo desintoxicarse después de un fin de semana de excesos

18 Junio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas
Si bien lo ideal sería evitar los excesos, hay veces en las que olvidamos hacerlo. En esos casos, debemos saber qué hacer para aliviar el malestar.
 

Después de un fin de semana de celebraciones, fiestas, comidas familiares y reuniones con los amigos, en el que los excesos están presentes de una u otra forma, muchas personas se preguntan cómo pueden desintoxicarse.

Los excesos tienen consecuencias en la salud. Y aunque se le suele restar importancia porque se considera que las molestias son relativamente pasajeras, lo cierto es que debemos evitar llegar al punto de sentirnos mal.

Los mareos, las náuseas, el dolor de cabeza, la pesadez  y el malestar estomacal no son agradables y, a menudo, se atienden inadecuadamente en casa. Por ejemplo, se cree que bebiendo un trago más de alguna bebida alcohólica o energética o un refresco, se «equilibrará» el cuerpo y se obtendrá alivio. Sin embargo, este tipo de acciones resultan perjudiciales y lo que hacen es promover el malestar, en vez de aliviarlo.

Todos los excesos tienen consecuencias

resaca navideña

Comer y beber más de la cuenta tiene consecuencias. Y si bien lo ideal es mantener buenos hábitos para evitarlas, muchas veces, nos dejamos llevar por el disfrute y nos olvidamos de cuidarnos como corresponde. Luego amanecemos con resaca.

 

El Dr. Manuel Viso comenta lo siguiente: «El alcohol deshidrata e inhibe la hormona antidiurética, por eso orinamos más. Así perdemos más agua y, también, más minerales, azúcar y sal. De ahí que nos apetezcan más las comidas fuertes que otras saludables cuando estamos con resaca».

¿Qué no se debe hacer?

Según el Dr. Viso, después de haber cometido excesos no es recomendable:

  • Beber café (porque daña el estómago).
  • Beber más alcohol, refrescos o alguna bebida energizante (porque encubren la resaca, no proporcionan alivio)
  • Comer chatarra o basura, comestibles ultraprocesados e industriales (si bien esto no es recomendable en el día a día, mucho menos en caso de resaca o malestar).
    • Las carnes rojas, harinas blancas, refrescos, café, lácteos enteros, yema de huevo, embutidos, fritos, postres, chocolates, deben evitarse.
  • Comer en grandes cantidades (hacer una comida copiosa después de una noche de excesos para «darle algo al estómago para que se equilibre» solo agravará el problema y causará mayor sensación de pesadez).
  • No moverse de la cama o el sofá (aunque suene «forzoso», hacer ejercicio es una de las mejores formas de aliviar el malestar y recuperarse después de la resaca o el atracón).
  • Tomar medicamentos sin criterio (el paracetamol y el omeprazol suelen ser las opciones más recurrentes y las menos aconsejables).

¿Cómo desintoxicarse después de hacer excesos?

Para desintoxicarse después de una noche de excesos, lo mejor que se puede hacer es lo siguiente. ¡Toma nota!

Beber agua

Vaso con agua fría
 

El agua es el líquido vital que el organismo necesita para funcionar correctamente. Por ello, consumirla es muy recomendable. Y en caso de resaca, aún más.

No es necesario beber dos litros de agua de buenas a primeras, pero sí es recomendable hidratarse adecuadamente a lo largo del día.

Además de agua, también se puede recurrir a las infusiones (manzanilla, menta, poleo, hierbabuena), los jugos de frutas naturales (sin azúcar) y a las bebidas isotónicas para desintoxicarse después de un exceso.

Descubre: 3 bebidas frutales para hidratarse

Frutas y vegetales

Descansar lo suficiente, hidratarse y comer sano son los pilares para la recuperación en caso de haber cometido excesos.

Las frutas y vegetales son muy recomendables en estos casos. No solo contribuirán con la hidratación, sino que le brindarán al cuerpo fibra y los nutrientes que necesita para regular el tránsito intestinal.

Come bien, con calma

Está claro que comer ligero es recomendable. Ahora, también lo es comer despacio, masticando bien los alimentos, sin prisas.

Hay que tratar de comer varias veces al día, en porciones pequeñas, y procurando incluir algunas colaciones ligeras. Por supuesto, lo ideal es elegir alimentos frescos, no ultraprocesados ni tampoco chatarra u otros comestibles afines. 

Te interesa: ¿Por qué debemos comer frutas a diario?

Actívate, ¡haz un poco de ejercicio!

Chica atándose los zapatos a punto de correr.
 

Dar un paseo corto antes de ir a dormir es bueno para desintoxicarse y además puede contribuir con el alivio de la resaca. En cambio, el sedentarismo solo hará que las molestias sean más intensas y persistentes. 

Si no somos muy amantes de lo fitness, debemos tratar al menos de movernos un poco, no permanecer todo el día en la cama o en el sofá. No se trata de ponerse a hacer abdominales a lo loco, sino de intentar no permanecer completamente quietos.

Realizar algunos ejercicios de estiramiento suaves, dar un paseo en bicicleta o andando durante media hora son algunas medidas recomendables.

¿Sería mejor evitar los excesos?

En vez de desintoxicarte cada vez que hayas cometido excesos, lo mejor es que evites caer en los mismos y a diario te apoyes en buenos hábitos de vida y evites caer en la tentación de recurrir a las fórmulas populares que no aportan nada bueno a la salud. Recuerda, tu salud agradece la coherencia y la constancia.