Cómo hacer kebab casero

El resultado final de nuestro kebab va a depender mucho de las especias que utilicemos, por lo que debemos procurar que estas sean de la mejor calidad

El kebab es una receta rica en sabor y larga en historia, como su pueblo de origen, el Medio Oriente. Por lo que no es extraño que este plato sufra alteraciones de acuerdo al país dónde se prepare. En Occidente, conocemos las versiones rápidas de este platillo, como hay nuevas maneras de preparar platos típicos de la cocina china, india o japonesa.

Por lo tanto, ¿qué gracia tendría enseñarte a elaborar la versión conocida por todos del kebab que venden en los truckfood y los puestos de comida instantánea? Ninguna ¿cierto?

En Mejor con Salud queremos darte la receta tradicional del kebab de cordero, carne que por supuesto puedes sustituir a tu conveniencia. Pero en esta ocasión vamos al origen de una delicia de comida, exótica y con un peso cultural que nos dejara extasiados.

El secreto del kebab típico oriental es el proceso de cocción de la carne y los condimentos que le añadimos. En estos dos pasos es donde debemos prestar mayor atención, sin descuidar el resto de la preparación.

La carne a la parilla con increíble toque ahumado y la combinación de especias fuertes en sabor como la cebolla, la pimienta, el comino y el jengibre son fundamentales. De lo contrario, tendremos a otro kebab del montón, de esos que abundan por la web y la verdad eso no es lo que queremos. Buscamos que prepares el mejor kebab casero que habrás probado hasta ahora.

El kebab es la disposición a la parilla de trozos de carne adobada, atravesadas por un palillo de acero o madera. Es decir, brochetas de cordero cocida directamente al fuego.

Sin duda, el kebab es una receta para días especiales, cuando te reúnas en casa con los amigos, desees realizar celebraciones con una temática oriental o para una cena bien nutritiva y saludable, porque si alguna bondad tiene la comida oriental es que es valora las proteínas, los vegetales y las cocciones asadas por encima de las frituras y grandes cantidades de carbohidratos.

Ingredientes para 10 porciones de kebab casero

Carnes rojas

  • Un kilogramo de carne magra de cordero (pide en la tienda que 500 grs. sean troceados y 500 grs. molida)
  • Dos cebollas grandes.
  • Un pimiento verde.
  • Cuatro dientes de ajo.
  • Un limón.
  • Aceite de oliva.
  • Sal al gusto.

Para adobar el kebab al mejor estilo árabe, te daremos la receta de dos condimentos: el Ras El Hanut y el siete especias, tú decide con cual adobar la carne de cordero.

Ras Al Hanut marroquí está conformado por hasta 20 especias exóticas y varía de acuerdo al proveedor de condimentos, pues, es él quien lo prepara a su gusto, usando lo mejor que tenga en la tienda, por eso al Ras Al Hanut se le conoce como “la cabeza de la tienda” por ser el aliño estrella.

Así que a ponerse creativos y mezclar: pimienta negra, comino, cardamomo, nuez moscada, canela, pimentón, jengibre y perejil.

Siete especias o baharat libanés es una mezcla aromática que no dejará a ninguno de tus comensales indiferentes. Se trata de una mezcla en polvo de clavo de olor, comino, jengibre, cardamomo, nuez moscada, pimienta negra y/o pimienta de jamaica, canela y semillas de cilantro.

Ahora, ¡a preparar el mejor kebab casero de la historia!

especias srqpix

  • Inicia separando la carne cortada en cubos de aproximadamente 4 centímetros de la carne de cordero molida.
  • Adoba por separado cada porción de carne con la mezcla de las especias del oriente medio descritas arriba.
  • Añade dos dientes de ajo majados con unas gotas de jugo de limón. El perejil es al gusto, puedes añadirlo cortado finamente a una de las preparaciones para dar frescura.
  • Deja marinar la carne para que absorba el sabor y los jugos del adobo.
  • Con la carne de cordero molida, tienes que conseguir una mezcla homogénea y luego comienza a formar pequeñas salchichas y ensartarlas en las broquetas.
  • A la carne cortada en dados también la atravesarás con palillos, intercalando los trozos de carne de cordero con trozos de cebolla y pimiento.
  • En este punto, ya tenemos dos magnificas presentaciones para nuestro kebab.
  • Lleva los kebab caseros a la parilla y rocía con el aceite de oliva. Asa la carne hasta conseguir el punto de cocción deseado.

El kebab casero va muy bien con una ensalada tabule o una ensaladilla de cebolla en corte pluma, pan pita, arroz y las salsas árabes: hummus, baba ganush, salsa tahina o salsa de yogur tan sencilla de preparar como unir yogur natural, jugo de limón, perejil, sal y pimienta negra.

Categorías: Recetas Etiquetas:
Te puede gustar