Consejos para decorar los pasillos de la casa

Maite Córdova · 7 junio, 2018
Para evitar que tus pasillos se queden desnudos y faltos de vida es importante saber cómo decorarlos. Descubre a continuación las claves para lograrlo.

A través de ellos accedemos a las distintas habitaciones, por lo tanto, son nuestros pasadizos. Sin embargo, a menudo olvidamos que los pasillos son partes de la casa que también debemos decorar. Si bien es cierto que no son una prioridad, no está de más prestarles un poco de atención llegado el momento. Al final, unos pasillos con una buena presentación harán que las transiciones entre una habitación y otra sean mucho más agradables.

Cuando nos imaginamos la decoración de un pasillo, por lo general pensamos en una sola cosa: cuadros en la pared. Y francamente, qué aburrido se hace la sola imagen de un largo pasillo con cuadros bucólicos que nunca nos detenemos a mirar. El otro elemento que se nos puede venir a la mente es la típica mesa con fotografías familiares.

Las réplicas de los cuadros de Monet pueden colocarse en sitios más apropiados que un pasillo. Para decorar los pasillos de la casa de una forma mucho más atractiva y “divertida” lo mejor que podemos hacer es sincerarnos con nosotros mismos y decorar con aquellos elementos que sí vayamos a detenernos a mirar y a utilizar en algún momento. ¿Y qué elementos se deben colocar entonces?

Elementos decorativos para los pasillos

Existen numerosos elementos decorativos para la casa.

  • Un espejo. Sí, por lo general un espejo es lo que mejor resulta a la hora de decorar un pasillo, ya que aporta cierta sensación de amplitud y luminosidad. Hay que destacar que se puede colocar el espejo con o sin una mesa debajo.
  • La mesa. Debe ser preferiblemente estrecha y sin cajones, ya que las mesas con cajones promueven la tendencia a almacenar cosas que luego caen en el olvido. En la superficie no hace falta rellenar con fotografías ni varios accesorios. Bastará con colocar un camino de mesa bonito y un par de elementos originales.
  • Objetos decorativos medianos y grandes. Si tenemos un pasillo más o menos amplio, podemos colocar accesorios de tamaño medio o grande. Por ejemplo, se pueden colocar lámparas antiguas, un jarrón grande (con flores, ramas, o en conjunto con otros jarrones de distintos tamaños), esferas de ramas de madera, etcétera.
  • La lámpara. Hay personas a las que les gusta colocar lámparas vistosas, muy ornamentales y de acabado ostentoso. Si este es nuestro caso, procuremos reducir el uso del resto de los elementos, ya que así podremos hacer que la lámpara destaque como elemento principal. Eso sí, ¡cuidado con instalarla a una altura en la que las personas puedan llevársela por delante al cruzar el pasillo! Y en caso de que optemos por una lámpara sencilla, procuremos que brinde una buena iluminación para que se puedan apreciar todos los elementos con facilidad.
  • La alfombra. Este es otro elemento opcional. Una bonita alfombra de pasillo puede ayudar a hacer el hogar más acogedor y cálido, así como también puede ayudar a unificar un poco la decoración de la casa en general.
  • Pintura / papel tapiz. Si nuestro pasillo es amplio y queremos añadirle personalidad y color, podemos decorarlo con el papel tapiz de nuestra preferencia o con una capa de pintura de algún color llamativo. Otra buena idea es emplear ambos elementos para “romper” un poco con la continuidad visual y conseguir dinamismo.
  • Murales. Hoy en día hay murales que tienen imágenes de paisajes muy agradables que, a simple vista, crean la ilusión de que el pasillo no termina allí, sino que conecta con un espacio natural. Lo mejor de este tipo de elementos es que se pueden personalizar.
Un mural para la decoración de pasillos o puertas.

Ideas para decorar pasillos

Una buena idea para decorar un pasillo consiste en hacer que un elemento sea el protagonista. Por ejemplo, si vamos a enfocarnos en el candelabro que colgaremos en el centro del pasillo, podemos pintar el techo de un tono claro y añadirle unos cuantos brillos, para que así, al encender la luz, simulen piedras preciosas o “estrellas” distantes. En lo que respecta a la paleta de colores, si el candelabro es dorado u ocre, conviene pintar el pasillo de un tono azul claro y el techo de un color aún más claro. También funcionan muy bien los tonos nude.

Otra idea para decorar los pasillos consiste en dejar las paredes en blanco o de un solo color neutro y poner una alfombra colorida que llame mucho la atención no solo en diseño sino también en textura. Prescindiremos de los accesorios y apostaremos por colocar, al final del pasillo, un cesto con cojines de diferente tamaño y color. El resultado será muy acogedor.

También se pueden colocar los elementos que hemos mencionado anteriormente: lámpara, espejo y mesa, pero buscando que una de estas piezas sea distinta a lo que usualmente se ve. Por ejemplo, en lugar de colocar un espejo cuadrado, circular u ovalado con un marco simple, podemos colocar un espejo que tenga una forma distinta o cuyo marco sea llamativo. Por supuesto, sobre la mesa pondremos solo unos cuantos elementos, como pueden ser: un par de velas, una figura de madera o una planta.

En lo que respecta a la decoración, la última palabra siempre la tendremos nosotros, ya que somos quienes mejor conocemos el espacio y lo que queremos hacer con él. Ahora bien, si te han llamado la atención estas ideas pero no se ajustan del todo a tus pasillos, no tengas miedo de experimentar y hacer las adaptaciones que hagan falta. Una idea puede llevarte a otra mucho mejor de lo que puedas creer.