7 consejos sencillos para perder peso rápido de forma MUY saludable

7 consejos sencillos para perder peso rápido de forma MUY saludable

Aunque no lo relacionemos, un descanso adecuado es fundamental para conseguir perder peso rápido y evitar problemas de salud. Por las noches, procura dormir más de 6 horas, sin interrupciones

Perder peso rápido y sin poner en riesgo nuestra salud es más fácil de lo que pensamos. No hacen falta remedios extraños, ni intensas sesiones en el gimnasio ni aún menos comer menos de lo que nuestro cuerpo necesita.

Perder peso supone, por encima de todo, cambiar hábitos. Tal vez nos sorprenda, pero nuestros estilos de vida y de alimentación son resultado de un tipo de  cultura e incluso de educación del que no siempre somos conscientes.

Asimismo, darnos cuenta de estos aspectos y atrevernos a cambiarlos con éxito requiere de una fuerza de voluntad de la que, en principio, no todos disponemos.

Hay veces en que restringir el consumo de azúcar exige algo tan simple como dejar de comprarlo. El hacerlo y cumplirlo requiere también que contemos con el apoyo de nuestra familia.

Otro aspecto que deberíamos integrar en nuestros esquemas de pensamiento es que una dieta no debería ser “algo temporal”.

Para mantenernos en nuestro peso ideal lo más positivo es integrar un modo de alimentación saludable en el día a día, y no en periodos puntuales cuando acumulamos unos kilos demás.

Comer bien es una obligación, no una opción temporal.

A continuación, te revelamos 7 claves para saber cómo conseguir bajar de peso de forma rápida pero, a la vez, saludable y recomendable.

1. Revisión médica

Médico con mujer en báscula

Para perder peso con salud es necesario, en primer lugar, pasar por un chequeo médico.

En ocasiones, el haber ganado unos kilos de más puede deberse a enfermedades muy concretas como, por ejemplo, el hipotiroidismo.

  • A la hora de iniciar cualquier dieta es prioritario que nuestros médicos nos informen sobre indicadores tan básicos como nuestro nivel de colesterol, de azúcar en sangre, los parámetros de nuestra tensión…
  • Para perder peso rápido vamos a tener que hacer deporte. Con el fin de evitar riesgos innecesarios es conveniente descartar problemas cardíacos o incluso simples anemias que nos harán sentirnos más cansados de lo habitual.

Así pues, no lo dudes: hazte un simple chequeo y, cuando cuentes con el visto bueno de tu médico, inicia los consejos que te explicamos a continuación.

Descubre 6 recomendaciones para adelgazar el rostro

2. Un vaso de agua tibia con limón nada más levantarte

Sabemos que este sencillo consejo ya te es conocido. Aún más, es muy posible que ya lo apliques en tu día a día.

  • Sea como sea, iniciar el día con un vaso de agua tibia con limón en ayunas es un modo fabuloso de depurar toxinas, cuidar del hígado, regular el estreñimiento y preparar nuestro cuerpo para una alimentación saludable.
  • Si crees que el jugo de un limón entero es demasiado intenso para ti, no dudes en reducir la cantidad según tu propia tolerancia.

Este remedio es siempre muy saludable.

3. 1o minutos de ejercicio antes de desayunar para perder peso rápido

Ejercicio y bajar de peso no siempre van de la mano

Una vez nos hayamos tomado ese vaso de agua tibia con limón iniciaremos una sencilla rutina de ejercicios aeróbicos.

  • Es un momento muy idóneo para mover el cuerpo y favorecer así la pérdida de grasa.
  • Nuestro nivel de insulina está un poco más bajo de lo normal y, por ello, la energía que utilicemos para ejercitarnos se obtendrá de forma directa de nuestros depósitos de grasa almacenada.
  • Basta con realizar 10 minutos de marcha y variar cada día el tipo de ejercicio: flexiones, sentadillas, bailar o incluso hacer yoga, lo que prefieras.

4. Avena en tu desayuno

La avena es uno de los mejores alimentos para empezar el día. Es importante que nunca nos saltemos el desayuno, y es esencial que esa primera comida del día sea variada y equilibrada.

  • Para perder peso rápido lo último que debemos hacer es saltarnos comidas.

En ese caso, lo que conseguiríamos sería un metabolismo mucho más lento, experimentar peligrosas bajadas de azúcar y llegar a la principal comida del día con demasiada hambre.

  • Sin embargo, algo tan sencillo como prepararnos un buen tazón de avena hará que obtengamos un aporte perfecto de fibra y minerales (como el hierro, el sodio, cinc, magnesio, potasio o ácido fólico).

Asimismo, gracias a los ácidos grasos omega 6 o ácido linoleico conseguimos regular el colesterol.

5. Consume alimentos naturales y restringe por completo los procesados

ensalada-garbanzos para adelgazar rápido

Este consejo es, sin duda, el que más nos va a costar llevar a cabo. Lo será porque implica lo siguiente:

  • Debemos consumir siempre frutas y verduras frescas.
  • Evitar todo tipo de dulces, bollerías, sal, harinas refinadas, encurtidos o aperitivos.
  • Debemos sustituir el pan de harina refinada por el de grano entero.
  • La pasta, así como el arroz, debe ser integral.
  • Restringe las salsas como la mayonesa, el ketchup, los quesos de untar…
  • Olvídate de las bebidas carbonatadas, así como los jugos envasados: consume solo bebidas naturales.

6. Ejercicio repartido en dos sesiones de media hora

Para perder peso rápido debemos hacer ejercicio. Ahora bien, antes que cansarnos en una sesión de una hora, lo ideal es repartir nuestra tabla de ejercicios en distintos momentos del día:

  • Nada más levantarnos una sesión de 10 minutos.
  • A mediodía estableceremos una rutina de ejercicios de 20 minutos (si son de alta intensidad el efecto será más saludable).
  • Por la tarde, y evitando así las horas centrales del sol, sería ideal que salieses a caminar o correr. Con media hora es suficiente.

Descubre también cuánto debes caminar para perder peso

7. Cuidado, es necesario que duermas más de 6 horas cada noche

Cómo entrenar el cerebro para dormir en un minuto

Puede que más de uno se sorprenda con este dato, pero dormir menos de 6 horas de forma habitual hará que suframos sobrepeso y que aumente el riesgo de padecer diabetes.

  • Si es tu caso, si sufres insomnio crónico consulta con tu médico alguna estrategia para obtener un descanso profundo y reparador.

Dormir entre 7 y 8 horas hará que tu organismo lleve a cabo las funciones básicas de depuración para cuidar de tu metabolismo y favorecer así, una pérdida de peso más rápida.

Anímate a poner en práctica los consejos aquí señalados: a veces, basta con llevar una vida saludable para bajar esos kilos de más.