¿Cómo prevenir las infecciones de orina en las mujeres?

29 febrero, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas
Utilizar un jabón adecuado para la zona, evitar las duchas vaginales y, en general, usar productos sin fragancias son medidas recomendables para mantener la salud de la zona íntima femenina.

Las mujeres son más propensas a sufrir infecciones de orina porque tienen la uretra más corta que los hombres. Esto significa que la distancia que recorren las bacterias es mucho más corta y, por ende, les resulta más fácil alcanzar la vejiga. Por esta razón, es normal que una mujer presente infecciones de orina con más habitualidad.

En vista de ello, es importante conocer y tener en cuenta ciertas medidas para el cuidado de la zona íntima. La prevención nunca está de más.

Además, para evitar complicaciones y poder frenar la infección a tiempo, ante los primeros síntomas es fundamental acudir pronto a un especialista que pueda recetar el tratamiento más efectivo para el caso concreto.

Medidas que ayudan a prevenir las infecciones de orina

A la hora de prevenir las infecciones de orina, es necesario seguir algunas recomendaciones básicas. Adicionalmente, toda mujer debe tener en cuenta que  lo más recomendable es consultar el caso con su médico de cabecera o ginecólogo.

El médico, en todo caso, detectará si la infección está simplemente en la vejiga o si se ha diseminado a los riñones. Dependiendo de la gravedad de la infección determinará qué tratamiento se debe seguir. En la mayoría de los casos, se deberá tomar antibióticos para evitar la propagación de la infección a los riñones.

Ahora bien, tal como explican los profesionales, llevar a cabo ciertos cambios en el estilo de vida y en la dieta pueden ayudar a prevenir algunas infecciones de las vías urinarias. Del mismo modo, tomar ciertas medidas básicas de prevención también puede ser un factor que condicione la protección de la mujer.

Medidas básicas

  • Como primera medida recomendable para prevenir infecciones de orina está la forma de limpiarse después de orinar. Hay que limpiarse siempre desde adelante hacia atrás. De lo contrario, las bacterias del ano podrían pasar a la vagina y la uretra y promover la infección.
  • Evitar los baños de inmersión y las duchas vaginales. Permanecer durante mucho tiempo dentro del agua puede ser perjudicial, puesto que las bacterias podrían llegar con facilidad a la entrada de la vejiga.
  • Si se tienen ganas de orinar después de tener relaciones sexuales, hay que ir al baño, no contenerse. También es recomendable beber agua para rehidratarte y posteriormente terminar de expulsar las bacterias a través de la orina.
  • En caso de utilizar protectores diarios, hay que asegurarse de cambiarlos cada cierto tiempo. Lo mismo cuando se necesite usar compresas y tampones.
  • No aguantarse las ganas de orinar e ir al baño cada vez que se necesite. 
  • Usar productos de higiene adecuados, neutros, libres de fragancias y sustancias potencialmente irritantes.
  • Usar ropa interior limpia cada día.

La ropa interior y sus cuidados

Para evitar infecciones de orina, también es recomendable utilizar ropa interior de algodón, el material que permite la transpiración por excelencia. Adicionalmente, hay que elegir bien la talla, ya que la ropa nunca debe quedar ajustada al cuerpo (no solo la ropa interior, sino cualquier prenda en general).

Por otra parte, es conveniente lavar la ropa interior aparte, con un jabón neutro (siempre sin perfume) y agua caliente (no hirviendo). Luego, es recomendable asegurarse de que está bien seca antes de colocársela, ya que la humedad podría causar irritaciones, comezón e infecciones.

Descubre: ¿ Se pueden tratar las infecciones urinarias con zumo de arándanos?

La hidratación, otro factor clave en la prevención de infecciones de orina

Beber suficiente cantidad de agua a lo largo del día también ayuda a prevenir las infecciones de orina. Para comprobar que se tiene una buena hidratación, se debe observar el color de la orina. Si esta es oscura, será necesario ingerir más agua o bien, alimentos ricos en agua, como la sandía, el pepino, entre otros.

La hidratación es un método eficaz para prevenir la cistitis

En conclusión

En definitiva, para prevenir las infecciones de orina es necesario mantener buenos hábitos de higiene y, en general, un estilo de vida saludable. Recuerda realizar visitas rutinarias al ginecólogo, y controlar cualquier irregularidad en la salud, pues estas son las mayores medidas de prevención.

  • Aydin, A., Ahmed, K., Zaman, I., Khan, M. S., & Dasgupta, P. (2015). Recurrent urinary tract infections in women. International Urogynecology Journal. https://doi.org/10.1007/s00192-014-2569-5
  • Scholes, D., Hooton, T. M., Roberts, P. L., Stapleton, A. E., Gupta, K., & Stamm, W. E. (2000). Risk Factors for Recurrent Urinary Tract Infection in Young Women. The Journal of Infectious Diseases. https://doi.org/10.1086/315827
  • Kontiokari, T., Laitinen, J., Järvi, L., Pokka, T., Sundqvist, K., & Uhari, M. (2003). Dietary factors protecting women from urinary tract infection. American Journal of Clinical Nutrition. https://doi.org/10.1093/ajcn/77.3.600
  • MedlinePlus, https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000521.htm
  • Office on Women´s Health (womenshealth.gov) "Ducha vaginal" (2019). https://espanol.womenshealth.gov/a-z-topics/douching