¿Cuándo debo ir con mi pareja a terapia?

Raquel Lemos Rodríguez · 21 septiembre, 2016
Ir a terapia es reconocer que algo no está bien en la pareja y que no podemos solucionarlo. La terapia es la forma de buscar ayuda para comunicarse y sanar.

Ir al psicólogo suele ser una última alternativa, algo resistida ya que tiene una connotación negativa. ¿Nuestra relación necesita terapia? ¿Necesitamos ayuda? Eso es porque algo no va bien.

Puede que así sea, pero no es negativo. Así como vamos al médico cuando tenemos dolores de cabeza, lo mismo deberíamos hacer cuando se trata de temas de conflictos afectivos. Ir a terapia es la forma de buscar una solución.

Imaginemos situaciones donde la rutina se ha implantado en la pareja o hay una circunstancia de infidelidad. No estamos preparados para lidiar con ello.

En estos casos, alguien que nos guíe de la forma oportuna puede ser una gran ayuda que nos permitirá encontrar la mejor de las soluciones.

También lee: Cómo mantener la ilusión con tu pareja

A veces, las parejas necesitan ir a terapia

pareja-enfadada

En ocasiones no nos planteamos ir a terapia porque los momentos malos son pocos y se pasan pronto. No obstante, pueden ser una llamada de atención.

Si no les prestamos la debida atención puede que acaben terminando con nuestra relación y eso es algo que queremos evitar.

Uno de los principales motivos por los que tú y tu pareja deberían ir a terapia es la falta de comunicación. Uno de los males que más afectan a las relaciones. La comunicación es esencial y, si esta falla, tal vez terminen como compañeros de piso, más que en una pareja.

pareja enfadada

No te pierdas: 10 costumbres que tienen las parejas felices

Pero esto no lo es todo. En momentos de crisis como puede ser una infidelidad, la muerte de un ser querido o un problema con los hijos, es necesario ir a terapia. La terapia nos va a ayudar a abrir los ojos, a no echarle la culpa al otro, a confiar en nuestra pareja y a fortalecer nuestros lazos. O, quizás, a terminar convencidos y en buenos términos una relación que supo ser buena.

El problema del sexo

pareja en problemas

Otro de los problemas que demandan una terapia de pareja es el sexo. ¿Qué ha pasado con los años? ¿Por qué no lo disfrutan igual? ¿Por qué el sexo es cada vez más escaso?

Con el tiempo dejamos de mostrarle afecto a nuestra pareja y la relación se enfría. Suele suceder, sobre todo, cuando se tienen hijos y nos empezamos a centrar demasiado en ellos. De repente, te encuentras compartiendo cama con una persona desconocida, a la que no abrazas, que no te da calor, que no satisface tus deseos sexuales.

Los abrazos han desaparecido, los besos fugaces también… Todo lo que los enamoró en un principio se ha esfumado. La consulta sobre terapia de pareja puede ayudarles a recuperar las muestras de cariño, a «romper el hielo» y volver a sentir lo que un día los atrajo de la otra persona.

También lee El sexo puede curar gran parte de nuestros «males

El tema de los hijos

pareja triste

Muchas parejas quieren tener hijos, pero cuando esto sucede se encuentran con un problema: demandan el espacio de la pareja. Ocupan la mayor parte de su tiempo, la intimidad casi empieza a desaparecer por no tener tiempo a solas y todo cambia.

En estos casos es muy importante la comunicación de la que hablábamos al principio. Es necesario que la pareja hable sobre cómo resolver esta circunstancia de la mejor manera.

Tal vez dejar a los niños con una niñera y salir a cenar una vez a la semana solos, reservar un hotel y pasar una noche romántica. Hay diversas formas de mantener la magia con la pareja cuando los niños hacen acto de presencia.

Cuando no sabemos cómo actuar a este respecto, es necesario acudir a un profesional que nos oriente. Él mejor que nadie nos sabrá guiar y salvar nuestra relación.

También lee 5 errores que cometemos en la educación de nuestros hijos

Recuerda…

Pensamos que lo sabemos todo, que no es necesario acudir a terapia por todo esto que creemos, tal vez, circunstancias sin importancia. Pero, esto que ves como algo sin importancia puede afectar a tu relación de pareja. Por eso, es importante buscar ayuda.

Nadie ha nacido sabiendo cómo solventar diversas situaciones. Para eso están los profesionales. No se nieguen una vida feliz y plena en pareja.