Consejos para hacer que un espacio pequeño parezca más grande

Paula Heidemeyer · 25 septiembre, 2018
Aprender a jugar con la iluminación, los colores y los elementos de decoración nos ayudará a crear ese efecto visual que nos permita hacer una habituación pequeña lucir mucho más grande.

Puede que no estemos muy contentos con nuestra casa, ya que puede que sea pequeña o tenga alguna habitación cuyo tamaño no nos gusta. Los alquileres están por las nubes y no logramos encontrar la casa de nuestros sueños a un precio razonable.

Podemos transformar prácticamente cualquier rincón de nuestra casa para conseguir que sea más agradable y logremos estar muy a gusto allí. En este caso, seguramente tengas en casa una habitación un poco pequeña a la que te gustaría sacar más partido.

Para conseguirlo, queremos darte algunos consejos muy prácticos, sencillos y económicos que puedes realizar tú mismo con tus propias manos. A veces tan solo con cambiar la orientación de los muebles, comprando un espejo o cambiando el color de las paredes podemos convertir una estancia pequeña en algo mucho más acogedor.

La necesidad de tener un cuarto o una habitación que parezca más amplia es muy común. Las construcciones de los apartamentos suelen ser pequeñas, porque el suelo cuesta mucho más caro que hace años. Así, los apartamentos cuentan con muchos menos metros cuadrados.

Sin embargo, casi todo en esta vida tiene solución. Si no estás pensando en comprarte una nueva casa o cambiar de alquiler, toma nota de estos maravillosos consejos de decoración de interiores que no te defraudarán.

Consejos para hacer una habitación más grande

Ideas decorativas para un living pequeño.
Si luchas por que tu habitación parezca más amplia, o si te has mudado a un piso compartido y tu habitación es la más pequeña de todas, no te preocupes. Seguro que puedes sacarle mucho partido.

Busca colores claros

Es muy importante la paleta de colores que escogemos para pintar nuestra casa. Para que una habitación parezca más grande tenemos que pintar con colores claros, suaves o tonalidades pastel.

Puedes optar por colores como el blanco, el blanco roto, el amarillo claro o cualquier tono que refleje la luz que entra por la ventana. Seguro que, si logras cambiarlo, el efecto será inmediato.

Lee este artículo: Consejos para pintar las paredes de las habitaciones

Utiliza colores sencillos y combinables

Si has escogido un color claro para pintar tus paredes, puedes continuar con esa línea de color en los demás textiles de la habitación, porque así remarcarás los trazos y lograrás darle más profundidad.

  • Combina, cortinas, colcha, cojines y alfombras de un tono similar para crear ese efecto.

Busca estampados

Para hacer que el cuarto se vea más amplio juega con patrones y estampados en las telas de tu habitación. Busca estampados que se repitan para crear ilusiones ópticas.

  • Puede resultarte más costoso conseguirlo, pero puedes pedir ayuda a un profesional cuando acudas a una tienda de telas.

Cuelga espejos y cristales

Tanto los cristales como los espejos logran reflejar la luz y todo lo que están enfrente de ellos. Por ello, es una forma sencilla de ampliar y obtener un efecto visual más espacioso. Basta con colocaren la pared un espejo bien grande y complementos de cristal.

Los espejos aportan mucha profundidad. Seguramente te has fijado en que en locales de ropa o cualquier tipo de comercio tiene muchos espejos para que parezca más grande de lo que es.

Organizar y evitar la saturación de muebles

Es bueno aprovechar los espacios en las casas pequeñas.
Es importante saber decidir la cantidad de muebles que necesitamos en una habitación. Para lograrlo, tenemos que decidir cuál es mueble indicado para hacer que la habitación se vea más grande.

  • Busca siempre muebles funcionales y que puedan servirte de almacenaje.
  • Para ganar espacio es importantísimo saber organizar los muebles en nuestra estancia. Busca la proporción, la funcionalidad y la practicidad.

Descubre: Consejos para que aproveches el espacio en el armario

Ventanas y buena iluminación

Si la habitación es pequeña y tiene una ventana, tenemos que darle el protagonismo que se merece. Las ventanas aportan mucha luz, además, de que son un punto de fuga donde la mirada se dirige hacia el exterior, haciendo que la habitación parezca más grande.

No obstante, independientemente de si tienes ventana o no, es importante que la iluminación de la habitación sea agradable. Esta debe cubrir toda la estancia y no deje rincones oscuros.

Utiliza las paredes y mantén siempre el orden

Nos tenemos que apoyar en las paredes para organizar mejor nuestras cosas. Coloca estanterías, baldas y repisas a diferentes alturas para poder ordenar y no desperdiciar ningún espacio.

Por otra parte, no hay nada más molesto que entrar en una habitación pequeña y, además, desordenada. Evita que esté desordenada para que siempre que entres en ella tengas una buena sensación.

Estas son algunas de las técnicas más utilizadas para hacer que una habitación pequeña parezca mucho mayor, por lo que no hay que lamentarse por tener una habitación pequeña en el hogar. Siempre podemos transformarla con pequeños gestos, económicos y muy eficaces.