¿Cómo detectar el principio de Alzheimer?

Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico José Gerardo Rosciano Paganelli el 18 diciembre, 2018
El alzheimer es una enfermedad que afecta la función cerebral. Esto, a su vez incide en la memoria y el comportamiento de la persona que lo padece. Te contamos cuáles son los síntomas más comunes para detectarla en sus inicios.

El alzhéimer es la causa más común de demencia, y se caracteriza por la degeneración de las células del cerebro. Esto, ocasiona la pérdida de memoria, e incide en el comportamiento, el pensamiento y las relaciones sociales de la persona que lo padece.

Ahora bien, la importancia del diagnóstico temprano está en que, si bien el alzhéimer no tiene cura, el médico puede recetar medicamentos para controlar su desarrollo y aliviar ciertos síntomas.

Detectar el principio del alzhéimer, ¿es posible?

Aunque existen algunos indicios sobre la aparición de esta enfermedad, aún no hay evidencia concluyente. Lo que sí se puede apreciar es la aparición de algunos síntomas.

Si estos síntomas son concurrentes; es decir, ocurren en un mismo momento o periodo, se recomienda acudir de inmediato a un especialista. El neurólogo es el encargado de confirmar si se debe a la enfermedad, y podría controlar y hacer menos rápido su desarrollo.

El alzhéimer, una enfermedad progresiva

El alzhéimer es una enfermedad que empeora a medida que el tiempo pasa y tiene diferentes etapas en su desarrollo. Al inicio, la persona puede perder su habilidad para comunicarse verbalmente. También, puede perder el hilo de una conversación y tener dificultad para seguir los argumentos, tanto propios como del interlocutor.

Por otra parte, el paciente, además de tener dificultad para aprender nociones o tareas nuevas, puede perder energía y sentirse agotado. Estos síntomas no son fáciles de reconocer y, la mayoría de las veces, se pueden confundir con el proceso normal de envejecimiento.

Ver también: Tratamiento del Alzheimer

¿Cuáles son los síntomas más comunes del alzhéimer?

Según una publicación de Alzheimer’s Association, estos son los síntomas más comunes y, por lo tanto, los más fáciles de identificar.

Pérdida de la memoria reciente

Pérdida de la memoria reciente

Un síntoma recurrente del alzhéimer es la pérdida de la memoria inmediata. En este, la persona no recuerda lo que ha dicho hace un momento o pregunta en repetidas ocasiones por lo mismo.

También, tienden a olvidar dónde han dejado algunos objetos. Sin embargo, los pacientes con alzhéimer pueden recordar hechos más distantes en el tiempo.

 

Pérdida del sentido del espacio y tiempo

Las personas que padecen esta enfermedad, pueden olvidar las fechas y otras referencias como por ejemplo, las estaciones del año o acontecimientos importantes.

Debido a esto, una persona con alzhéimer también puede llegar a perderse con facilidad, ya que puede olvidar con facilidad cómo llegó a determinado lugar y qué camino debe tomar para volver.

Complicaciones en el razonamiento

El razonamiento secuencial también se altera. Por lo tanto, a las persona con alzhéimer, se les dificulta solucionar problemas con números o seguir en orden algunas actividades, como cocinar.

Limitaciones en el cumplimiento de las actividades ordinarias

Alzhéimer

De manera frecuente, las personas con esta enfermedad encuentran limitaciones en el cumplimiento de las actividades diarias. Esto, también puede influir en su estado de ánimo. Algunos ejemplos de esto son: dificultad para bañarse, desplazarse, etc.

Trastornos del humor

Las enfermedades degenerativas suele afectar al humor de la persona. Por ello, son comunes los trastornos depresivos y el ensimismamiento. Además, se pueden presentar rasgos de ansiedad o irritabilidad.

Por lo general, la personalidad del paciente con alzhéimer cambia.Esto también afecta directamente a sus seres queridos.

Te podría interesar: 5 factores que inciden en la depresión

Confusiones con las imágenes y objetos

Las alteraciones en el campo visual también suelen ser comunes. En estados tempranos, este síntoma se puede confundir con problemas de la vista, ya que se presentan complicaciones en diferentes ámbitos como la lectura, reconocer la distancia que hay entre dos objetos, o la dificultad para percibir los colores.

Pérdida de competencia para el uso del lenguaje

Previene el alzhéimer y el párkinson

Se presentan dificultades para articular de manera coherente las palabras y, a menudo, surgen muchas confusiones. Una conducta común en personas con alzhéimer es detenerse en una conversación para intentar recordar el nombre de algo. En estos casos, el esfuerzo por recordar es notable y puede no dar frutos.

Un paciente con alzhéimer también inventa palabras nuevas. Esto sucede porque no encuentra la palabra correcta para nombrar una determinada cosa.

El criterio y el buen juicio se ven afectados

Una persona que sufre de alzhéimer puede entregar dinero sin razón a desconocidos, o dar cantidades excesivas al pagar. También, puede retirarse de un establecimiento sin esperar el cambio. En etapas más avanzadas, la persona puede tener dificultad para tomar decisiones.

¿Qué hacer en caso de detectar algunos de estos síntomas de alzhéimer?

Detectar el principio de alzhéimer puede ser complicado, ya que no todos los síntomas se presentan al mismo tiempo ni de igual manera en todas las personas.

Lo más recomendable, es acudir a un especialista cuando se observa alguno o varios de los síntomas citados. Lo anterior, para descartar otras enfermedades y, en el caso de que sea alzhéimer, iniciar el tratamiento adecuado.

  • Gaugler, J., James, B., Johnson, T., Scholz, K., & Weuve, J. (2016). 2016 Alzheimer’s disease facts and figures. Alzheimer’s and Dementia. https://doi.org/10.1016/j.jalz.2016.03.001
  • Alzheimer’s Disease International (ADI ), Wimo, A., Prince, M., & International, A. D. (2015). World Alzheimer Report 2015, The Global Impact of Dementia. Alzheimer’s Disease International (ADI ). https://doi.org/10.1111/j.0963-7214.2004.00293.x
  • Nussbaum, R. L., & Ellis, C. E. (2003). Alzheimer’s Disease and Parkinson’s Disease. New England Journal of Medicine. https://doi.org/10.1056/NEJM2003ra020003