Consejos para cuidarte al llegar a la menopausia

Francisco María García·
10 Agosto, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el farmacéutico Sergio Alonso Castrillejo al
15 Marzo, 2019
Cuando aparecen los primeros síntomas de bajada de ovulación en la mujer adulta, a ésto se le llama menopausia. Es importante estar preparada para su llegada, ya que es un avance natural y no es algo que se pueda prevenir.

Al llegar a la menopausia la mujer debe aprender a cuidarse para así poder mantener una buena calidad de vida. Ahora bien, ¿cómo conseguirlo de una forma fácil y sencilla? Descuida, te lo contaremos a continuación.

En torno a los 45 y 55 años, es común que la mujer experimente diversas molestias en distintos ámbitos. Y aunque son muy populares los bochornos, los dolores de cabeza y el mal humor, estos no siempre se presentan de la misma forma ni son las únicas molestias que pueden surgir.

¿Cómo cuidarte al llegar a la menopausia?

Para cuidarte bien al llegar a la menopausia, lo primero que tienes que hacer es informarte acerca de lo que supone este proceso, qué suele ser esperable, entre otros aspectos.

De acuerdo a un estudio realizado por expertos de la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia la menopausia se define como “la finalización del período menstrual por interrupción de la función ovárica y disminución de la producción hormonal femenina (estrógenos y progesterona)”.

Si tienes más dudas en cuanto a qué es la menopausia, cómo puede afectar y demás, consulta con tu médico. Adicionalmente, sería recomendable que tuvieras en cuenta lo siguiente.

Mantén una dieta equilibrada

Alimentación saludable climaterio y menopausia

Para gozar de buena salud y bienestar al llegar a la menopausia, es indispensable que lleves una buena alimentación. Es fundamental que te mantengas alejada de los ultraprocesados y la chatarra, así como de los alimentos ricos en grasa y harinas refinadas.

Por otra parte, es muy recomendable consumas alimentos frescos con regularidad y que, ante cualquier duda, le des prioridad a las pautas de tu médico.

Algunos modelos de alimentación que pueden serte de ayuda a la hora de configurar tu alimentación son la dieta mediterránea y el plato de Harvard.

Mantente bien hidratada

No es ningún secreto que el agua es el líquido que más favorece la salud de todo el organismo. Al llegar a la menopausia no debes descuidar su consumo, sino todo lo contrario, mantenerlo o aumentarlo, según sea el caso.

Si te cuesta beber agua, existen muchas alternativas por las que puedes optar para llegar a una cantidad a diario. Algunas de ellas son los zumos y batidos naturales, las infusiones herbales, las bebidas frutales y el té.

Ten en cuenta que manteniendo una buena hidratación no solo estarás sumando bienestar en general, sino ayudando a tu organismo a prevenir el agravamiento de molestias como la resequedad de la piel y la sequedad vaginal.

Lee también: La hidratación es esencial para tu cerebro

No fumes ni bebas alcohol

Dejar de fumar

Así como no es recomendable fumar ni beber en otras etapas de la vida porque resulta sumamente perjudicial para la salud, también lo es al llegar a la menopausia.

Por tanto, si fumas y bebes con regularidad, lo más recomendable es que dejes de hacerlo y comiences a cambiar de hábitos para poder gozar de salud y bienestar tanto durante como después de la menopausia.

Además, ten en cuenta que el alcohol deshidrata en gran medida y que esto resulta contraproducente en muchos aspectos para ti.

Distráete

Una buena manera de mitigar los efectos psicológicos de la menopausia es hacer con regularidad lo que más gusta, como puede ser una sesión de yoga, una meditación o una actividad artística y catártica.

Todo lo que genera calma, paz interior y estados de satisfacción se puede poner en práctica para cuidar la mente y –en cierta medida– el cuerpo. Esto ayuda a mitigar la tensión emocional y a promover estados de ánimo positivos.

Un estudio realizado por el Instituto Nacional de Perinatología Isidro Espinosa de los Reyes demostró que los trastornos de ansiedad son más frecuentes en las mujeres que en los hombres, y en el caso de las mujeres se ha notado que aumenta su predominio al llegar a la menopausia.

Por ende, el objetivo de ejecutar alguna actividad o deporte es activar la producción de dopamina, endorfina y serotonina. Se puede lograr al impulsar estados de ánimo positivos.

Descubre: Los beneficios de caminar 30 minutos en la mañana

Ejercítate a diario

Hacer ejercicio a diario ayuda a vivir por más tiempo.

Hacer ejercicio a diario es una forma efectiva de estar saludable en líneas generales y además, mitigar los síntomas de la menopausia.

En concreto, el hábito de hacer actividades físicas de entrenamiento es positivo para la salud cardiovascular, ya que ayuda a tonificar músculos y solidificar huesos. Esto viene a ser un gran aporte para las mujeres al llegar a la menopausia.

Adicionalmente, hay que tener presente que entrenar a diario no solo resulta positivo para el cuerpo, sino también para la mente porque permite liberar tensión física y emocional.

Chequéate periódicamente

No se pueden tratar los problemas de salud sin conocer los indicadores del mismo. De esta forma, es primordial realizar chequeos con el ginecólogo y el médico internista. Ellos pueden indicar, por ejemplo qué suplementos vitamínicos se deben ingerir o cómo complementar una dieta.

Algunos síntomas, como las constantes ganas de ir al baño o el insomnio, son tratados desde la medicina. Además, entre los 40 y 50 años se inician estrategias para la prevención de distintos tipos de cáncer que pueden manifestarse en la mujer luego de la menopausia.

Cuida tu peso ahora más que nunca

Durante la menopausia, los cambios hormonales generan distorsiones internas en la distribución de las grasas, es decir que se favorece la ganancia de peso y el desarrollo o agravamiento de la obesidad. Un estudio realizado por expertos del Servicio de Endocrinología del Hospital Universitario de Getafe aclaró que las causas de éste problema son múltiples.

De las causas, unas están asociadas con el hipoestrogenismo y otras están sujetas a la edad, e influyen en el aumento de la dieta y el decrecimiento del gasto energético. Por ello, es conveniente contrarrestarlo mediante una dieta saludable y el aumento de la actividad física.

Lee: 7 consejos para no subir de peso al llegar a la menopausia

¿Estás por llegar a la menopausia?

Si estás próxima a llegar a la menopausia, te recomendamos que consultes con tu médico acerca de cuáles son las pautas que debes tener en cuenta para mejorar tu estilo de vida y así, lograr cuidarte mejor. Esto te ayudará a sentirte bien, estar sana y además, mitigar molestias.

  • Sociedad española de ginecología y obstetricia (S/F). Consejos de salud para mantenerse sana y activa (España). https://sego.es/mujeres/Consejos%20de%20salud%20sana%20y%20activa%20menopausia.pdf
  • A. Carvajal Lohr; M. Flores Ramos; S.I. Marin Montejo; C.G. Morales Vidal (2016). Los trastornos de ansiedad durante la transición a la menopausia (Mexico). https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S018753371600011X
  • I. Pavón de Paz; C. Alameda Hernando; J. Olivar Roldán (2006). Obesidad y menopausia (España). http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0212-16112006000900001