Cómo limpiar el colon naturalmente

Para limpiar nuestro colon es fundamental que, junto con el consumo de fibra, incrementemos el consumo de agua para facilitar el correcto tránsito intestinal.

El colon, también llamado intestino grueso, se encuentra al final del sistema digestivo. Cumple, entre otras, la función de evacuar las heces pero también se encuentra asociado al buen funcionamiento de nuestras defensas. Limpiar el colon de forma saludable, puede ser una cuestión de hábitos.

Algunos problemas de colon pueden asociarse con la forma en que nutrimos nuestro cuerpo. Dado que se encarga de los residuos, puede llegar a acumular toxinas que afecten nuestra salud. Por ello, si queremos evitar enfermedades (cáncer colorrectal, pólipos, colitis, diverticulitis, colon irritable…) conviene incluir en nuestra dieta alimentos como los que te presentamos a continuación.

La fibra ayuda a limpiar el colon

Si pensamos en alimentos saludables para el intestino lo que primero nos viene a la mente es la fibra. Conviene que elijamos siempre aquellos alimentos que la contienen de forma natural, y no añadida artificialmente. Hoy en día, por ejemplo, encontramos pan integral que no ha sido elaborado con harina integral, sino con harina blanca a la que se le añade salvado. Por eso trataremos de escoger siempre alimentos con fibra que hayan sido procesados lo menos posible. Un ejemplo sería:

Alimentos de origen vegetal:

  • Frutas frescas o secas: manzana, plátano, melocotón, pera, ciruela, bayas…
  • Verduras y hortalizas: lechuga, zanahorias crudas, espinacas, calabaza, patata, boniato, alcachofa, judía verde…
  • Legumbres: lentejas, habas, garbanzos, alubias…
  • Frutos secos y semillas: nueves, pistachos, almendras, pipas de girasol…
  • Cereal integral: pan, grano (arroz, mijo, quinoa, trigo) y pasta

Ver también: https://mejorconsalud.com/4-recetas-ricas-fibra-cuidar-digestion/

Agua

Cuando aumentamos el consumo de fibra en nuestra dieta es importante aumentar también el consumo de agua entre comidas, ya que si nos los primeros días podemos notar un mayor estreñimiento por la falta de líquido.

Además, parece estar asociado el consumo de agua con una menor incidencia de enfermedades en el colon (Rodrigo y Riestra, 2007). Una mejor hidratación del cuerpo ayudaría también a la evacuación de deshechos y contribuiría a limpiar el colon.

Beberemos por lo menos 6 o 10 vasos diarios. La cantidad de agua que necesitemos dependerá de nuestra edad, de si realizamos esfuerzos físicos y de la temperatura exterior. También pueden influir algunas enfermedades de los riñones o insuficiencias cardíacas congestivas. En este caso recomendamos consultar antes con el médico. 

Calcio

El calcio ha demostrado en algunos estudios reducir el riesgo de cáncer del colon y del recto. Además muchos de ellos son ricos en fibra, la cual nos ayudaría a limpiar el colon de forma natural. Para una mejor asimilación evitaremos aquellos que sean “enriquecidos en calcio”.

Algunas fuentes de calcio natural serían:

  • Sésamo (en semillas,pasta tahín, en aceite…)
  • Verdura de hoja verde como las acelgas, el brócoli o las espinacas.
  • Pescados azules como las sardinas o el boquerón.
  • Legumbres, en especial los garbanzos y la soja.
  • Frutos secos. Especialmente las almendras (en grano, en bebida) y avellanas.
  • Algas, entre ellas hiziki, wakame o arame, que además de calcio son fuente de infinidad de nutrientes.

Vitamina D

Siempre que hablemos del calcio haremos también referencia a la vitamina D, ya que ésta es imprescindible para su correcta asimilación. Por otra parte, también se asocia con la prevención el cáncer de colon y de recto.

Nuestra piel es capaz de producir de forma natural la vitamina D cuando nos exponemos de forma saludable al sol.

Algunos alimentos que la contienen serían los peces grasos como el salmón, la yema de los huevos, los productos lácteos o el zumo de naranja y los cítricos.

Si vivimos en una zona poco soleada durante todo el año podemos valorar tomarla en forma de suplemento.

Ácido fólico

El ácido fólico o vitamina B9 se asocia a la regeneración celular y, además de ser imprescindible durante el embarazo, también puede ayudar a prevenir el cáncer de colon. Algunos de estos alimentos, al aportarnos también fibra, pueden contribuir a limpiar el colon.

Lo obtenemos al consumir:

  • Verduras de hoja verde (acelga, brócoli, espinaca)
  • Espárragos
  • Guisantes
  • Lentejas
  • Garbanzos
  • Fresa
  • Naranja
  • Papaya

Magnesio

Este mineral puede ayudarnos ante problemas digestivos asociados al tránsito intestinal, como el colon irritable. Además, una dieta variada y rica en magnesio nos puede ayudar a prevenir la aparición de cáncer y limpiar el colon a través del adecuado tránsito intestinal.

Podemos incorporar alimentos ricos en magnesio a través de productos como:

  • Cacao
  • Semillas de calabaza, lino y girasol
  • Almendras
  • Anacardos
  • Nueces de Brasil
  • Judías blancas
  • Guisantes
  • Verduras de hoja verde

También podemos encontrarlo en forma de suplementos de cloruro de magnesio.

Cuidado con la carne roja y procesada

Para nuestra salud intestinal debemos tener en cuenta algunos alimentos que no le son beneficiosos, ya que pueden generar toxinas y deshechos que se depositan en el intestino e impiden el buen tránsito. Éste es el caso de las carnes rojas y procesadas (Rodrigo y Riestra, 2007). 

Una alternativa más saludable pueden ser las carnes blancas, el pescado, los huevos o las legumbres. Además se aconseja reducir el consumo de fritos y grasas saturadas que nos pueden dificultar limpiar el colon e incluso irritarlo.

El kuzu, regulador intestinal

El kuzu o kudzu es una raíz en polvo que tiene unas propiedades regeneradoras y reguladoras beneficiosaspara nuestro colon. Puede asociarse con el mantenimiento del buen estado de la flora intestinal, esencial a la hora de asimilar los alimentos.

¿Cómo lo tomamos? Para su uso deberemos disolver una cucharadita en una taza de agua y calentarla sin llevar a hervir, removiendo hasta que cambie su color y la mezcla espese.

Ver también: https://mejorconsalud.com/regenerar-la-mucosa-intestinal/

  • Rodrigo, L., & Riestra, S.. (2007). Dieta y cáncer de colon. Revista Española de Enfermedades Digestivas99(4), 183-189. Recuperado en 27 de octubre de 2018, de http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1130-01082007000400001&lng=es&tlng=es.
  • Guarner, F. (2007). Papel de la flora intestinal en la salud y en la enfermedad. Nutrición hospitalaria22, 14-19.
  • GMFH. (2015). Nutrición, microbiota y salud intestinal: somos lo que comemos. Retrieved from https://www.gutmicrobiotaforhealth.com/es/nutricion-microbiota-y-salud-intestinal-somos-lo-que-comemos/