¿Cuál es el aceite más recomendado en la dieta?

Brunilda Zuñiga · 1 agosto, 2018
Incluir grasas en tu alimentación es necesario para llevar una dieta equilibrada. Descubre cuál es el aceite más recomendado y consúmelo a diario

¿Qué aceites sueles consumir de forma regular en tu dieta? Sabemos que existe una gran variedad y no siempre es fácil determinar cuál es el aceite más recomendado. Con esta información podrás identificar el mejor e incluirlo de forma constante en tu vida diaria.

¿Qué son los aceites?

Son los lípidos más importantes para nuestra alimentación y la principal fuente de energía. Nos permiten asimilar las vitaminas A, E, K y D, entre otras.

Además, tienen cualidades antioxidantes para combatir el envejecimiento prematuro causado por los radicales libres del ambiente, al contener compuestos fenólicos y carotenoides.  

1. Aceite de coco

Aceite de coco

El aceite de coco se obtiene de cocos frescos que se dejan secar para mantener todas sus propiedades. Recientes estudios han demostrado que permite una mayor pérdida de peso en comparación con otros aceites. Esto lo puede convertir en el aceite más recomendado, dado que se absorbe fácilmente en el organismo sin que este tenga que transformarlo.

Entre los beneficios del aceite de coco destaca la hidratación de la piel y el cabello, y la regulación del metabolismo. Esto lo hace ideal para personas con síndrome del intestino irritable al contener ácido caprílico, ácido láurico y ácido cáprico. Igualmente, previene enfermedades degenerativas como diabetes, hipertensión arterial y cáncer.

Otra ventaja del aceite de coco es que se encuentra libre de elementos tóxicos, incluso a altas temperaturas. Utilizar el aceite de coco en la cocina es sumamente fácil, pues sirve para reemplazar las mantequillas.

Te recomendamos utilizarlo para cocinar carnes, para saltear pastas y vegetales. Eso sí, deberías guardarlo en el refrigerador o en un frasco bien tapado en un lugar fresco.

Lee también: Tratamiento con aceite de coco para prevenir las infecciones dentales

2. Aceite de oliva

El aceite de oliva es un elemento fundamental en la cocina mediterránea debido a sus múltiples beneficios. Por ejemplo, hay estudios que han mostrado que puede reducir hasta en un 45% la incidencia de enfermedades cardiovasculares al disminuir la cantidad de colesterol malo en la sangre.

También mejora el metabolismo, combate el estreñimiento al mejorar la absorción de los nutrientes y reduce la secreción gástrica. Por todo esto puede considerarse el aceite más recomendado para protegerte de las enfermedades gastrointestinales.

El aceite de oliva también previene la oxidación por su alto contenido de vitamina E, facilita el proceso desmineralización de los huesos y la descalcificación de los mismos. Además, el aceite de oliva es sumamente recomendable para personas que padecen diabetes tipo 2, pues reduce la posibilidad de padecer obesidad.

El aceite de oliva es el más recomendable para freír los alimentos, puesto que las altas temperaturas no modifican su estructura química, lo que lo mantiene libre de elementos tóxicos dañinos para el organismo.

3. Aceite de girasol

Aceite de girasol

El aceite de girasol también puede considerarse el aceite más recomendado por su cantidad de grasas buenas poliinsaturadas, como el ácido linoleico. Este aceite tiene propiedades antioxidantes por su alto contenido de vitamina E. Esta vitamina te protege de distintos factores que día a día dañan tus células, lo que causa envejecimiento prematuro.

Además, nos ayuda a evitar enfermedades degenerativas, incluido el cáncer, reduce los niveles de colesterol malo en la sangre y aporta a nuestro organismo ácidos grasos omega 3 y 6, indispensables para nuestro cuerpo dado que no los puede producir por sí mismo.

4. Aceite de canola

El aceite de canola tiene una gran cantidad de ácidos grasos omega 3 y 6, por lo que es altamente recomendable para una dieta sana. Se puede decir que es el el aceite más recomendado porque previene las enfermedades cardiovasculares, reduce los niveles de colesterol en la sangre y nos aporta vitaminas E y K.

Esto significa que te protege de problemas de la piel y de la oxidación. Además, mejora el metabolismo, por lo que es ideal para evitar el sobrepeso y la obesidad.

Ver también: Cómo evitar el colesterol con una dieta saludable

El aceite más recomendado

Por todo lo anterior, los aceites son un elemento indispensable para que nuestro organismo pueda funcionar adecuadamente. No existe uno ideal, sino varios que son recomendados. Lo importante es que aprendas a seleccionar los que vas a utilizar en tu hogar.

Estos deben ser saludables, naturales y de buena calidad. Para mantener en buen estado los aceites evita reutilizarlos. El último consejo es que los mantengas en un estante donde no reciban la luz solar directamente.