Consecuencias del abuso del alcohol

María Enriquez 8 diciembre, 2013
Al ser una droga legal la persona que consume alcohol no es consciente del daño que este representa para su salud y, en caso de conducir bajo sus efectos, para la de otros

En primer lugar debemos mencionar que cada vez son más las personas que abusan del alcohol. En estos casos, aparte de los problemas de salud que acarrea, es la familia del enfermo la que más sufre.

Los inconvenientes pasan desde la vergüenza de los familiares, graves accidentes de tránsito si se conduce bajo los efectos de la droga. Pérdida del trabajo, ruina económica, violencia, divorcios, cárcel, suicidios, homicidios, ahogamientos, muertes por quemaduras, entre otras.

Las personas que abusan del consumo generalmente sufren de problemas como depresión, baja autoestima, no están conformes con su vida, o son de aquellos que no saben enfrentar los tiempos difíciles y toman al alcohol como una salida o un alivio momentáneo de su malestar.

Debe llamar la atención a nosotros o a un familiar si su frecuencia en la toma de alguna bebida alcohólica va en crecimiento, necesitando de la misma para sentirse bien o aliviado, o en caso de aumentar la cantidad habitual.

Quienes presentan problemas con la droga (alcohol etílico) beben solos/as y la necesidad puede manifestarse a cualquier hora y situación. Cualquier ocasión es buena excusa para beber un trago.

La persona siente rabia o se pone a la defensiva en cuanto alguien le pregunta si tiene alguna dificultad para dejar de beber, consume a escondidas, presenta síntomas de abstinencia, y sólo consigue calmar su pesar ingiriendo alcohol.

¿Qué es el alcoholismo?

Según la OMS es un trastorno crónico de la conducta caracterizado por la dependencia hacia el alcohol con la presencia de dos síntomas principales: la persona no puede detenerse en la ingestión y tampoco puede abstenerse de su consumo.

El alcohólico depende del alcohol, tanto física como psíquicamente.

Grados de embriaguez:

  • Embriaguez leve: se produce con una concentración en sangre de 0,2 a 0,5 % de alcohol.
  • Embriaguez moderada: con una concentración en sangre de 0,5 y 0,7 %.
  • Embriaguez grave: con una concentración en sangre superior a 0,7 %

¿Cómo afecta el abuso del alcohol en la salud?

Higado Graso

El consumo en exceso del alcohol produce diversas lesiones en el organismo, entre las cuales podemos citar a las siguientes:

  1. Gastritis crónica
  2. Úlceras estomacales
  3. Hemorragias digestivas
  4. Hepatitis alcohólica.
  5. Hígado adiposo.
  6. Cirrosis hepática
  7. Pancreatitis
  8. Hipertensión arterial
  9. Impotencia en los varones
  10. Menopausia precoz en las mujeres
  11. Cáncer de esófago y estómago 
  12. Puede producir mayor deseo sexual, pero con disminución en la potencia en hombres.
  13. Trastornos en la memoria.

Es una falsa creencia que como el alcohol es una droga aceptada por la sociedad puede ser más inofensiva que las prohibidas. Como ya hemos mencionado son innumerables los efectos nocivos que produce en nuestra salud, del mismo modo a nivel social y laboral.

Tengamos en cuenta los signos de alarma para evitar daños irreversibles. El consumo en exceso se traduce en menos años de vida. Los órganos principales se ven afectados y como resultado tendremos un cuerpo deteriorado que no coincide con la edad que se lleva. Ocasionando una muerte prematura que podía haberse evitado.

Es muy triste que familias se deban separar por problemas como este. El daño es tan grande tanto para quienes lo sufren en carne propia así como también para quienes deben presenciar ese triste deterioro, los hijos llevan un triste recuerdo para toda la vida de un padre o una madre que padeció de la enfermedad del Alcoholismo.

La vergüenza, la humillación, la tristeza, van a acompañar al entorno del alcohólico mientras dure la adicción, que en muchos casos puede ser superada, pero lastimosamente en otros sólo se termina con la muerte o con la persona incapacitada por los daños que se fueron produciendo en su cuerpo.

La vida está hecha para disfrutarla, nadie dijo que sería fácil. Los obstáculos nos hacen fuertes, y nos entrenan para los tiempos difíciles. Aprendamos a enfrentar los problemas, y a vivir con una actitud positiva. Inmediatamente el pronóstico de cualquier dificultad cambia para bien.

La adicción al alcohol o a cualquier otra droga solo da solución o bienestar momentáneos, los problemas siguen allí y no se irán mientras no los enfrentemos con valentía y sobre todo sobriedad.

Nadie dice que este mal compartir alguna que otra copa en un acontecimiento social, pero ningún exceso trae efectos positivos.

NUNCA bebas alcohol si luego vas a conducir. Tu familia te espera sano y salvo...
NUNCA bebas alcohol si luego vas a conducir.
Tu familia te espera sano y salvo…

Si nos damos cuenta que el alcohol está perjudicando nuestra vida, actuemos. Pidamos ayuda de ser necesario. Mejor prevenir que lamentar, vale más una vida con problemas que enfrentar, que una con problemas de los cuales huir.

Te puede gustar