¿Cómo hacer tu propia sala de videojuegos?

A continuación te comentamos cómo puedes hacer tu propia sala de videojuegos de una forma creativa, fácil y, sobre todo, original. ¡Anímate!

Una sala de videojuegos va a ser un lugar para disfrutar del ocio. También una zona para el confort, las reuniones con la familia o los amigos. Incluso es posible que, debido al buen ambiente y a las interacciones que se propician en ella, se convierta en el lugar favorito del hogar.

¿Necesitas escapar de la rutina? Hazlo en tu propio hogar. Sigue nuestros consejos y verás cómo lo lograrás. Por muy poco tendrás en casa una sala de videojuegos para relajarte y disfrutar. Toma nota.

Consejos para crear un sala de videojuegos

Al contrario de lo que se piensa, no se necesita mucho espacio para crear una sala para videojuegos. Para empezar, necesitamos un área despejada. Así podremos imaginar los objetos que colocaremos en cada rincón (o no en todos) y por qué.

jugar a videojuegos.

Evidentemente, una pantalla y la consola serán necesarios. Se recomienda instalarlos en la pared principal, ya que suele ser la más amplia y esto facilita mucho la visión y la modalidad de desplazamiento (en caso de que se juegue con controles con sensores de movimiento).

En la pared de la pantalla es recomendable no colocar accesorios. De hecho, con una repisa o estante para almacenar los juegos será más que suficiente.

Por supuesto, dentro del mueble de almacenamiento hay que disponer de un cajón, cesto o accesorio para guardar los controles de la consola. Esto es importante, ya que permite ubicarlos con facilidad y también se evita que se estropeen al quedar fuera de su sitio.

No te pierdas: 7 consejos perfectos para tener siempre la casa ordenada

Si los controles son de pilas, debemos tener un pequeño recipiente para colocar las pilas que ya no se utilizan. De esta manera las identificaremos como ”desechos” y nos acordaremos más fácilmente de buscarles un reemplazo.

Cabe destacar que, para evitar acumular demasiadas pilas inservibles, lo mejor será optar por las pilas recargables. Estas son un poco más costosas que las normales, pero la inversión vale la pena a la larga.

Mobiliario y decoración

Sala de videojuegos.

Una vez ubicada la pantalla y la consola, procederemos a decorar el resto del ambiente. Por supuesto, hay varias opciones y todo dependerá del gusto de cada quien.

Por una parte, se puede optar por un estilo minimalista, en el que se decore con muy pocos elementos (quizás un figura de acción de un personaje reconocido, un cubo de rubik, etc).

También se pueden colocar pósteres en las paredes (de películas, videojuegos, cómics) y llenar la habitación con muchos elementos divertidos a la vista.

La iluminación de este espacio no debe descuidarse. Será necesario contar con una buena lámpara de techo y una auxiliar, en caso de que no se desee jugar con la luz de la habitación encendida.

El tamaño de los muebles debe ser proporcional al espacio que se tenga. No obstante, hay algo que sí es común a todas las salas de videojuegos: el uso de muebles cómodos. Desde sofás hasta puffs. También vale la pena añadir una alfombra mullida y varios cojines.

Otros elementos para la sala de videojuegos

Sala de videojuegos

Si la sala es amplia, podemos crear un área aparte para los juegos de mesa. Una mesa cuadrada y unas cuantas sillas serán suficientes. Para evitar que los jugadores pierdan la concentración, puedes colocar un biombo para separar el área de videojuegos del área de juegos de mesa.

También puedes considerar añadir otro tipo de elementos más para maximizar el disfrute y el confort de todos los usuarios de la sala de videojuegos. A continuación te mencionamos algunos:

  • Dispensador de snacks.
  • Mesa de futbolín plegable.
  • Pequeña área de juegos infantil (sobre todo para bebés).
  • Mesa de ping pong, billar y afines.

Lee también: Los juegos de mesa que no pueden faltar en tu casa

Aspectos importantes

Tu sala de videojuegos.

1. Limpieza y orden

Para el buen mantenimiento de la sala de videojuegos será necesario mantener la limpieza y el orden al día. Para ello, debemos colocar papeleras en lugares estratégicos. Si descuidamos la limpieza todo se deteriorará pronto y no podremos disfrutar del espacio o de sus elementos.

Asimismo, es importante mantener las cosas en orden para que al llegar solo haga falta tomar el control de la consola y disfrutar, en lugar de perder el tiempo buscando esto o aquello.

2. Diversión

Crea incentivos para promover la limpieza, el orden y la diversión a la vez. Por ejemplo, puedes organizar dinámicas de grupo para organizar el espacio y, al final de la actividad, compartir una buena merienda o unos snacks.

No te olvides que el sonido es importante, así que puedes instalar un par de altavoces para escuchar mejor el videojuego. Perfectos también para poner música mientras se echa una partida de futbolín.

Sin duda, la tecnología prevalecerá en la sala de videojuegos. Nos ofrece juegos interactivos en los que se combina la visualización tradicional con cierto esfuerzo físico.

Como ves, no es necesario tener mucho espacio ni invertir mucho dinero. Puedes disfrutar de una fabulosa sala de videojuegos por muy poco. Y la diversión estará siempre asegurada.