Consejos para aclarar la piel de manera natural

Aunque todos los productos que vamos a utilizar son naturales, es posible que el limón nos produzca irritación. Si eso ocurriera, optaremos por las otras recetas.

El cuidado de la piel es algo que, indiscutiblemente, nos preocupa a todos, además de querer mantenerla libre de impurezas, la queremos suave, tersa y saludable.

Para lograr este propósito, existen en el mercado una gran cantidad de productos y tratamientos, que a lo mejor si cumplen su cometido, pero pueden resultar demasiado costosos y no siempre tenemos la facilidad de adquirirlos.

Es ese el motivo por el cual queremos aportar un poco de lo que sabemos a cerca de este tema, e informar sobre algunas mascarillas caseras a base de frutas que van a proporcionar un rostro libre de manchas e impurezas.

Manchas en la piel

Las manchas en el rostro son una alteración de la pigmentación cutánea, pero éstas pueden estar causadas por varias cosas.

Algunas manchas pueden ser simples pecas. Sin embargo, las manchas que más efecto pueden tener estéticamente son las causadas por el paso del tiempo y la edad. Lo más importante en este caso es utilizar siempre cremas con protección solar, ya que los rayos perjudiciales que llegan a nuestra piel todos los días podrían agravarlas.

Además, si alguna de ellas nos preocupa demasiado, lo más adecuado es acudir a un dermatólogo.

Estas mascarillas pueden aclarar la piel de una manera segura y económica, pues son productos que encontramos en la naturaleza y, conociendo sus propiedades y beneficios, podemos sacarles el mejor provecho para darle a nuestro rostro esa apariencia de terciopelo que siempre soñamos.

Mascarilla casera de plátano o banano, con miel

Platano

Esta es una de las maneras más sencillas de lograr una piel clara y libre de impurezas.

Preparación

  1. En un recipiente muy limpio se coloca la mitad de un plátano y se tritura bien con un tenedor.
  2. En seguida se le añade una cucharada de miel y se mezcla para lograr integrar los dos ingredientes hasta formar una pasta suave.
  3. Después debe dejarse en reposo durante cinco minutos.

Puede interesarte también: Cómo curar el dolor de garganta con agua tibia y miel

Después de los cinco minutos de reposo, se aplica en todo el rostro y se deja actuar por lo menos veinte minutos. Terminado el tiempo de exposición, se enjuaga el rostro con abundante agua fría y se seca con un paño suave.

Este procedimiento se debe realizar por lo menos dos veces a la semana.

Mascarilla casera de naranja y yogur

Preparación

  1. Exprimir media naranja y añadirle dos cucharadas de yogur natural. Mezclar muy bien estos dos productos naturales.
  2. Después se debe mojar un algodón en esta mezcla y aplicar en todo el rostro.
  3. Dejarlo actuar entre quince y veinte minutos, al cabo de este tiempo se debe enjuagar con abundante agua fría.

Esta mascarilla se debe aplicar durante un mes todos los días, después de este tiempo podrás ver los resultados obtenidos.  Tras el primer mes puedes seguir realizando este procedimiento, pero sólo dos veces a la semana.

Mascarilla de pepino y zumo de limón o zumo de limón con miel

Pepino (2)

Ya es sabido que el pepino además de ser un gran alimento, también tiene múltiples beneficios para la piel. Esto se debe a su gran cantidad de agua, minerales y vitaminas que contiene. Estira la piel, la hidrata y puede ayudar a aliviar las quemaduras del sol. Además sus efectos pueden notarse a corto plazo.

La miel por su parte, también es un producto muy valorado en el mundo de los cosméticos, ya que gracias a sus enzimas naturales hidrata y nutre la piel.

Para realizar esta mascarilla únicamente deberás seguir los siguientes pasos:

Lee el siguiente artículo: Descubre los increíbles beneficios del agua tibia con limón en ayunas

  1. Se mezclan muy bien los dos productos y se aplican en la piel del rostro.
  2. Hay que dejar actuar durante veinte minutos y luego se enjuagan con agua fría.
  3. Por último se debe secar con un paño suave.

Estas dos mascarillas se deben hacer dos o tres veces a la semana, la cantidad de zumo de limón debe ser mínima, ya que es muy fuerte y podría provocar irritación, especialmente en las pieles sensibles.

Durante el tiempo que se estén aplicando estas mascarillas hay que evitar al máximo la exposición al sol y además, siempre se debe utilizar un buen protector solar.

Recuerda…

Las mascarillas anteriores, además de tener propiedades para aclarar la piel, la nutren e hidratan, brindando una apariencia fresca, lozana y joven a nuestro rostro. No dejes de practicar estas sencillas y eficaces mascarillas caseras para que siempre luzcas una piel radiante.