Conoce los beneficios del té rojo

El té rojo es rico en flavonoides, que favorecen la salud cardiovascular, y en calcio, por lo que es una alternativa muy saludable para aquellas personas intolerantes a la leche

El té es cada vez más popular, llegando inclusive a convertirse en el favorito de miles de personas alrededor del mundo.

Lo ideal y lo más esperado es que el té sea la bebida preferida de todas las personas, tanto niños como adultos, ya que por ser un producto natural es mucho más saludable que las bebidas gaseosas.

Existen muchas clases de té; hoy trataremos sobre el té rojo para que aprendamos juntos cuáles son sus beneficios.

¿Qué propiedades tiene el té rojo?

El té rojo se puede consumir tanto frío como caliente, además es una bebida muy refrescante y deliciosa para quitar la sed.

El té rojo se toma caliente generalmente como un calmante para el organismo, asimismo como una de sus mayores características es la ausencia de cafeína, siendo esta una de sus propiedades más importantes, ya que ayuda a las personas que sufren de insomnio a controlar su desorden y poder conciliar el sueño normalmente.

Otra de las propiedades que se le conocen al té rojo es que tiene efectos hidratantes y es un magnífico antioxidante. Entre algunas investigaciones que se han realizado para conocer más beneficios, se encontró que ayuda a retardar el envejecimiento, estimula el sistema inmunológico, protegiendo de esta manera al organismo contra las infecciones y los resfriados.

Ademas se descubrió que también funciona muy bien como calmante de calambres, de dolores de cabezacalma y controla las alergias, el asma y ayuda también a mantener la presión arterial en unos niveles muy normales.

El té rojo al igual que las frutas, las verduras, el vino tinto y el chocolate son alimentos ricos en flavonoides, los cuales aportan grandes beneficios cardiovasculares a las personas que los consumen con regularidad.

Otros beneficios…

El té rojo es muy famoso y apetecido entre las mujeres ya que ayuda a mantener la piel hidratada, suave y tersa, pues su aporte de minerales como el zinc favorece mucho como tratamiento para el acné; además el polvo es utilizado para aplicarlo en irritaciones de la piel.

Este además proporciona una buena cantidad de calcio, ayudando a las personas que lo consumen a tener unos huesos sanos, especialmente a los niños que en su etapa de crecimiento requieren un aporte extra de calcio para tener huesos sanos y fuertes, y a las personas adultas mayores que pueden sufrir una descalcificación normal por la edad.

El té rojo es una muy buena alternativa para aquellas personas que no pueden consumir los productos lácteos porque sus organismos no los toleran, y por esta razón no pueden acceder al calcio que estos productos proporcionan, pero consumiendo el té rojo le brindan a su organismo las cantidades de calcio que este requiere, además se digiere fácilmente.

En estudios realizados recientemente se encontró que esta bebida protege al organismo de lesiones tan dañinas como pueden ser las asociadas a cáncer de piel; también es de gran ayuda para evitar y controlar el estrés en personas que son propensas a padecerlo.

Como podemos darnos cuenta, es una deliciosa y sana alternativa, tanto para refrescarnos como para tratar y prevenir muchas enfermedades.

Imagen cortesía de Maus Vicente

Categorías: Buenos hábitos Etiquetas:
Te puede gustar