Consejos para evitar resfriarse

Si seguimos una dieta adecuada nuestro organismo dispondrá de vitaminas y minerales que le permitirán hacer frente a las infecciones y evitar que nos contagiemos

El resfrío es una de las enfermedades más comunes del ser humano y puede ser causado por más de 200 virus diferentes. Los virus que causan el resfrío pueden ser contagiados de persona a persona o tomados del ambiente contaminado cuando entran en contacto con nuestra boca, nariz y ojos. A pesar de que es sencillo contagiarse, puedes seguir estos consejos para evitar resfriarse.

Lava tus manos constantemente

Es probable que este sea el mejor consejo para evitar la transmisión del resfrío. Es muy importante tomar esta precaución después de hacer las compras, ir al gimnasio o pasar mucho tiempo en lugares públicos. Por lo regular, el lavado de manos puede ayudar a eliminar los virus con los que pudiste entrar en contacto al tocar superficies o personas infectadas. Si no puedes lavarte las manos constantemente, recuerda que siempre puedes llevar contigo gel antibacterial y usarlo después de visitar estos lugares. Si eres padre, es importante que enseñes a tus hijos la importancia de mantener las manos limpias.

Lavar manos

Come bien

Sabemos que la vitamina C es un excelente aliado contra el resfrío, pero también nos puede ayudar a preparar nuestro cuerpo para evitarlo. Por ello, debemos incluir alimentos ricos en vitamina C de forma constante en nuestra dieta e incrementar ligeramente su consumo en invierno.

Evita tocar constantemente tu cara

Solemos tocar con demasiada constancia nuestra cara (especialmente nariz, ojos y boca), pero esto puede ocasionar que propaguemos los virus que provocan resfrío y con los que podemos entrar en contacto en distintos lugares. Por este motivo, es importante que evitemos tocarnos la cara en la medida de lo posible, principalmente cuando los resfríos son más constantes.

 No fumes

Fumar

Además de que fumar es un mal vicio que nos puede ocasionar diversos problemas de salud, también irrita los ojos del fumador y de quienes están cerca. Esto puede ocasionar que el virus del resfrío entre con mayor facilidad en nuestro organismo y dificulta la lucha de nuestras defensas contra él. Por esto mismo es muy importante evitar fumar frente a los niños, ya que sus organismos son mucho más débiles para defenderse del resfrío.

Mantén la casa limpia

La casa, y tu lugar de trabajo, deben mantenerse tan limpios y libres de polvo como puedas. De esta manera disminuyes las posibilidades de que algún virus que contagie el resfrío se cuele y contagie a tu familia y compañeros de trabajo y a ti. Lo ideal es pasar la aspiradora al menos una vez por semana y tratar de mantener limpias las superficies más usadas: mesas, teléfonos, controles remotos, apagadores de focos y lámparas y cualquier otra superficie que uses constantemente.

Limpia muy bien si alguien ya se contagió

Cuando un familiar o amigo con quien pasamos mucho tiempo ya se resfrió es importante que evitemos la propagación del virus. Para lograrlo debemos limpiar los objetos con lo que ha tenido contacto y que compartimos. En caso de que uno de nuestros hijos se haya contagiado, deberemos limpiar sus juguetes y lavar su ropa y ropa de cama para evitar que se contagien sus hermanos o padres. Aunque puede resultar una medida exagerada, hay que recordar que los virus del resfrío pueden vivir algunos días en cualquier superficie desde algunas horas hasta varios días y se contagia con relativa facilidad.

Evita los cambios de temperatura extremos

frío

Cuando el virus del resfrío ande cerca debemos evitar los cambios bruscos de temperatura ya que en muchas ocasiones nuestro cuerpo está preparado para evitar enfermar, pero estos cambios refuerzan al virus. Durante la época en que es más común resfriarse podemos llevar un suéter o bufanda que proteja nuestra garganta y nos mantenga con un temperatura cálida.

Prepárate para evitar el resfrío, no para atacarlo

contra-el-resfriado

Es común que nos preocupemos por el resfrío cuando ya nos hemos contagiado y deseamos sanar rápido, pero es mucho mejor tomar las medidas adecuadas para evitarlo y disminuir las posibilidades de ser afectados considerablemente. A pesar de que es una molestia médica menor, el resfrío es una de las principales causas de faltas al trabajo o a la escuela y un solo virus puede contagiar a un gran número de personas.