Consejos de higiene antes y después del sexo oral

Este artículo ha sido verificado y aprobado por el farmacéutico Sergio Alonso Castrillejo el 23 abril, 2019
Raquel Lemos Rodríguez · 24 abril, 2019
La higiene durante las relaciones sexuales, incluso al mantener sexo oral, es muy importante. Hoy descubriremos algunos consejos para mantenerla.

La higiene antes y después del sexo oral es muy importante. Sin embargo, no solemos prestarle la atención adecuada. En este artículo no solo descubriremos cómo llevar a cabo este tipo de higiene sino, también, las consecuencias de no hacerlo.

En cuestiones del sexo oral solemos dejar de lado diferentes precauciones que tendríamos al practicar sexo vaginal o anal. Un ejemplo es la falta del preservativo o barreras bucales en este tipo de práctica en específico.

La higiene antes y después del sexo oral

Como bien señala el artículo Nivel de conocimientos y comportamientos de riesgo relacionados con infecciones de transmisión sexual entre adolescentes mujeres, el riesgo de contraer una ITS a través del sexo oral es elevado. Por esta razón, también, es necesario tratar el tema de la higiene.

Aunque podamos pensar que la higiene antes y después del sexo oral es la misma, es necesario tomar conciencia de la importancia de llevarla a cabo de la manera más adecuada para nuestra salud. Para ello, incidiremos en diferentes partes que deben tener una atención mucho mayor.

La higiene antes

Limpieza íntima
Antes de cualquier encuentro sexual es conveniente realizar una limpieza adecuada que reduzca el riesgo de infecciones como hongos o malos olores.

Empezaremos por la higiene que es necesario que llevemos a cabo antes del sexo oral. Con agua y jabón, mejor si es un jabón adecuado para la zona íntima, lavaremos la zona muy bien. Los hombres no deben olvidarse de los testículos y el perineo, y las mujeres deben concentrarse en los labios mayores y menores.

Los hombres que no están circuncidados suelen acumular esmegma, como bien señala el artículo Circuncisión masculina para la disminución del riesgo de infección por virus de inmunodeficiencia humana e infecciones de transmisión sexual. Esta es una secreción blanca que puede provocar mal olor.

La forma de evitar esto es retirar el prepucio hacia atrás y aplicar abundante agua en la cabeza del pene. Tras esto, la zona íntima debe secarse muy bien para evitar que la humedad permita la proliferación de hongos.

En el caso de las mujeres, también tras limpiar bien la zona genital, incluida el ano, se debe secar bien esta zona. Es una forma de evitar problemas como la candidiasis vaginal.

Quizá te interese: 9 mitos y verdades del sexo oral

La higiene después

Después de mantener relaciones puede darnos pereza volver a lavarnos la zona íntima. Sin embargo, esto es indispensable. ¿De qué manera debemos hacerlo? ¿Por qué es tan importante? Vamos a verlo con los siguientes puntos:

  • Evitar la formación de bacterias: limpiar el área genital, tanto del hombre como de la mujer, evitará la proliferación de bacterias. Sobre todo, si hemos utilizado lubricantes, aceites o preservativos.
  • Reducir el riesgo de cistitis: este es un problema que afecta a las mujeres y que puede evitarse lavando la zona íntima tras el sexo oral. No es conveniente que quede húmeda.

En el caso de que hayamos mantenido relaciones fuera de casa y no haya posibilidad de utilizar un bidé, podemos hacer uso de toallitas higiénicas. Por eso, es importante que siempre las llevemos encima.

Toallitas higiénicas
En caso de no disponer de un baño, las toallitas higiénicas suponen una herramienta de higiene adecuada.

La boca en el sexo oral

Hemos visto algunas recomendaciones de higiene antes y después del sexo oral. Sin embargo, debemos prestar especial atención a la higiene de la boca, sobre todo antes de mantener relaciones sexuales. El motivo está en que la boca es una gran fuente de bacterias.

No obstante, no está de más recordar, también, la necesidad de prevenir infecciones de transmisión sexual. El uso del preservativo y las barreras bucales son recursos que evitarán que este contagio.

Quizá te interese: 9 tipos de preservativos que debes conocer

Solemos tener la creencia de que las ITS no se contagian de los genitales a la boca. Pero este es un desafortunado error. El virus del papiloma humano, por ejemplo, puede derivar en un cáncer oral. Por lo tanto, al hablar de higiene también es necesario que mencionemos la importancia de protegernos adecuadamente

Esperamos que este artículo te haya ayudado a conocer, un poco mejor, en qué debes fijarte cuando laves tus genitales antes del sexo oral. Asimismo, te animamos a que tomes conciencia de la importancia que tiene que te protejas en este tipo de encuentros íntimos.

Las infecciones de transmisión sexual son cada vez más frecuentes. Si deseas disfrutar del sexo oral sin preocupaciones, no olvides tener en cuenta los métodos de protección. ¿Los tomas en cuenta para el sexo oral?

  • Carmona-Lorduy, M., Porto-Puerta, I., Lanfranch, H., Medina-Carmona, W., Werner, L., & Maturana, S. (2018). Manifestaciones bucales de enfermedades de transmisión sexual identificadas en tres servicios de estomatología en Sur América. Universidad y Salud20(1), 82-88.
  • Cháirez Atienzo, Perla, Vega Memíje, María Elisa, Zambrano Galván, Graciela, García Calderón, Alma Graciela, Maya García, Ixchel Araceli, & Cuevas González, Juan Carlos. (2015). Presencia del Virus Papiloma Humano en la Cavidad Oral: Revisión y Actualización de la Literatura. International journal of odontostomatology9(2), 233-238.
  • Valdés García, Luis Eugenio, Malfrán García, María Dolores, Ferrer Savigne, Yoire, & Salazar Aguilera, Enma. (2012). Conocimientos, actitudes y prácticas sexuales en la provincia de Santiago de Cuba. MEDISAN16(1), 1-13. Recuperado en 22 de abril de 2019, de http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1029-30192012000100001&lng=es&tlng=es.