7 consejos y ejercicios que te ayudarán a eliminar las chaparreras definitivamente

La combinación de ejercicios cardiovasculares con masajes linfáticos o exfoliaciones en seco puede ser una gran forma de reducir las chaparreras o cartucheras y recuperar la suavidad de la piel

Eliminar las chaparreras o cartucheras es el objetivo de muchas mujeres que buscan un cuerpo más fino y esbelto. Para aquellas con unos kilos de más o las que prefieren caderas menos redondeadas este artículo puede ser la solución. Descubre los consejos y ejercicios más efectivos para eliminar las chaparreras.

¿Qué son las chaparreras?

Llamamos chaparreras o cartucheras a la acumulación de grasa que se forma en la parte baja de las caderas o la parte alta de los muslos. Aunque nos parezcan antiestéticas, estos engrosamientos están determinados no solamente por nuestra dieta, sino también por nuestra genética y  fisiología. No es fácil reducir la grasa de una zona específica . Debes ser paciente pero tomando las medidas adecuadas lograrás tu cometido.

A continuación te presentamos:

7 consejos para reducir las chaparreras

exceso-de-michelines

Acompañados de una dieta equilibrada estas actividades te permitirán mejorar tu silueta.

  1. Exfoliación con café y sal marina

El primer paso para eliminar la grasa que se acumula en una zona rebelde consiste en realizar, una vez por semana, una exfoliación profunda de la piel. De este modo, activamos la regeneración celular, la circulación y también combatimos la celulitis y la flacidez. Para la zona que vamos a tratar usaremos un exfoliante diferente a los que se destinan al cutis u otras partes delicadas.  Podemos aprovechar los posos del café, mezclarlos con sal marina gruesa y utilizarlos para frotar el área. Al terminar  aclaramos con abundante agua

  1. Cepillado en seco

El cepillado en seco es una técnica muy sencilla que funciona como un masaje. Se utiliza para activar el flujo sanguíneo y la eliminación de líquidos y toxinas, obteniendo una piel más suave y unas caderas más firmes. Debe realizarse de 2 a 3 veces por semanas utilizando un cepillo de cerdas gruesas que compraremos en una tienda especializada.

  1. Masaje con aceites

Chica rubia recibiendo un masaje.

Si adquirimos el hábito de exfoliar y cepillar la piel, también deberemos hidratarla en profundidad para evitar que se reseque. Con un buen aceite vegetal podemos nutrir la piel y prevenir las chaparreras y las estrías. Recomendamos combinar el aceite de almendras o de coco con unas gotas de aceite esencial de limón, romero y lavanda.

  1. Aplicación de agua fría

Un hidromasaje alternando agua fría y caliente es la mejor manera de activar la circulación, reducir la grasa y mejorar la firmeza y el aspecto de la piel. Es, por lo tanto, un buen consejo natural para eliminar las chaparreras.

  1. Caminar

Las personas que tienen por costumbre caminar mucho tienden a lucir más estilizadas. Este ejercicio mejora muchas funciones del organismo y nos hará lograr unas piernas esbeltas y fuertes.

  1. Ejercicio cardiovascular

pareja-corriendo-cronometrandose

En cualquier plan para quemar grasa localizada debemos incorporar ejercicios cardiovasculares. Los bailes aeróbicos, la natación y el ciclismo nos hacen ejercitar caderas y muslos, lo cual favorece la eliminación de las chaparreras.

  1. Tonificar

Además de reducir la grasa que se acumula en las caderas también deberemos realizar ejercicios de tonificación para prevenir la flacidez. Las actividades con pesas, máquinas y bandas elásticas son muy efectivos. Es fundamental también adquirir el hábito de hacer estiramientos antes y después de cada sesión. Nos centraremos, en especial, en estirar los músculos laterales del cuerpo para ayudar a moldear la silueta y a tener más elasticidad.