Créme brulée

Si no tenemos soplete para caramelizar el azúcar también podemos meter la crema unos minutos en el horno y gratinar el azúcar para conseguir el mismo resultado

La créme brulée “crema quemada”, es una especialidad de la repostería francesa, podríamos compararla a nuestra crema catalana. Las primeras referencias escritas sobre esta rico postre aparecen sobre el 1691 y hasta hoy la receta se ha conservado intacta, con muy pocas variaciones. Te enseñamos a preparar una deliciosa créme brulée.

Receta de créme brulée

Ingredientes:

  • 1/5 litro de nata líquida o 200 ml. de leche y 250 de nata líquida
  • 5 yemas de huevo
  • 5 cucharadas de azúcar
  • Extracto de vainilla

Modo de elaboración:

shutterstock_151539476

  • 1-Pon a calentar la nata líquida con la mitad del azúcar hasta que se disuelva.
  • 2-Bate las yemas de huevo con el resto del azúcar.
  • 3- Retira del fuego e incorpora la mezcla de yemas a la nata líquida tibia y la vainilla, para que no se cuezan las yemas.
  • 4-Pon la mezcla en recipientes individuales (cazuelitas de barro por ejemplo) y ponlos en una cazuela con agua y mételas en el horno hasta que se haga al baño María durante 1 hora más o menos a 150ºC.
  • 5-Retira del horno y espolvorea con azúcar blanca o azúcar morena. Quémala con un soplete

Algunas ideas y trucos para tu créme brulée

  • Puedes aromatizar tu créme brulée de diferentes maneras: con cáscara de limón o canela, hierbabuena, licor, café, canela… Añade a la crema de leche cuando la vayas a calentar. Retírala después.
  • Ponla siempre en el horno a temperatura baja, para que el calor sea uniforme y se cocine poco a poco.
  • Para saber si está lista, mete un palillo de hacer brochetas, por ejemplo. Si sale limpio es que está lista.
  • Para caramelizar la crema, ésta tiene que estar siempre fría.
  • No dejes que el azúcar se ponga negra, porque el sabor será amargo.
  • Pon una capa fina de azúcar, queda mucho mejor el resultado.
  • Pon la vainilla justo en el momento de retirar la crema del fuego, para que el aroma no se evapore.
  • Si no tienes soplete, gratina el azúcar en el horno.
  • Puedes adornarla con un tubito de canela, cerezas frescas o confitadas, granos de café…

Receta de créme brulée light

Si quieres disfrutar de este postre pero con muchas menos calorías, te damos esta receta igual de rica.

Ingredientes:

  • 1/2 litro de leche espesa (elige una leche rica en omega 3, aporta grasas saludables y su consistencia es espesa) o crema de leche con tan solo entre un 12% y un 30% de materia grasa.
  • 5 yemas de huevo
  • Estevia
  • Extracto de vainilla

Prepara tu créme brulée del mismo modo que la receta anterior.

Un postre con mucho calcio, minerales y vitamina A

Deja de pensar que la creme brulée engorda y fíjate en la cantidad de beneficios que tiene para tu salud, disfruta de este postre de vez en cuando.

Propiedades de las yemas de huevo:

Tratamiento-con-yema-huevo

Las yemas de huevo tienen grandes propiedades nutricionales. Es una fuente rica en vitaminas y minerales: vitaminas A, E, D, ácido fólico, B12, B6. Además es de los pocos alimentos que contiene vitamina D de forma natural. Además contiene hierro, fósforo, potasio y magnesio.

También contiene colina, una sustancia que ayuda a la memoria durante la etapa embrionaria. Además ayuda al funcionamiento de las células.

Aunque la yema contiene entre 4 y 4,5 gramos de grasa, solo 1,5 son grasas saturadas y el resto insaturadas, con lo cual es un alimento sano del que no te tienes que privar y no afecta al colesterol.

Gracias a su contenido en lecitina, ayuda a que el colesterol no sea del todo absorbido por el organismo, además ayuda a mantener la concentración y es protector del corazón.

Propiedades de la crema de leche:

Aunque eleva el colesterol no es mala tomarla de vez en cuando, ya que aporta grandes cantidades de vitamina A y en menor medida vitamina D además de calcio.

Secretos para que la créme brulée te engorde menos

Si quieres disfrutar de tu créme brulée sin que te engorde demasiado, tómala como cena sin nada más, como  postre cuando hayas hecho una comida ligera con una ensalada, un pescado a la plancha con unas verduras, una crema ligera etc. Nunca la tomes después de una comida calórica, ya que estarás añadiendo un montón de calorías innecesarias para tu cuerpo. De lo que se trata es de compensar.

Categorías: Recetas Etiquetas:
Te puede gustar