¿Cuáles son las causas de los ojos llorosos?

Aylin Stefany Rodriguez Vinasco·
26 Septiembre, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Leonardo Biolatto al
25 Septiembre, 2020
Son diversas las causas de los ojos llorosos. Algunas están asociadas a agentes externos y otras pueden sugerirnos que necesitamos atención médica inmediata.

Antes de ayudarte a identificar las causas de los ojos llorosos, debes saber que este padecimiento se relaciona, como su nombre lo sugiere, con el exceso de lágrimas. Aunque no lo creas, es posible que haya más líquido del necesario en esta zona del cuerpo.

Si bien el ojo necesita estar lubricado para mantenerse saludable, en ocasiones lo que se produce en las glándulas lagrimales no puede ser evacuado, debido a una obstrucción del conducto lagrimal que va a la nariz, ocasionando que se desborde por los párpados.

¿Cuáles son los tipos de ojos llorosos?

Podemos clasificar los tipos de ojos llorosos según la población que se ve afectada, siendo los bebés y los adultos los más perjudicados por este molesto lagrimeo.

Ojos llorosos en los bebés

Si bien este padecimiento es muy frecuente en bebés, es importante prestar atención para evitar mayores complicaciones. A menudo, las causas de ojos llorosos en los bebés se relacionan con una pequeña obstrucción del conducto lagrimal o con la aparición de conjuntivitis.

Por otro lado, también pueden presentarse cuando el bebé sufre un resfriado, alguna alergia o se ha producido un rasguño en sus ojos. Sin embargo, ante la persistencia del lagrimeo, se debe consultar con el pediatra, quien despejará dudas y permitirá aplicar un tratamiento preciso.

Aunque menos frecuente, este trastorno también puede afectar a niños pequeños, quienes pueden llegar a padecer alteraciones corneales si, además, se asocia el exceso de lagrimas con coloración rojiza de los ojos.

Ojo lloroso.
La lágrima cumple una función de protección en el ojo, pero si está en exceso es contraproducente.

Sigue leyendo: Cómo tratar los ojos llorosos en bebés

Ojos llorosos en los adultos

En el caso de los adultos, las causas de los ojos llorosos son diversas, pese a que sigue siendo la obstrucción de la vía lagrimal la más común. Además, se asocian otros padecimientos:

  • Fatiga ocular causada por el uso excesivo de dispositivos tecnológicos.
  • Sequedad del ojo extrema que estimula la formación de lágrimas para compensar.
  • Dificultades asociadas con la avanzada edad.

Causas de los ojos llorosos

El constante lagrimeo causado por este trastorno es molesto, pues se suele sumar enrojecimiento del párpado, irritación, hinchazón y ardor en la zona. Aun así, lo importante es identificar la causa para iniciar el tratamiento específico, descartando mayores complicaciones.

Obstrucción de la vía lagrimal

Como lo explicamos al inicio del artículo, las lágrimas son producidas por las glándulas lagrimales, cuya función es mantener limpio y lubricado el ojo. El exceso de líquido debe evacuarse a través de la vía lagrimal que concluye en el interior de la nariz.

Cuando esta vía se obstruye, las lágrimas no tienen cómo evacuar y se desbordan a través de los párpados. Es allí que notamos que lloramos sin razón aparente.

Los especialistas conocen esta patología como dacriocistitis crónica, la que puede ser adquirida y se refiere a la estrechez de los conductos a causa del envejecimiento. También hay una variante congénita que afecta con frecuencia a los bebés.

Síndrome del ojo seco

El síndrome del ojo seco tiene su origen en alteraciones hormonales, en el caso de las mujeres, y también en los altos niveles de contaminación del aire. Algunos de los síntomas son ardor, picazón, fotofobia, sensación de que el ojo está sucio y pesadez de los párpados.

Otro de los signos más comunes, pese a que esta enfermedad se relaciona con la insuficiencia de lágrimas, es el ojo lloroso. Esto sucede porque las glándulas se sobreestimulan como mecanismo de protección, produciendo un exceso de líquido.

Fatiga ocular

Conocido además como síndrome de fatiga ocular, este trastorno hace parte de la lista de enfermedades laborales y se relaciona con diversos síntomas, dentro de los cuales encontramos el ojo lloroso.

También se asocia al uso excesivo de aparatos electrónicos, algo muy común en estos tiempos con la llegada del teletrabajo. A esta afección se la cataloga dentro de los síndromes visuales digitales y puede afectar la superficie ocular produciendo lagrimeo abundante.

Conjuntivitis

Esta es una de las enfermedades oculares más comunes. Afecta a las personas en cualquier etapa de la vida y, aunque genera bastante malestar, es muy fácil de tratar.

Dentro de los síntomas más comunes de esta patología que afecta a la conjuntiva (la membrana imperceptible que recubre el ojo) encontramos el ojo lloroso, la inflamación, el enrojecimiento y también la secreción o acumulación de lagañas.

Fotofobia

La fotofobia es un signo ocasionado por la incapacidad para soportar la intensidad de la luz, sea esta artificial o natural. Es una patología que afecta en gran medida a personas con albinismo y ojos claros.

La sintomatología incluye ojos llorosos, necesidad de mantener los ojos cerrados, ardor y enrojecimiento. Puede llevar, incluso, a padecer mareos, dolor de cabeza, náuseas y vómitos.

Descubre más: Las infecciones más comunes en los ojos

Otras causas comunes y leves

Además de los padecimientos mencionados, el ojo lloroso se relaciona también con alergias, como la rinitis, la gripe, la risa, el bostezo e incluso el vómito. En cualquiera de estos casos, el exceso de lágrimas no es preocupante, pues obedece a una reacción externa.

Ojo con lágrima.
Las causas de los ojos llorosos son múltiples; algunas sin complicaciones y otras que encierran algo de gravedad.

¿Cuándo consultar al profesional médico?

Es importante acudir por atención médica al observar que las causas de los ojos llorosos se relacionan con conjuntivitis, pues puede ser viral y contagiosa. También, cuando no hay una causa aparente y la molestia persiste por más de una semana. De igual forma, en caso de que el cuadro clínico se presente de forma continua.

En cualquier de los casos, se destaca la facilidad para controlar esta afectación ocular, de allí la importancia de acudir por atención médica para iniciar el tratamiento correspondiente. El lagrimeo excesivo no solo representa un obstáculo en la calidad de vida, sino que también repercute en la visión.

  • Barrau, C., Cohen-Tannoudji, D., Villette, D. "Un nuevo reto científico: La preservación del riesgo." (2014).
  • Naranjo Escobar, M., Macas Quevedo, C., Pacheco Buitron, M., Piedrahita León, J. "Obstrucción del conducto nasolagrimal: abordaje quirúrgico endonasal versus externo". Revista Científica Mundo de la Investigación y el Conocimiento (2019).
  • Prado Montes, A., Morales Caballero, A., Molla Cassia, J. "Síndrome de Fatiga ocular y su relación con el medio laboral". Med. segur. trab.  [Internet]. 2017  Dic [citado  2020  Sep  17] ;  63( 249 ): 345-361. Disponible en: http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0465-546X2017000400345
  • Aguilera Mosquera, H., Valarezo Paccha, L. "La pantalla digital y sus alteraciones visuales". [Machala]: Universidad Técnica de Machala, 2015. [consultado 16 sep 2020]. Disponible en: http://186.3.32.121/handle/48000/13713
  • Gálvez Tello, JF., Lou Royo, MJ., Andreu Yela, E. "Ojo seco: diagnóstico y tratamiento". (1998).
  • Clement Corral, A., Dureau, P., Clement Corral, S., Valls Ferran, I., Andrés Domingo, M.L. "el ojo rojo en la pediatría". (2018).
  • Morales Marín, D., Zepeda Ortega, B., Mendieta Alcántara, G. "Epidemiología y tratamiento de conjuntivitis alérgica en un hospital pediátrico". (2010).
  • Agramonte Centelles, I., Herrera Soto, M., Gómez Cabrera, C., Padilla González, C. "Efectividad de la cirugía ambulatoria en la dacriocistitis crónica". Rev Cubana Oftalmol  [Internet]. 2004  Jun [citado  2020  Sep  16] ;  17( 1 ). Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0864-21762004000100004
  • Mayorga MT. Película lagrimal: estructura y funciones. Cienc Tecnol Salud Vis Ocul. 2008;(11): 121-131. Disponible en: https://ciencia.lasalle.edu.co/svo/vol6/iss11/13/
  • Pérez, Valentín Viqueira, Dolores de Fez, and Francisco M. Martínez Verdú. "La ergonomía visual en el puesto de trabajo: rendimiento y seguridad visual." Gestión práctica de riesgos laborales: Integración y desarrollo de la gestión de la prevención 27 (2006): 42-45.
  • Alcubierre, R. "Fotofobia." Annals d'oftalmologia: òrgan de les Societats d'Oftalmologia de Catalunya, Valencia i Balears 26.2 (2018): 3.