¿Consumir frutas y verduras con regularidad previene el cáncer?

El alto contenido en antioxidantes de verduras y frutas es un gran aliado en la prevención del cáncer gracias a su capacidad de proteger a las células del estrés oxidativo.

Todos tenemos la percepción de que los casos de cáncer han aumentado. La gran mayoría de nosotros conoce a personas que lo han padecido o lo están sufriendo con mejor o peor resultado. Al mismo tiempo, cuando miramos al pasado, nos damos cuenta de que las técnicas de diagnóstico hace unos años eran muy precarias si las comparamos con las actuales.

Así, muchas personas morían de manera repentina sin que se supiera la causa exacta. Siempre se recurría al paro cardiorrespiratorio, pero ¿no estaría el cáncer detrás de dichas defunciones?

La cuestión es que la idea de que las probabilidades de padecer cáncer han aumentado está presente en la mayor parte de la gente. Por ello, somos muchos los que nos preguntamos cómo se previene el cáncer. Qué podemos hacer para escapar de él. Algunos conciben la fruta y la verdura como la mejor vía para ello. Pero ¿será así?

¿Comer fruta previene el cáncer?

El origen biológico del cáncer reside en las mutaciones genéticas. Por tanto, debemos cuidar la salud de nuestras células para impedir que se produzcan dichas alteraciones. Para tal fin, nada mejor que los antioxidantes. La función de estos es precisamente proteger a las células del estrés oxidativo. De esta manera ayudan a impedir que se produzcan mutaciones.

Comer fruta previene el cáncer

Las frutas poseen un alto contenido en antioxidantes. Sin embargo, presentan una desventaja para llegar a nuestra meta: el azúcar. Como sabes, algunas tienen altos niveles. El problema es que el azúcar es un potente carcinógeno.

Lee también: Pon atención a estos cambios en tus lunares ya que podrían ser indicios de cáncer en la piel

En consecuencia, no todas las frutas son igual de convenientes cuando diseñamos una dieta. Aunque lo ideal es acudir a un especialista en nutrición, te daremos una lista de las más indicadas para prevenir el cáncer:

  • Coco: además de tener una baja cantidad de azúcar, también previene el cáncer porque contiene grasas saludables. Estas facilitan la metabolización de los alimentos. Durante la digestión, invertimos energía, lo que constituye un desgaste para nuestras células. Por tanto, cuanto más fácil sea menos trabajará el organismo. Por otro lado, nos deshacemos de una mayor cantidad de sustancias nocivas.
  • Membrillo: como todos los cítricos, ricos en vitamina C. Es imprescindible para tener un buen sistema inmunitario. Gracias a esta vitamina construimos una barrera más potente frente a los ataques de elementos dañinos.
  • Frutos rojos: los beneficios de los frutos rojos son muy numerosos. Estos tienen las dos características más buscadas: un muy bajo índice glucémico y enormes niveles de antioxidantes. Por ello, se recomienda que se incluya en la dieta diaria.
Comer verdura previene el cáncer

¿Comer verdura previene el cáncer?

Antes hemos hablado de la importancia de una buena digestión. Decíamos que tenemos que prestar atención a dos cuestiones: el esfuerzo empleado y la eliminación de toxinas.

Para optimizar los dos factores, las verduras nos pueden ayudar gracias a la fibra, ya que esta nos permite agilizar la metabolización de los alimentos. Sin olvidarnos, por supuesto, de los antioxidantes. Así, os presentamos las mejores verduras para prevenir el cáncer:

  • Espinacas: en general, todas las verduras de hoja verde son muy interesantes para nuestro fin. En primer lugar, su contenido en fibra es indiscutible, al tiempo que presenta flavonoides. Además de propiedades antiiflamatorias, también nos aportan antioxidantes.
  • Plantas crucíferas: se corresponden con verduras como la coliflor, el brócoli o similares. Además de los componentes ya mencionados, ofrecen uno del que no hemos hablado: los isotiocianatos. Lo más destacable de ellos es su capacidad para proteger las células, así como para desactivar agentes carcinógenos.
  • Zanahoria: es una de las más completas. Su aporte de vitaminas y de minerales es asombroso. Por ello, es fundamental en una dieta que tenga como finalidad nutrir nuestro cuerpo para eludir el cáncer.

Te recomendamos leer: Cuida tu digestión con estas 6 plantas curativas

Así pues, debemos tener en cuenta tres factores: el azúcar, los antioxidantes y la fibra. Si los controlamos, estaremos apostando muy fuerte por nuestra salud. No obstante, siempre hay que recordar que se trata de una afección aún muy desconocida, vinculada también a la herencia genética, así como a elementos emocionales y ambientales.