¿Cómo fortalecer las uñas quebradizas?

Yamila Papa Pintor·
08 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico José Gerardo Rosciano Paganelli al
21 Noviembre, 2018
No olvides que tus uñas no son instrumentos para abrir recipientes ni para raspar etiquetas. Todas esas acciones terminan debilitándolas y haciendo que se quiebren al mínimo esfuerzo.

Las uñas quebradizas son un problema común que, generalmente, se puede solucionar poniendo en práctica algunas medidas muy sencillas. Algunas de ellas son: aplicarse alguna crema o loción hidratante en las manos (haciendo énfasis en las uñas), dejar de utilizar las uñas como instrumento para abrir cosas y, aunque no lo creas, mejorar la alimentación.

 ¿Sientes que tus uñas están débiles y que se abren por capas a cada rato?¿Se te quiebran fácilmente? Si este es tu caso, debes tener en cuenta que las medidas anteriores no son las únicas que puedes poner en práctica.

Consejos para evitar tener las uñas quebradizas

Realizar la limpieza del hogar sin guantes, la falta de humectación a diario, los hongos o el frío son solo algunas de las razones por las cuales las uñas se quiebran o rompen con facilidad, sobre todo, en el borde del dedo (donde más suele molestar).

Para evitar tener uñas quebradizas, es recomendable aplicar los siguientes consejos que vamos a comentarte a continuación.

1. Lava los platos siempre con guantes

Esto se aplica también a fregar los pisos, lavar las ventanas, etc. Los artículos de limpieza contienen químicos que dañan la piel y las uñas. Además estar en contacto continuo con el agua fría o caliente no es bueno para las manos.

2. Consume más proteínas y ácidos grasos

Muchas veces las uñas están débiles porque al cuerpo le faltan nutrientes. Tal vez tengas que revisar tu dieta. Empieza a incluir carnes blancas, huevos, verduras de hoja verde y soja para añadir más proteínas. En el caso de los ácidos grasos se encuentran en las nueces, los lácteos y los aceites y semillas.

3. No uses las uñas como herramientas

Las uñas no son tijeras, no abren tapas, no quitan etiquetas, no limpian superficies. Para todo esto usa los utensilios adecuados. Las tareas cotidianas solucionadas utilizando las uñas, al contrario de hacerles ningún bien, las van debilitando.

4. No te las muerdas ni pongas en la boca

Más allá de que no quedan bonitas las uñas mordidas o que estarás llevando todos los gérmenes de los dedos a la boca, estos malos hábitos hacen que las uñas se debiliten y se ablanden.

5. Mantén tus uñas cortas

las-uñas-quebradizas-tienen-solucion

Además de que son tendencia en estos días, impedirá que se rompan o se quiebren con tanta facilidad. También sería bueno que no te rasparas el esmalte cuando empieza a quitarse porque eso debilita la superficie.

6. Cuidado con los productos para uñas

El quitaesmalte es muy agresivo para las uñas. Deberías limitar su uso a una vez por semana o buscar alternativas más naturales, como pueden ser almohadillas con aceites naturales.

También se recomienda evitar utilizar uñas artificiales o endurecedores, porque afinan la uña original. Además, al quitarlas arrancan parte de la superficie, lo que puede dar lugar a unas uñas quebradizas. Se recomienda a su vez no tenerlas siempre pintadas. Déjalas que descansen al menos un día a la semana (por ejemplo, el domingo).

7. Hazte la manicura una vez a la semana

Puedes ir al salón de belleza o hacerlo tu misma en casa. No debes olvidarte de una buena exfoliación, limado y hasta masajes con aceites esenciales (o de oliva).

8. Repara las uñas al instante

Si se te rompe una uña, es conveniente que la repares cuanto antes para que no pase a mayores. Para ello, la puedes cortar o limar, pero quedará diferente al resto. Otra opción es que te apliques una gota de pegamento y te coloques un pedacito de papel de saquito de té encima. Cuando haya secado por completo, te pasas un poco la lima y pintas la uña entera con un poco de barniz transparente.

Visita este artículo: Datos curiosos sobre las uñas: ¿los conocías?

Remedios naturales para uñas quebradizas

Según la sabiduría popular, los siguientes remedios podrían contribuir con el tratamiento de las uñas quebradizas. Deberían aplicarse con regularidad, dentro de un estilo de vida saludable. Nunca de forma aislada, pues no darían ningún resultado.

Cebolla

Se considera que preparando una pasta con cebolla fresca se obtiene un remedio natural para las uñas quebradizas. La razón de su eficacia estaría en las vitaminas que contiene este alimento. 

Según la Fundación Española de la Nutrición, la cebolla contiene proteínas, potasio, vitamina C, flavonoides y distintos compuestos azufrados.

Cebolla
Las evidencias sugieren que la cebolla tiene componentes con capacidad antiinflamatoria.

Ajo

Al igual que en el caso de la cebolla, se cree que aplicando la pasta de ajo sobre las uñas y dejándola actuar durante varios minutos, se conseguiría que las uñas se fortalecieran.

Cola de caballo

Por otra parte, también se cree que sumergiendo las manos en la infusión de cola de caballo, se podría mejorar la salud e las cutículas y así, evitar las uñas quebradizas.

Aceite de oliva

Los mejores y peores aceites de cocina para su salud

Aplicarse aceite de oliva, almendras o ricino puede resultar beneficioso para las uñas, puesto que ayudaría a humectarlas y a mantenerlas sanas. Y en caso de que ya estén debilitadas, ayudaría a fortalecerlas.

Hay quienes se aplican unas cuantas gotas de aceite en las manos y se hacen masajes suaves en la uña con la yema de los dedos y hay quienes sumergen sus uñas un rato en aceite. Ambas opciones son válidas e incluso se podrían intercalar a menudo.

Agregar un chorrito de aceite de coco en la crema para las manos y aplicarse un poco de esta antes de dormir puede ser un remedio eficaz para las uñas quebradizas y débiles. 

Descubre: ¿Cómo endurecer las uñas naturalmente? 5 consejos

El cuidado de las uñas debe ser diario

Comer sano, hidratarse las manos (y por extensión, las uñas), usar guantes para limpiar la casa y fregar los platos son algunas de las medidas que sería recomendable practicar a diario para evitar el debilitamiento de las uñas. Los remedios naturales pueden ser un complemento, pero no debemos apoyarnos solo en ellos.