Cómo preparar en casa tus propios jarabes

Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médico Maricela Jiménez López el 3 enero, 2019
Elena Martínez Blasco · 3 enero, 2015
Como prevención podemos tomar una cucharada sopera de este remedio en ayunas. En caso de utilizarlo como tratamiento, tomaremos tres cucharadas, una antes de cada comida principal

En cualquier momento del año podemos padecer tos, resfriados, mucosidad, congestión, anginas, afonía, etc. ¿Qué te parecería preparar tus propios jarabes naturales para  combatir esos síntomas y subir tus defensas?

En este artículo te explicamos cómo puedes preparar en casa estos jarabes con ingredientes naturales, tanto para prevenir como para combatir enfermedades.

Aprende a preparar un jarabe de lino, uno de cebolla y uno de naranja y cúrcuma.

Jarabes caseros

jarabe miel Chiot's Run

Los jarabes tienen como ingrediente tradicional el azúcar, que como conservante. Hoy en día recomendamos usar miel de abeja, miel de caña o azúcar moreno en lugar del azúcar blanco.

Estos endulzantes son más nutritivos y beneficiosos. En las recetas siguientes nos referiremos al endulzante, entendiendo que cada persona elegirá el que más le convenga.

Conservación de los jarabes

Una vez tengamos listos los jarabes los conservaremos en un recipiente de cristal herméticamente cerrado y preferiblemente oscuro (o envuelto para que no le entre la luz directamente), en la nevera.

Puesto que no contienen más conservantes que el azúcar o la miel, recomendamos consumirlos en un máximo de dos semanas. Como son fáciles de preparar, lo más práctico es prepararlos justo cuando los necesitemos.

Dosis recomendada

La dosis recomendada es de:

  • una cucharada sopera en ayunas como prevención
  • tres cucharadas soperas diarias, antes de las comidas, como tratamiento intensivo.

Recomendamos siempre consultar con un médico antes de realizar cualquier tratamiento, aunque sea natural.

Jarabe de lino

Este jarabe está especialmente recomendado para cuando sufrimos tos seca o nerviosa, y además nos ayudará mucho si también sufrimos estreñimiento.

Ingredientes

  • 3 cucharadas soperas de semillas de lino
  • Zumo de limón
  • Endulzante

Preparación

  1. Pondremos las semillas de lino en remojo en una taza de agua durante toda la noche.
  2. Por la mañana,  colaremos las semillas.
  3. Mezclaremos el agua con la misma cantidad de zumo de limón y del endulzante.

Las semillas que nos han sobrado podemos usarlas para añadirlas a otras recetas: sopas, guisos, pasta, ensaladas, tortillas, etc.

Jarabe de cebolla

jarabe miel 2Chiot's Run

Éste es un remedio natural que nos permite beneficiarnos de las múltiples propiedades de la cebolla. Lo recomendamos también para quienes sufran todo tipo de tos o empiecen a sufrir los síntomas del resfriado.

Ingredientes

Preparación

  1. Cortaremos las cebollas en trozos pequeños.
  2. Las mezclaremos con la misma cantidad de agua y la mitad del endulzante que hayamos elegido.
  3. Pondremos la mezcla en una olla tapada que dejaremos cocer a fuego medio durante tres horas.
  4. A continuación, colaremos el líquido y ya tendremos el jarabe listo.

Jarabe de naranja y cúrcuma

zumo naranja michelle@TNS

Este jarabe resulta delicioso y nos ayuda a combatir todo tipo de enfermedades, por lo que os proponemos preparar una buena cantidad.

Además, la cúrcuma es una especia muy beneficiosa, con propiedades antiinflamatorias y anticancerígenas.

Ingredientes

  • 1 litro de zumo de naranjas ecológicas y su peladura
  • Una cucharada sopera de cúrcuma en polvo
  • 1 kg de endulzante

Preparación

  1. Pondremos el zumo, la cúrcuma y el endulzante a cocer en una cazuela lo suficientemente grande.
  2. Cuando empiece a hervir, pararemos el fuego y lo dejaremos entibiar.
  3. Cuando ya no esté tan caliente, le añadiremos las peladuras de la naranja ralladas o cortadas en trozos muy pequeños.
  4. Lo dejaremos macerar 24 horas.
  5. Al día siguiente lo colaremos y ya lo podremos embotellar.

Consejos infalibles

Finalmente podemos añadir a nuestro jarabe casero algún ingrediente más para potenciar sus efectos. Recomendamos los siguientes:

  • Unas gotas de propóleo, que nos ayudarán a subir las defensas en general
  • Jengibre en polvo: ideal para eliminar mucosidades, dar calor al cuerpo y bajar la fiebre
  • Aceite esencial de orégano (de uso oral): este aceite nos ayuda a eliminar posibles patógenos de nuestro organismo. Bastará añadir un par de gotas al jarabe y agitarlo bien, ya que tiene un sabor muy fuerte y puede resultar irritante si tomamos más cantidad.
  • Canela en polvo: otra especia con múltiples propiedades estimulantes y también afrodisiacas.

¿Te animas a preparar tus propios jarabes caseros?

Imágenes por cortesía de Chiot’s Run

  • Al-Farsi, M., Alasalvar, C., Al-Abid, M., Al-Shoaily, K., Al-Amry, M., & Al-Rawahy, F. (2007). Compositional and functional characteristics of dates, syrups, and their by-products. Food Chemistry. https://doi.org/10.1016/j.foodchem.2006.12.051
  • Mellado-Mojica, E., & López-Pérez, M. G. (2013). An??lisis comparativo entre jarabe de agave azul (agave tequilana weber var. azul) y otros jarabes naturales. Agrociencia.
  • Ghosh, S., & Sudha, M. L. (2012). A review on polyols: New frontiers for health-based bakery products. International Journal of Food Sciences and Nutrition. https://doi.org/10.3109/09637486.2011.627846