Cómo tratar el Síndrome de los Ovarios Poliquísticos

Es importante acudir a un médico si presentamos varios síntomas que puedan hacer sospechar de la presencia de esta enfermedad antes de desarrollar otras dolencias relacionadas.

El síndrome de los ovarios poliquísticos o SOP es una enfermedad que está ligada con desequilibrios hormonales. Está relacionado con la sobreprodución de andrógenos (hormona másculina) en la mujer, que dificultan la liberación de los óvulos.

En el síndrome de los ovarios poliquísticos los ovarios no se liberan, sino que permanecen en el útero. Así, se forman pequeñas acumulaciones de líquido en su interior que dificultan su salida.

Afecta a muchas mujeres que no lo tienen diagnosticado, pero que padecen sus síntomas, como exceso de vello, acné, irregularidades menstruales, sobrepeso o problemas de fertilidad.

Posibles síntomas

Aunque el síntoma más conocido es la aparición de pequeños y múltiples quistes en los ovarios, también pueden padecerse estos otros síntomas:

  • Acné.
  • Exceso de vello.
  • Caída de cabello.
  • Irregularidades menstruales.
  • Esterilidad.
  • Problemas de peso.
  • Fatiga.
  • Irritabilidad.
  • Manchas oscuras en la piel.

Es importante acudir a un médico para detectar esta enfermedad cuanto antes.

Algunas mujeres la padecen sin saberlo, y a la larga puede provocar otros problemas, como diabetes tipo 2, enfermedades cardiacas, hipertensión, colesterol, obesidad, etc.

Presentamos algunos consejos de alimentación, así como suplementos naturales que te pueden ayudar a tratar naturalmente el SOP para prevenir enfermedades más graves en el futuro.

Alimentación adecuada

El SOP está muy relacionado con el hígado graso, por lo que deberemos cuidar nuestra alimentación para que sea lo más equilibrada posible. Algunos alimentos que podemos incorporar a nuestra dieta son:

  • Alimentos integrales, por ser reguladores del azúcar en sangre: arroz integral, harina integral, etc.
  • Grasas “buenas”: aceites de primera presión en frío de oliva, girasol y sésamo, aguacate, frutos secos (especialmente nueces), semillas (de girasol, de calabaza, de lino, etc.).
  • Fruta.
  • Verdura.
  • Legumbres.
  • Pescado azul.

Por el contrario, evitaremos especialmente:

  • Azúcar blanco y alimentos que lo contengan.
  • Grasas perjudiciales y trans (fritos, bollería industrial, margarina, platos precocinados, etc.).
  • Exceso de carne.
  • Leche y derivados lácteos.
  • Alimentos refinados: pan blanco, harina blanca, etc.

Además de estos consejos de alimentación, te presentamos algunas plantas medicinales que nos pueden ayudar a regular los niveles hormonales de la manera más natural.

Sauzgatillo

El sauzgatillo o Vitex Agnus Castus es un arbusto que ha sido usado durante siglos para tratar transtornos ginecológicos y regular la producción hormonal.

Es especialmente efectivo tomar sauzgatillo cuando el SOP se acompaña de bajos niveles de progesterona y prolactina.

Tomaremos 200 mg al día de extracto durante al menos 3 o 4 meses para valorar los resultados.

sauzgatillo M. Martin Vicente

Regaliz

El regaliz es una planta medicinal que nos permite tratar naturalmente los ovarios poliquísticos mientras ayuda a regular los ciclos menstruales.

Además, es muy beneficioso cuando sufrimos acné o exceso de vello, y su extracto se usa en preparados para mejorar la fertilidad en mujeres que sufren el SOP.

Podemos tomarlo en infusión, en extracto, masticando la raíz o bien en pastillas y comprimidos que venden en herbolarios y dietéticas. Intentaremos que sea regaliz puro y natural, sin azúcar ni otros añadidos.

Las mujeres que sufran hipertensión arterial deberían evitar este remedio.

Lúpulo

El lúpulo o Humulus lupulus se usa como regulador para trastornos menstruales. En este caso es especialmente adecuado cuando también sufrimos estrés o tensión nerviosa, ya que el lúpulo también tiene importantes propiedades relajantes y sedantes.

Contiene fitoestrógenos, es decir, hormonas de origen vegetal que funcionan como los estrógenos.

Lo tomaremos en forma de extracto o tintura, de venta en herbolarios.

lupulo fturmog

Menta y hierbabuena

Estas dos deliciosas plantas medicinales nos ayudarán también a combatir algunos síntomas como el exceso de vello y acné.

Las podemos tomar en infusión o en extracto. También podemos disponer directamente de la planta, para poder coger diariamente unas cuantas hojas frescas y batirlas con agua, limón y un poco de estevia o miel.

De esta manera prepararemos una bebida muy refrescante para beber a lo largo del día, que además es muy digestiva y elimina el mal aliento.

menta I believe I can Fry

Semillas de lino

Mención especial merecen las semillas de lino o linaza que, gracias a su contenido en ácidos grasos Omega-3 y Omega-6, funcionan como reguladores hormonales naturales y nos ayudan a equilibrar los niveles de estrógenos y aumentar la ovulación.

Tomaremos diariamente 2 cucharadas de aceite de semilla de lino de primera presión en frío o bien 6 cucharadas de semillas de lino. En este caso, deben estar molidas para asimilar bien sus propiedades.

Este preparado lo podremos añadir a cremas, sopas o ensaladas. Además, lo podemos combinar con otras semillas (de sésamo, girasol, chía).

Imágenes por cortesía de M. Martin Vicente, I believe I can Fry y fturmog

del Tirado, F. J. C., Ortega, A. J. M., & Del Tirado, R. A. C. (2014). Guía de práctica clínica de síndrome de ovario poliquístico. Archivos de Medicina. https://doi.org/10.3823/1216

Facio-Lince García, A., Pérez-Palacio, M. I., Molina-Valencia, J. L., & Martínez-Sánchez, L. M. (2015). Síndrome de ovario poliquístico y complicaciones metabólicas: más allá del exceso de andrógenos. Revista Chilena de Obstetricia y Ginecología. https://doi.org/10.4067/S0717-75262015000600013

Burger, H. G. (2002). Androgen production in women. Fertility and Sterility. https://doi.org/10.1016/S0015-0282(02)02985-0