¿Cuánto influye la suerte en el éxito personal?

1 enero, 2018
La palabra “suerte” y todo lo que ella implica, forma parte del vocabulario habitual de casi toda la gente.

Las creencias acerca de cómo influye la suerte en el éxito personal son diversas. Existe un tipo de personas que piensan que la suerte es el factor que define la vida y, precisamente, estas mismas personas son quienes la falta de suerte es la excusa perfecta para los fracasos. Sus frases típicas son: “Es un hombre de suerte”, “Yo no soy mujer de suerte” “¡Tiene tanta suerte! Todo lo sale bien”  y expresiones por el estilo.

Otro tipo de personas, en cambio, se muestran escépticas al respecto. Estas personas entienden que lo único que realmente condiciona los resultados en su vida es tanto su esfuerzo como sus propias acciones. Por lo tanto, están convencidas de que esperar a la suerte es cosa de perezosos y de débiles de espíritu.

La palabra ”suerte” se convierte en una expresión cuya intención es manifestar los buenos deseos hacia otro. De esta forma, el“¡Que tengas mucha suerte!”y el “Te deseo suerte”, se refieren al éxito más que a la suerte en sí.

¿Realmente influye la suerte en la vida?

Realmente influye la suerte en la vida

La suerte puede ser definida como el resultado positivo, que ha ocurrido de manera fortuita o casual, a partir de un evento o suceso. Quienes sostienen que en el éxito personal influye la suerte, consideran que esta es un motor. Una energía que escapa a la persona y que determina que hechos y circunstancias a veces imprevisibles, se desarrollen de una manera o de otra.

Existen diferentes maneras de ver la suerte. Por un lado, se la considera como una cuestión del azar, de las probabilidades de que algo ocurra. Por otro lado, hay quienes la ven como asunto de fe o de superstición; es decir, como la ocurrencia de sucesos sobrenaturales afortunados o desafortunados.

Ver también: Cómo atraer la suerte: 7 claves psicológicas con las que puedes lograrlo

Algunas posturas con respecto a cómo influye la suerte

  • Los racionalistas consideran que la suerte como ”golpe de gracia” o ”culmen” no existe. Que un ladrillo caiga sobre una persona que camina no es cuestión de suerte de la persona, sino que es el resultado de la estadística. Cualquier persona que caminara bajo ese edificio en ese momento hubiera recibido el ladrillo en su cabeza.
  • ¿Puede influirse en la suerte con medios espirituales? Quienes sostienen esta opinión coinciden en que la suerte aumenta si se realizan ciertos rituales. Los ritos, los hechizos, los talismanes son, para estas personas, elementos que pueden determinar que la suerte los favorezca en el futuro.
  • Una postura moderada sostiene que creer en la suerte como parte del pensamiento positivo. Aquellos que dicen “A la suerte hay que buscarla” su búsqueda se transforma en en esfuerzo, trabajo y acciones consecuentes.
  • Tanto el pensamiento de Jean Paul Sartre como el de Sigmund Freud también influyen. Para ellos, la suerte se relaciona con una excusa para no asumir el control de la propia vida. Se trata de huir de las responsabilidades, porque es la suerte la que está determinando los fracasos. Según esta teoría quienes se consideran premiados por la “buena suerte”, solo cosechan los beneficios de una actitud positiva.

Un camino para el éxito: seguramente la “suerte” influirá

Un camino para el éxito seguramente la “suerte” influirá

Creer en la suerte puede contribuir al éxito personal. Siempre que esa creencia esté acompañada de una mentalidad de progreso, de esfuerzo, de trabajo. El éxito personal comienza en la mente, el lugar donde radican las creencias.

El punto de partida será organizar la mente y los pensamientos para generar hábitos de desarrollo personal. Estas costumbres enfocarán a la persona hacia el logro de su meta. Ahí estará la suerte, esa suerte que hará que la persona diga “Estoy teniendo suerte. Me va muy bien”. En el fondo sabrá que esa “suerte” a la que se refiere con sus palabras es el fruto de una suma de acciones que emprendió.

De esta manera, el pensamiento positivo y la confianza se entienden como dos condiciones fundamentales de la “suerte”. Al creer que es posible y que en sus manos está lograrlo, o que si la persona planifica y actúa organizadamente logrará el objetivo propuesto. Así, fortalecerá la confianza en sí mismo y en que la suerte lo acompañará. Y seguramente así será.

Te recomendamos leer: 5 consejos para incrementar la confianza en ti mismo

Algunas ideas para atraer la suerte y reforzar la confianza

Algunas ideas para atraer la suerte y reforzar la confianza

La buena suerte:

  • No se puede comprar ni vender.
  • Sin pasión ni entrega no puede existir.
  • Depende de la persona y requiere trabajo.
  • Se conquista al propiciar circunstancias de éxito.
  • Aparece cuando se asume la responsabilidad por los resultados desde el principio de las acciones.
  • Si hay resultados desfavorables, no es problema de suerte, son simplemente pautas a mejorar de ahora en adelante.

La suerte y el éxito personal son parte de una misma naturaleza, la cual está conformada por acontecimientos que se programan para el logro de metas. En esa programación, la persona es la que tiene en sus manos las decisiones.

Te puede gustar