Consejos para cuidar la visión de tus ojos

Gema Diez · 2 septiembre, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico José Gerardo Rosciano Paganelli el 13 marzo, 2019
Con la edad, los ojos sufren cambios que provocan deterioro en la visión, como la presbicia, o enfermedades como el glaucoma y las cataratas. Conoce hábitos cotidianos que puedes tomar para cuidar tu visión y prevenir un mayor deterioro.

A medida que las personas envejecen, la visión se va deteriorando y los ojos son más vulnerables a padecer enfermedades como cataratas, degeneración macular y glaucoma. Además, con la edad, es habitual que se produzca presbicia o visión borrosa.

La presbicia se debe a que después de los 40 años de edad el cristalino del ojo se vuelve más rígido. Entonces, dado que el lente no puede cambiar de forma tan fácilmente como antes, las actividades como la lectura o ver cosas a corta distancia es más difícil.

Si notas que tu visión se está deteriorando, haz una consulta con un especialista para que evalúe tu situación y te indique el tratamiento o la receta que necesitas.

También lee El sentido de la vista y las partes del ojo

Hábitos para mejorar la visión

En las siguientes líneas, te recomendaremos medidas que pueden servir como complemento a las indicaciones del médico para prevenir posibles deterioros y algunos consejos para mantener tu visión saludable. Recuerda siempre que estos no sustituyen al tratamiento indicado por el profesional.

Cuida tu presión arterial

Mantén la presión arterial baja, ya que los niveles altos pueden dañar los vasos sanguíneos, lo que puede ser un factor contribuyente a disminuir la salud de la visión, según indican estudios científicos.

Para controlar la presión arterial, elimina los alimentos altos en sal y en azúcar, procesados, fritos y ricos en grasa. Asimismo, es aconsejable realizar ejercicio físico.

Cuidado de los ojos

En lo que tiene que ver con medidas que se dirijan específicamente al cuidado de los ojos, evita exponerlos a la luz del sol; los expertos recomiendan llevar gafas de sol cuando salgas durante el día.

El ojo y la visión

También lee  ¿Qué son las dioptrías? ¿Cómo se miden?

Dieta para mantener la visión

Como mencionamos previamente, nunca se deben realizar cambios en la alimentación o en el cuidado de los ojos sin contar con el aval médico. Tras la consulta médica, podríamos recurrir a estos alimentos para complementar el tratamiento indicado por el profesional, ya que poseen propiedades beneficiosas para la salud de los ojos:

Vitamina C

La vitamina C actúa como antioxidante, y combinada con otros nutrientes, podría ayudar a retrasar la degeneración macular causada por la edad, según afirman estudios científicos. No obstante, esto no implica, según esa fuente, que disminuya el riesgo de padecer las famosas cataratas.

Zanahorias

Debido a su contenido de betacaroteno, la zanahoria es un alimento que puede contribuir a la salud ocular. De hecho, el betacaroteno es uno de los nutrientes citados en la investigación citada en el punto anterior.

zanahorias

Espinacas

Esta verdura de hoja verde puede ser muy beneficiosa para mejorar tu visión, ya que contiene luteína, que posee muchos beneficios para esta función del organismo. La puedes comer cruda en ensalada o cocinarla al vapor.

Col

Consume hojas de col, especialmente si no te gustan las espinacas, ya que contiene incluso más luteína que las espinacas, de acuerdo al artículo de Medline citado con anterioridad. Puedes potenciar la eficacia agregando un poco de cebolla roja picada que contiene el antioxidante quercetina.

Ácidos grasos omega-3

Una investigación realizada sobre pacientes que sufrían el síndrome del ojo seco provocado por el uso excesivo de dispositivos tecnológicos (computadoras) afirma que la suplementación oral con omega 3 es efectiva para aliviar sus síntomas.

Asimismo, otro estudio concluyó que incluir los ácidos grasos omega 3 a la dieta puede contribuir a mantener los ojos sanos en personas saludables.

El omega 3 se puede encontrar en pescados azules como salmón, atún, sardinas o caballa. También contienen omega 3 la yema de huevo, y los aceites de linaza, canola, nuez y germen de trigo. Otra opción son vegetales como la lechuga, espinacas, coles y coles de Bruselas, entre otros.

Chocolates sin azúcar

chocolate negro

Disfruta ocasionalmente del chocolate, porque contiene flavonoides, los cuales contribuyen a mantener los vasos sanguíneos en buen estado, según afirma este estudio científico. Elige chocolate sin azúcar, que posea un 60 % a 70 % de contenido en cacao.

Arándanos

Puedes mantener tus ojos sanos con suplementos de arándano, que contiene antocianósidos. Se trata de un antioxidante que, al igual que la vitamina C y E, el zinc y los beta-carotenos son positivos para ayudar en el tratamiento de ciertas patologías oculares, según afirma un estudio científico. No obstante, en esa misma fuente se fundamenta que no está comprobada su eficacia para la prevención de estas afecciones.

En definitiva, lo más importante es acudir al médico para hacer exámenes periódicos de la vista, recibir tratamiento si fuera necesario y prevenir problemas más serios. Como mencionamos, nunca recurras a los remedios naturales sin recomendación médica y recuerda que estos no pueden ser la vía exclusiva de tratamiento.