Coquitos para celiacos

Sofía Alcausa Hidalgo 18 septiembre, 2015
Si quieres un toque de sofisticación puedes darles un acabado final rebozando tus coquitos con coco rallado nada más sacarlos del horno para que con el calor se pegue bien

Los  coquitos o cocadas son un clásico sobre todo en la repostería de Navidad. Los productos para celiacos siempre son más caros que los tradicionales, así es que si quieres un dulce económico y que puedan tomar todos los miembros de la familia, incluidos los celiacos y sin miedo a reacciones alérgicas. A continuación te ofrecemos dos recetas diferentes de coquitos, nuestro consejo sin duda… ¡es que pruebes las dos!

Receta de coquitos para celiacos

Esta receta es muy fácil de elaborar y además se necesitan muy pocos ingredientes. Si quieres elaborar un dulce casero en tan solo unos minutos, esta sin duda es tu opción.

Ingredientes:

  • 2 huevos grandes
  • 200 g de azúcar
  • 1 cucharadita de miel
  • 1 cucharada de mantequilla a punto de pomada
  • 200 g de coco rallado (más o menos)
  • 1 cucharadita de canela en polvo (opcional)
  • 1 cucharadita de aroma de vainilla (opcional)
  • 2 cucharadas de leche
  • 1 tableta de chocolate negro para fundir (opcional)

Nota: Esta es la típica receta en la que las proporciones son un poco a ojo. Tienes que ir mirando que te quede una masa compacta con las que poder bolitas.

Utensilios:

  • 1 batidora de varillas o unas varillas manuales
  • 1 bol
  • Papel de horno
  • 1 tenedor o una cuchara
  • Horno

Preparación:

galletas de coco

  • En la bandeja del horno pon papel especial para que no se peguen tus coquitos.
  • Precalienta el horno a 180 ºC.
  • Separa la yema con cuidado de que no queden restos en las claras de cáscara o yema.
  • Bate las claras a punto de nieve. Si quieres que se monten con más facilidad añade una pizca de sal cuando comiences  a montarlas.
  • Añade la yema, la mantequilla, la miel, el azúcar y el coco rallado.
  • Si ves que la mezcla no se te queda con una textura para formar bolitas, agrega una cucharada o dos de leche.
  • Hornea entre 12-20 minutos, hasta que adquieran un aspecto doradito.
  • Si quieres puedes bañarlas con chocolate fundido en el microondas. Para ello: calienta el chocolate en varios tiempos cortos (unos 25 segundos) a unos 800 W. Saca y remueve y después vuélvelo a introducir en el microondas. Repite la operación hasta que el chocolate esté totalmente fundido y baña tus coquitos al  momento. Si dejas que el chocolate se enfríe, se pondrá duro.

Receta de coquitos

Esta receta tiene más calorías por la leche condensada y la maizena. Pero están realmente deliciosos. Si quieres puedes utilizar leche condesada baja en calorías.

Ingredientes:

  • 1 bote grande de leche condensada
  • 500 g de coco rallado
  • 8 yemas de huevo
  • 4 claras de huevo
  • 120 g de azúcar
  • 180 g de maizena
  • 1 cucharadita de canela en polvo

Utensilios:

  • 2 boles
  • Unas varillas de mano o una batidora con varillas
  • Espátula de silicona
  • Papel para horno
  • Horno

Preparación:

Autor: Vanessa
Autor: Vanessa
  • Precalienta el horno a 180 ºC.
  • Monta las claras a punto de nieve con el azúcar en un bol.
  • En otro bol mezcla las yemas con la leche condensada.
  • Añade a la mezcla anterior el coco rallado y la maizena.
  • Agrega las claras montadas en 3 veces para que no bajen el volumen.
  • Forra tu bandeja de horno con papel antiadherente o usa un molde de mini magdalenas.
  • Pon tus coquitos con una cuchara o con una manga pastelera.
  • Hornea unos 30 minutos.

Datos de interés:

  • Compra tu coco rallado en un lugar de confianza, ya que tiene que estar bien fresco.
  • Puedes servirlas tal cual o rebozadas con coco rallado, pero recuerda hacerlo en cuanto las saques del horno.
  •  Decora tus coquitos con guindas, jalea… es otra muy buena y diferente opción.
  •  Ponlas sobre un cubilete de papel aluminio o papel de bonitos colores.
  • Si quieres hacerlos con más facilidad y además te gusta que todas las bolitas te salgan más o menos iguales, puedes utilizar una bandeja para mini magdalenas con un cubilete sobre cada base. Otra opción son las las cucharas o sacabolas de helado. Si la mezcla no te queda excesivamente compacta, utiliza una manga pastelera.
Te puede gustar