Cómo tratar los poros dilatados

20 septiembre, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la médica Karla Henríquez
No dudes en consultar con tu dermatólogo el tratamiento más adecuado para tu caso concreto. Se recomienda limpiar la cara con regularidad, para ayudar a eliminar el exceso de sebo y reducir el tamaño de los poros.

Los poros faciales dilatados siguen siendo una preocupación dermatológica y cosmética común del acné y la rosácea, entre otras afecciones, que son difíciles de tratar debido a su naturaleza multifactorial y al impacto negativo en la calidad de vida de quien los presenta.

Se suelen abordar principalmente mediante el tratamiento de factores relacionados, como el aumento de la producción de sebo y el envejecimiento cutáneo. A continuación, te mostramos cómo proceder para combatirlos.

Rutina para cerrar los poros dilatados

Rutina para cerrar los poros dilatados

Los poros dilatados son difíciles de tratar, en parte debido al desconocimiento de la causa que los provocan. Por lo tanto, para un tratamiento adecuado y efectivo se debe acudir al dermatólogo, de este modo se estudiará el caso de manera individual.

Aunque hay muchos factores que inciden en la presencia de poros dilatados, algunos cuidados básicos pueden ayudar, en gran medida, a reducirlos.

Los tratamientos para los poros dilatados normalmente tienen como objetivo principal disminuir la producción de sebo, rejuvenecer la piel, eliminar el vello o disminuir el tamaño de los folículos.

Sin embargo, se podría reducir su tamaño con una rutina de cuidados adecuada y respetuosa con tu tipo de piel. Esta podría ayudar a proteger la piel ante agresiones y evita la presencia de imperfecciones como los puntos negros y acné. ¿Te interesa? Atiende a lo siguiente:

  • Limpia tu piel regularmente con un limpiador suave para mantenerlos limpios y libres de suciedad.
  • Cuando limpies tu cara, aplica compresas frías en las mejillas para eliminar los poros abiertos, ya que el frío ayuda a cerrarlos. Si el área está muy afectada, emplea hielo.
  • Exfolia tu piel una vez a la semana con productos no abrasivos, libres de jabones y alcoholes, para eliminar las células muertas y mantener los poros limpios. Así, promoverás la renovación celular.
  • Aplica un tónico facial al menos 2 veces al día, como el hamamelis, si tu piel no se seca en exceso.
  • Utiliza una crema hidratante oil free todos los días. Así prevendrás la sequedad de la piel y la mantendrás suave e hidratada.

Remedios caseros para eliminar los poros dilatadosMascarilla para cerrar los poros

Como hemos comentado, los poros faciales dilatados pueden tener muchas causas, normalmente son el resultado de una piel grasa, debido al exceso de sebo que producen las glándulas sebáceas, aunque también influyen la genética o el envejecimiento.

No dudes en consultar con tu dermatólogo el tratamiento más adecuado para tu caso concreto. Se recomienda limpiar la cara con regularidad, para ayudar a eliminar el exceso de sebo y reducir el tamaño de los poros.

Existen remedios caseros que, aunque no dan resultados permanentes, pueden ser un apoyo para ayudar a disminuir los poros dilatados temporalmente. Eso sí, antes de llevar a cabo estos pasos consulta con tu dermatólogo.

Lee este artículo: ¿Por qué es importante la rutina de limpieza facial?

Vapor facial

Un método utilizado sobre todo para tratar el acné es el vapor para ayudar a limpiar los poros dilatados. Para ello:

  • Cubre tu cabeza con una toalla y coloca la cara sobre el agua bien caliente, por lo menos a 5 centímetros de distancia para evitar quemaduras.
  • Deja que el vapor limpie los poros durante 10 minutos y, luego, enjuaga tu cara con agua fría.

Exfoliación con azúcarExfoliar piel con azucar

  • Agrega el agua a una pequeña cantidad de azúcar para preparar una pasta.
  • Extiende la pasta por la piel con un ligero masaje y déjala actuar durante 15 a 20 minutos.
  • Por último, enjuaga con agua tibia; esto podría ayudar a eliminar la grasa y la suciedad y hacer que los poros se vean más pequeños.

Lee también: Cómo preparar un exfoliante con aspirinas y miel de abejas

No dudes consultar con tu dermatólogo el tratamiento más adecuado para tu caso. Estos remedios podrían ser un complemento, en el caso de que el profesional así lo considere.

  • Roh, M., Han, M., Kim, D., & Chung, K. (2006). Sebum output as a factor contributing to the size of facial pores. British Journal of Dermatology. https://doi.org/10.1111/j.1365-2133.2006.07465.x
  • Shapiro, S. S., & Saliou, C. (2001). Role of vitamins in skin care. Nutrition. https://doi.org/10.1016/S0899-9007(01)00660-8
  • Verdier-Sévrain, S., & Bonté, F. (2007). Skin hydration: A review on its molecular mechanisms. Journal of Cosmetic Dermatology. https://doi.org/10.1111/j.1473-2165.2007.00300.x