Cómo hacer tus propias pastillas desinfectantes para el retrete

A pesar de no contener químicos agresivos no podemos olvidar que son elementos de limpieza, por lo que deberemos mantener las pastillas fuera del alcance los niños para evitar problemas

El llevar una vida muy ocupada y cargada de obligaciones nos hace ignorar tareas tan importantes como la limpieza continua del retrete.

Aunque para muchos no es una prioridad, se debe tener en cuenta que requiere una desinfección constante para evitar malos olores, bacterias y otros patógenos que nos pueden enfermar.

Por obvias razones hemos de saber que se trata de uno de los lugares que más tiende a contaminarse, sobre todo cuando se comparte con varias personas.

La buena noticia es que existen varios métodos para dejarlo impecable y en las condiciones higiénicas necesarias.

En esta oportunidad queremos proponer unas pastillas desinfectantes con efecto efervescente que, a diferencia de otros productos, no contienen químicos agresivos y son amables con el medio ambiente.

Pastillas desinfectantes para limpiar el retrete

El propósito de estas pastillas desinfectantes es ofrecer una alternativa económica y natural para limpiar el inodoro sin necesidad de emplear cloro y otros productos dañinos.

Como bien sabemos, la mayoría de los productos que se venden para la limpieza del hogar están llenos de detergentes y sustancias nocivas que no solo dañan el entorno sino también la salud.

La función de este producto casero es desodorizar y alterar el ambiente que necesitan las bacterias para proliferarse.

Su uso continuo combate los malos olores y deja una sensación de frescura que nos hace sentir más cómodos al entrar al baño.

Ingredientes

  • 1 taza de bicarbonato de sodio (200 g)
  • ½ taza de ácido cítrico en polvo (85 g)
  • 45 gotas de aceite esencial de limón
  • 40 gotas de aceite esencial de menta
  • 40 gotas de aceite esencial de lavanda

Instrucciones

  • Incorpora el bicarbonato de sodio con el ácido cítrico en un recipiente limpio.
  • A continuación, pon los aceites esenciales en un frasco con atomizador y pulverízalos sobre la mezcla anterior para humedecerla.
  • Tras repartir bien los aceites y obtener una mezcla espesa, pon el producto en un molde y déjalo secar 24 horas.
  • Es importante que calcules el grado de humedad que le vas a dar, ya que el exceso daña el efecto efervescente.
  • Tras cumplir el tiempo aconsejado, desmolda las pastillas y ponlas en una caja con cierre hermético para que no se pierda su aroma.
  • Cada vez que quieras dejar limpio y fresco el retrete, introduce una pastilla y tira de la cadena.
  • Gracias a sus propiedades, eliminará la cal, limpiará el desagüe y lo mantendrá con un olor agradable.

Lee también: 8 formas de utilizar bórax en el hogar

¿Por qué son efectivas estas pastillas caseras?

Limpiar el inodoro

El bicarbonato de sodio es el ingrediente protagonista en estas pastillas caseras. Este polvillo de color blanco es uno de los compuestos más populares en lo que tiene que ver con la limpieza ecológica.

Contiene pequeñas partículas de ácido natural que remueven la suciedad y el percudido. También es un poderoso antiséptico que elimina las bacterias y otros tipos de microorganismos.

Tiene un poder abrasivo que elimina las manchas, la acumulación de polvo y otras sustancias que se quedan adheridas de las superficies.

Muchos lo valoran por su poder desodorizante que neutraliza en cuestión de segundos hasta los olores más molestos.

acido_citrico

Por otra parte nos encontramos con el ácido cítrico, un ingrediente que se encuentra de forma natural en varias frutas, pero que también se puede adquirir en polvo o gránulos en farmacias y tiendas químicas.

Su efecto antibacteriano deja impecables las superficies y facilita la eliminación de todo tipo de manchas.

En este caso especial nos sirve como agente desinfectante, pero también como aromático contra el mal olor que despiden los desagües.

Para finalizar, empleamos una combinación de aceites esenciales con aromas muy agradables, que son los que dejan mayor sensación de frescura con cada uso de las pastillas.

Visita este artículo: Prepara en casa un detergente en polvo para la lavadora

¿Qué ventajas ofrecen estas pastillas?

Adicional a los beneficios mencionados, cabe destacar otras ventajas que ofrece su fabricación y uso:

  • Son mucho más económicas que las pastillas químicas que venden en el mercado.
  • Son fáciles de elaborar y no producen alergias o reacciones desfavorables.
  • Sus compuestos se degradan con facilidad y no representan un peligro para las aguas y el entorno.
  • Evitamos la exposición a toxinas.
  • Podemos desinfectar el baño sin gastar demasiado tiempo.

Como has notado, es muy fácil hacer productos de limpieza alternativos sin gastar demasiado o exponer la salud.

Eso sí, a pesar de que son más seguras que los artículos de aseo convencionales, no se deben dejar al alcance de los niños.

 

 

 

 

 

Te puede gustar