Crema pastelera de chocolate blanco

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Sofía Quintana el 17 noviembre, 2018
Para asegurarnos de que la crema queda homogénea y sin grumos podemos derretir el chocolate blanco al baño María antes de añadirlo a la mezcla base

Con estas tres deliciosas recetas aprenderás cómo preparar crema pastelera de chocolate blanco, una alternativa perfecta para rellenar todo tipo de dulces y postres. Cada receta tiene sus peculiaridades, haz pruebas hasta encontrar el resultado que más te guste.

Receta nº 1 de crema pastelera de chocolate blanco

La textura de la crema pastelera es deliciosa, y el chocolate blanco le aporta un sabor diferente a tus postres. Para esta primera receta necesitarás:

Ingredientes:

  • 80 g de chocolate blanco
  • 1 huevo completo
  • 1 yema de huevo
  • 100 g de azúcar
  • 2 cucharadas de mantequilla derretida
  • 6 cucharadas de harina
  • 400 ml de leche
  • 2 cucharadas de esencia de vainilla

Pasos a seguir:

Nata o crema hecha en casa

  1. Pica en trocitos el chocolate blanco y reserva.
  2. En un recipiente, mezcla el huevo entero y la yema, el azúcar y la mantequilla derretida.
  3. Cuando se hayan integrado completamente, vierte la harina tamizada y la leche hirviendo poco a poco.
  4. Sin dejar de remover, pasa a un cazo y cocina para que se espese.
  5. Deja enfriar unos minutos e incorpora el chocolate blanco cortado en trocitos, para que se funda.
  6. Cuando la temperatura haya disminuido, vierte la esencia de vainilla.
  7. Una vez esté a temperatura ambiente, tapa con papel film y guárdala en la nevera hasta utilizarla.

Receta nº2 de crema pastelera de chocolate blanco

Antes de preparar esta segunda receta, recuerda que para que la crema alcance la consistencia perfecta lo mejor es utilizar leche entera y no desnatada. Si quieres que te quede todavía más cremosa, mezcla la mitad de leche y la otra mitad de nata.

Los ingredientes necesarios son:

  • 600 ml de leche entera (o 300 ml de leche y 300 ml de nata)
  • 20 g de maicena
  • 4 yemas de huevo
  • 100 g de azúcar
  • 200 g de chocolate blanco

Pasos a seguir:

  1. Coloca 500 ml (dos tazas) de leche a calentar en el fuego.
  2. Los 100 ml restantes, mézclalos con la maicena sin que se formen grumos y vierte la mezcla en la leche caliente.
  3. En un recipiente mezcla el azúcar con las yemas y después incorpórala a la leche con maicena.
  4. Cuando rompa a hervir, añade las yemas poco a poco, sin dejar de remover para que no cuaje.
  5. Apaga el fuego y pasa por un colador fino para eliminar los posible grumos.
  6. Vuelve a echar en el cazo y calienta a fuego medio, sin dejar de remover.
  7. Cuando empiece a espesar, trocea el chocolate blanco y ve colocando los pedacitos para que se fundan. Otra opción es derretirlos primero al baño María (es más fácil y te aseguras así que la crema quede bien homogénea).
  8. Apaga el fuego y deja que la crema pastelera se enfríe a temperatura ambiente.
  9. Coloca en una manga de pastelería y deja enfriar mejor en la nevera.
  10. Usa para decorar o rellenar las preparaciones que desees.

Receta nº 3 de crema pastelera de chocolate blanco

Magdalenas con crema pastelera de chocolate blanco

Esta tercera alternativa para preparar crema pastelera de chocolate blanco se prepara con una batidora eléctrica. Si no tienes una, puedes prepararla de todas formas, aunque te llevará algo más de tiempo.

Ingredientes:

  • 100 g de chocolate blanco
  • 500 ml de leche
  • 3 huevos
  • 1 cucharada de esencia de vainilla
  • 40 g de maicena
  • 75 g de azúcar

Pasos a seguir:

  • Ralla el chocolate y en el mismo recipiente coloca todos los ingredientes restantes de la lista.
  • Mezcla a velocidad máxima durante unos 7 minutos, o hasta conseguir una consistencia adecuada para la crema.
  • Vierte en un recipiente de plástico y tapa.
  • Guárdala en la nevera hasta el momento de utilizarla. Puedes usar una manga de pastelería o aplicar con una espátula, todo dependerá de la receta y de si quieres aprovechar la crema para relleno o para decorar.