¿Cómo prevenir los hongos en la piel?

María Enriquez 26 abril, 2014
Los hongos proliferan en ambientes húmedos por lo que es muy importante secarnos a conciencia las zonas más propensas a infecciones, como los pies, axilas o ingles

Los hongos son microorganismos que nos rodean durante todo el año, aunque en verano aparecen con mayor frecuencia. Pues el calor y la humedad crean un ambiente propicio para su desarrollo.

Las zonas en donde generalmente se manifiestan son los pies, axilas, ingles y en caso de sufrir de sobre peso las zonas donde se forman pliegues por el exceso de grasa son las atacadas. Esto se debe a que los lugares mencionados tienen tendencia a permanecer húmedos, ya sea por un aumento en la transpiración o por un mal secado de la piel luego del baño.

Existen diversos medicamentos destinados a eliminar los hongos, tu médico luego de evaluar tu situación elegirá el tratamiento adecuado, pero si no llevas en cuenta las recomendaciones que iremos citando más abajo, estos invasores volverán a aparecer más temprano de lo que esperas.

Recomendaciones…

Olor de pies

  • Evita andar descalzo por lugares húmedos, no compartas zapatos, ropas, toallas.
  • Si acostumbras a concurrir a piscinas o ir a la playa, no permanezcas por mucho tiempo con la ropa mojada.
  • Seca muy bien tu cuerpo con especial atención entre los dedos de los pies, axilas y los pliegues, no realices fricciones fuertes, más bien apoya con firmeza la toalla sobre las zonas en cuestión, dando suaves golpeteos hasta eliminar toda la humedad. No resulta conveniente que lastimes tu piel ya que puede volverse más vulnerable a los hongos.
  • Si los pies te sudan mucho sería conveniente que utilices talcos anti-transpirantes, las medias que utilices deberían ser de algodón para evitar la retención de humedad y calor.
  • Otra opción válida sería utilizar un secador de cabellos para la zona entre los dedos.
  • Mantiene la higiene general de tu cuerpo, evita aquellas prendas que no permitan una correcta ventilación. Los pantalones muy ajustados aumentan la temperatura y humedad de la zona vaginal, facilitando la aparición de hongos.
  • De preferencia utiliza jabones de Ph neutro, así asegurarás una limpieza que no lastima tu piel, pudiendo luchar con mayor efectividad contra los microorganismos.
  • Nunca acudas a una sesión de pedicura sin llevar tus propios elementos. Es una ocasión ideal para contagiarte de los molestos hongos. Invierte en tu salud, y utiliza siempre tus propios elementos.

Debes sospechar que padeces de hongos si tu piel se torna enrojecida, descamada y te produce picazón.

Si tu salud es buena los hongos no deberían generar mayores problemas, pero si tus defensas se encuentran debilitadas debes tener cuidados estrictos, estos microorganismos resultan bastante peligrosos para personas con cáncer, diabetes, etc.

Remedios naturales contra los hongos

La sal es muy efectiva para la lucha frente a los hongos. Si los padeces en alguna parte del cuerpo sería ideal tomar un baño en una tina con agua tibia y una taza de sal común.

Otra manera sería formar una pasta con bicarbonato de sodio y un poco de agua, aplicas sobre la zona de los hongos, dejas secar para luego enjuagar y secar delicadamente.

El ajo también es un gran aliado para eliminar los hongos, lo puedes añadir a tus comidas o consumir cápsulas de ajo o en forma de comprimidos.

El ajo contiene entre sus ingredientes dos productos principales que se encargan de actuar en favor de la salud, se trata de la alicina y el sulfuro dialilo.
El ajo contiene entre sus ingredientes dos productos principales que se encargan de actuar en favor de la salud, se trata de la alicina y el sulfuro dialilo.

El jengibre es otra opción valedera, lo puedes agregar en tus comidas, o consumirlo en forma de infusión.

También puedes sumergir tus pies en agua tibia con sal y vinagre de manzana.

Sería prudente reducir el consumo de azúcar, pues favorecen el crecimiento y desarrollo de los hongos. Es importante recalcar que si padeces alguna enfermedad en la que tu sistema inmune se ve alterado se hace aún más necesario consultar con un médico ante la sospecha de hongos. De esa manera evitarás consecuencias negativas y peligrosas para tu salud.

Te puede gustar