Cómo remover metales del cuerpo de manera natural

Con el fin de eliminar el exceso de metales de nuestro cuerpo es fundamental que vigilemos nuestra dieta y que consumamos mucha agua para facilitar la depuración y expulsión

Uno de los metales más comunes a los que estamos expuestas las personas es el mercurio, debido a las emplomaduras que se hacen en las caries. Cada vez que masticas o muerdes, los vapores de este material salen despedidos y se van depositando en tu cuerpo. Por ello, además de buscar una alternativa para tus muelas, utiliza algunos alimentos para remover los metales del cuerpo naturalmente.

¿Tiene efectos secundarios el mercurio?

Este es un debate que se viene produciendo desde hace tiempo y aún no se ha llegado a ningún resultado arrollador, pero se cree que la exposición prolongada del organismo al mercurio es contraproducente. Es que una vez que ha ingresado en el cuerpo, se acumula por años.

Las investigaciones han demostrado que puede causar problemas menores a la salud. Así, la intoxicación por mercurio se vincula a envejecimiento prematuro, desórdenes inmunes, trastornos psicológicos, mal de Alzheimer, asma, cáncer, ansiedad, déficit de atención, gingivitis y depresión. También hay evidencias donde se explica que el mercurio es responsable por infecciones virales o bacteriales, “enmascarándolas” hasta completar el tratamiento para luego volver a atacar.

metales2

La buena noticia es que se pueden utilizar alimentos para eliminar el mercurio del cuerpo. Aún en grandes cantidades o bien si no se tienen síntomas, podrás remover metales tóxicos del organismo con alimentos que compras en el mercado.

Pasos a seguir

  • En primer lugar es bueno que leas y te informes sobre los síntomas que ocasiona el mercurio en el cuerpo. Los más comunes son la depresión, el insomnio, la fatiga, la pérdida de memoria y el embotamiento de los sentidos. Algunos pacientes experimentan entumecimiento en cualquier parte de cuerpo. No dudes en consultar con un médico para que te evacue todas las dudas que tengas.
  • Para confirmar si tienes mercurio en el cuerpo, es vital que recuerdes si alguna vez el odontólogo te ha realizado un empaste de amalgama. Es esa pasta de color plateada o gris que se coloca cuando hay caries. Si esto es así, debes ser examinado por un especialista.
  • En tercer término, presta mucha atención a la dieta que sigues. Es vital que consumas mucha agua, ácidos grasos y minerales para eliminar el mercurio del organismo, porque se unen a este metal y lo remueve, al igual que hacen con otras toxinas. El agua es necesaria para expulsar vía orina sin que se acumulen en los riñones. Ten en cuenta que el déficit de lípidos afectan el sistema nervioso, haciéndolo más vulnerable a los metales.

Alimentos para eliminar metales del cuerpo

Los minerales que te ayudarán a desintoxicarte son el zinc,, el manganeso, el selenio, el germanio y el molibdeno. Estos se encuentran en los siguientes alimentos:

  • Ajo: convierte a los metales pesados en solubles al agua, ayudando a removerlos fácilmente. Esto se debe a que en sus composición presenta azufre, que oxidan el mercurio.

metales3

  • Remolacha: es muy efectivo en la desintoxicación y a su vez, una gran fuente de nutrientes, como por ejemplo la biotina, soluble en agua y metabolizador de las proteínas, los hidratos de carbono y las grasas.
  • Zanahoria: ayuda a estimular al hígado, el aparato digestivo y los riñones mientras ayuda a eliminar los metales que se acumulan en el cuerpo.
  • Cítricos: la naranja, la mandarina y el limón tienen una gran acción descontaminante ya que remueven restos de metales pesados del organismo.
  • Manzana: proporciona el 10% de la ingesta diaria de fibras y a su vez, sirve para desechar toxinas. El zumo de manzana es ideal para eliminar aluminio.

Recetas de remedios caseros para remover metales pesados

Además de consumir los alimentos detallados anteriormente, se pueden preparar algunos remedios naturales para que el efecto sea superior. Algunas de las opciones son:

  • Remedio de cilantro: colocar 1 taza de cilantro, el zumo de un limón o lima y un poco de aceite de oliva en la licuadora y mezclar hasta que se pique completamente. Luego añadir dos dientes de ajo y media taza de frutos secos (surtidos o una sola especie). Tritura todo y haz una pasta espesa. Puedes añadir más limón o aceite para que quede un poco más líquido. Vierte en un frasco de vidrio con tapa hermética y luego colócalo en el refrigerador. Come dos cucharadas de esta mezcla durante dos semanas. No es necesario que sea solo, puedes untar en tostadas, como condimento de ensaladas o una salsa para las pastas. Lo único que debes tener en cuenta es que ha de comerse crudo, sin cocinar.
  • Zumo de remolachas: licua 3 remolachas pequeñas cortadas en trozos, 2 zanahorias grandes sin cáscara y en rodajas y 2 manzanas cortadas (roja o verde). Bebe un vaso de este zumo por día, de preferencia en ayunas.

metales4

  • Zumo de arándanos: envuelve el centro de una col mediana y 3 zanahorias grandes sin cáscara y cortada en trozos en una hoja de col y tritúralo en la licuadora. Ve añadiendo los arándanos hasta que se forme un zumo. Bebe un vaso al día, cuando desees.
  • Zumo de tomates: en una licuadora mezcla 2 tomates medianos, 1 manzana roja, 1 zanahoria mediana, el zumo de 1 limón, el zumo de 1 naranja, 2 cucharadas de miel y agua. Bebe el resultante cuando gustes, es excelente para limpiar el organismo.
  • Zumo de rábanos: mezcla en la licuadora 100 gramos de rábanos rallados y 1 taza de zumo de zanahoria. Cuela y bebe de inmediato. La dosis es 1 vaso por semana, bebido por la mañana.

Imágenes cortesía de Rodrigo Cartagena Armijo, Alan Sin, Richard North, B.D.’s world

Categorías: Remedios naturales Etiquetas:
Te puede gustar