Complicaciones del cáncer de garganta

Katherine Flórez 29 noviembre, 2015
El cáncer de garganta es totalmente curable si se detecta a tiempo. Los diagnósticos tardíos traen consigo muchas complicaciones para el tratamiento y la curación.

El cáncer de garganta, como otros cánceres, tiene un mejor pronóstico cuando se detecta en las fases iniciales. En esos casos, casi siempre es curable. Por el contrario, si el tumor ya es muy grande, o se ha diseminado fuera de la cabeza y el cuello, se convierte en incurable.

Las complicaciones del cáncer de garganta tienen que ver con el tipo de tumor y su localización, con el tipo de tratamiento que se aplique, o bien con la rehabilitación después de que el tratamiento fue aplicado.

Aunque las complicaciones asociadas al cáncer de garganta pueden causar muchas incomodidades, casi todas ellas son temporales y tratables. Se requiere, eso sí, de un seguimiento constante para que estas dificultades no pasen a mayores.

El cáncer de garganta

Cuando se habla de cáncer de garganta, en realidad se está hablando de muchos tipos de cánceres. Básicamente este concepto aglutina a afecciones cancerosas que se producen en la faringe o la laringe.

Hay distintos tipos de cáncer de garganta, de acuerdo con el punto en donde tiene lugar la enfermedad. Estos son:

  • Nasofaríngeo. Detrás de la nariz.
  • Orofaríngeo. Detrás de la boca, en la zona de las amígdalas.
  • Hipofaringeo o laringofaríngeo. En la parte inferior de la garganta, entre el esófago y la tráquea.
  • De glotis. Inicia en las cuerdas vocales.
  • De supraglotis. En la parte superior de la laringe y epiglotis.
  • De subglotis. Debajo de las cuerdas vocales, en la parte inferior de la laringe.

Las complicaciones del cáncer de garganta tienen que ver, primero que todo, con el punto en donde este tiene lugar.

Lee también: Prepara un espray natural para las molestias de la garganta

Principales complicaciones del cáncer de garganta

La principal complicación del cáncer nasofaríngeo es la migración de las células cancerosas a las zonas cercanas. Esto ocurre en la mayoría de los casos y afecta principalmente a los ganglios linfáticos del cuello.

Detención de los ganglios.

En el cáncer orofaríngeo o hipofaríngeo, la principal complicación tiene que ver con la aparición de trastornos del habla y dificultades en la respiración. También es habitual que haya dificultades para la deglución de los alimentos, lo cual puede afectar la nutrición.

La principal complicación del cáncer de glotis, supraglotis y subglotis, conocido genéricamente como cáncer de laringe, es el hecho de que la mayoría de los pacientes van a requerir de una extirpación completa de la laringe, o laringectomía total.

Dicha extirpación hace que se separen la vía digestiva y la vía respiratoria. Por lo tanto, una vez culmine la recuperación, el paciente se alimentará por la boca, pero tendrá que respirar a través de un orificio en el cuello, o traqueotomía.

Complicaciones durante el tratamiento

El tratamiento del cáncer de garganta puede dar lugar a una serie de efectos directos o indirectos. A veces estos son agudos, o de corto plazo, o crónicos, o de largo plazo. Tales efectos son causados por la cirugía, la quimioterapia o la radioterapia.

Las complicaciones más habituales asociadas a la quimioterapia son: sangrado en la boca y eventual daño en los nervios. La radioterapia, por su parte, suele originar más consecuencias. Entre ellas:

  • Formación de tejido fibroso en la boca, o fibrosis.
  • Enfermedades de las encías y caries dentales.
  • Deterioro en el tejido, hueso o músculo que recibe la radiación.

Tanto la radioterapia como la quimioterapia pueden hacer que se inflamen las membranas mucosas de la boca. También es posible que causen infecciones, que pueden extenderse a otras áreas del cuerpo. Así mismo, es habitual que originen sequedad en la boca, cambios en el sentido del gusto y dolor.

Visita este artículo: Síntomas de una inflamación en el esófago

Complicaciones durante la rehabilitación

Una vez que se ha completado el tratamiento para el cáncer de garganta, la principal complicación es que la enfermedad reaparezca. Es más probable que esto ocurra dentro de los dos o tres años posteriores al final del tratamiento. Por eso es muy importante continuar con el control y seguimiento médico.

Técnicas para desintoxicarte emocionalmente

También es muy importante que se haga un seguimiento al estado de la glándula tiroides. De igual manera, el trabajo fisioterapéutico necesario para recuperar por completo el habla normal y la capacidad de deglutir los alimentos sin problema. El control nutricional es determinante.

Muchas personas que han padecido cáncer de garganta van a necesitar ayuda psicológica. Las dificultades para hablar, principalmente, podrían dar origen a problemas de aislamiento, ansiedad y depresión. De ahí la importancia del apoyo profesional.

Bibliografía

Te puede gustar