Descubre los GRANDES beneficios de consumir almendras remojadas

Al tomar las almendras remojadas conseguimos aprovechar mejor sus nutrientes, como es el caso de la vitamina E, que aparece al retirar la cáscara de la almendra

Comer un puñado de almendras remojadas es una tradición en muchos países como, por ejemplo, en la India. Algo que a muchos nos puede parecer extraño o poco usual encierra en realidad notables beneficios que pueden ayudarnos a tratar problemas tan comunes como una mala digestión o la tensión elevada.

Asimismo, si nos acostumbramos a comer 5 almendras remojadas al día en nuestro desayuno, tendremos un complemento nutritivo excelente para mejorar la pérdida de peso.

A continuación te damos todas las claves sobre este remedio natural que te servirá de gran ayuda. ¡Toma nota!

1. Las almendras remojadas nos aportan mayores nutrientes

almendras remojadas

Las almendras son esos frutos secos que tanto cuidan de nuestra salud. De hecho, su popularidad y sus beneficios son tan conocidos que ya es común para muchos de nosotros consumir a diario bebida de almendras.

  • Ahora bien, hay un dato curioso que debemos conocer:  para aprovechar al máximo todos los nutrientes, debemos dejarlas en remojo durante la noche.
  • Gracias a ello, podemos eliminar esa cáscara marrón que la protege y que, a su vez, actúa como inhibidora de las enzinas naturales de la propia almendra.
  • Además, al remojar las almendras estas se suavizan y son más fáciles de masticar y digerir.
  • Solo con consumir 5 almendras remojadas al día potenciaremos nuestra memoria, conseguiremos vitamina E, cinc, calcio, magnesio y ácidos grasos esenciales omega 3.

Descubre 7 beneficios que te proporcionan las moras

2. Mejora nuestra digestión

Mejora de la digestión.

Las almendras remojadas favorecen la liberación de enzimas digestivas que nos ayudarán a absorber mucho mejor sus nutrientes.

A su vez, dejar las almendras en agua durante, al menos, 8 horas ayuda a que se libere en ellas la enzima lipasa, un componente muy poderoso que nos ayuda en la digestión de las grasas.

3. Favorecemos la pérdida de peso

Aumento o pérdida de peso.

Las grasas monoinsaturadas y esos ácidos grasos omega 3 presentes en las almendras nos ayudan de muchos modos a la hora de perder peso:

  • Aportan saciedad.
  • Evitan el estreñimiento.
  • Nos ayudan a digerir las grasas.
  • Fortalecen la masa muscular evitando así la clásica flacidez.
  • Combaten el síndrome metabólico.

4. Cuidarás de tu corazón

Corazón sano, vida extensa

Algo que todos sabemos es que el fruto seco más recomendable para cuidar del corazón son las nueces. Sin embargo, también las almendras resultan igual de beneficiosas. Las almendras nos ayudan a reducir la lipoproteína de baja densidad (LDL, o colesterol “malo”).

Comer 5 almendras remojadas al día nos ayudará a aprovechar mucho mejor sus minerales y antioxidantes para cuidar de las venas y arterias, favorecer la circulación sanguínea y optimizar la salud del revestimiento de las arterias.

Descubre 8 razones por las que la avena es buena para tu salud

5. Son una fuente muy poderosa de vitamina E

Grupo de distintas vitaminas.

Las almendras remojadas son una buena fuente de antioxidantes (en especial, la vitamina E). Esta vitamina aparece ante todo cuando se le retira a la almendra esa piel marrón que la reviste.

Además, gracias al agua presente en la almendra la masticamos mejor y todo ello hace que se convierta en una fuente muy poderosa de la ya mencionada vitamina E, capaz de prevenir el envejecimiento y la inflamación.

A su vez, su alto contenido en antioxidantes nos ayuda a luchar contra la aparición del cáncer.

6. Las almendras remojadas son muy buenas para los niños

niños

Si acostumbramos a los niños a tomar cada día entre 4 y 6 almendras remojadas, ayudaremos a favorecer su adecuado desarrollo cerebral.

Las almendras son ricas en ácido fólico y en ácidos grasos esenciales, muy adecuados para agudizar la memoria y mejorar la inteligencia de los niños y favorecer el adecuado desarrollo de sus huesos y músculos.

Descubre también por qué deberías empezar a tomar zumo de uvas

7. Almendras en remojo para la piel

piel

Las almendras remojadas pueden ser un remedio excepcional para el cuidado de la piel.

  • Una vez hayan pasado toda la noche en remojo, podemos pasarlas por una picadora para obtener una pasta homogénea.
  • Esa pasta podemos utilizarla como crema hidratante natural aplicándola a modo de emplasto durante 20 minutos.
  • Gracias a ese tratamiento natural, mejorará el tono de nuestra piel, recuperaremos el brillo perdido y aceleraremos además, la formación de nuevas células, gracia a la vitamina E.

Para concluir, si bien es cierto que las almendras son muy nutritivas de cualquier forma en que las consumamos, para aprovechar mejor sus nutrientes y digerirlas mejor, te recomendamos dejarlas en remojo, al menos, 8 horas antes de consumirlas.

¿A qué esperas a probarlas?

 

  • Nutrición. (2017). Archivos de Bronconeumologia. https://doi.org/10.1016/S0300-2896(17)30365-4.

  • Benítez Rubio, M. R., & Medranda De Lázaro, I. (2007). Minerales y vitaminas. Pediatria Integral. https://doi.org/10.1016/j.jhydrol.2017.02.036.

  • Carcamo, G. I., & Mena, C. P. (2006). Alimentación saludable. Horizontes Educacionales. https://doi.org/10.1002/14651858.CD000371.pub6.