Cuidados de manos y pies, exfoliación e hidratación

Si bien hay que hidratarlas a diario, recuerda no exfoliar las manos más de dos veces a la semana para no eliminar su capa protectora

A veces, las personas somos descuidadas tanto con los demás, como con nosotros mismos. Las manos y los pies son partes del cuerpo a las cuales muchas veces no damos la suficiente importancia.

De los pies solemos acordarnos cuando nos duelen, cuando los vemos muy secos o solamente cuando los enseñamos en épocas de calor. De las manos intentamos cuidar nuestras uñas, pero por lo general nunca les damos tantos cuidados como al resto del cuerpo.

¿Por qué es importante mantener cuidados?

cuidados de manos y pies

Mantener cuidados las manos y los pies es algo que nos hará sentirnos mejor durante nuestro día a día. Es verdad que no siempre tendremos a alguien que nos diga lo bonitas que son estas partes de nuestro cuerpo, pero si hay mujeres y hombres fanáticos de las manos y los pies es por algo.

En ciertas culturas, se suele dar bastante importancia a estas zonas del cuerpo.

Cuidados de manos y pies: exfoliación e hidratación

En primer lugar, para ofrecer una buena hidratación a nuestra piel hay que limpiarla con una emulsión. Seguidamente aplicar un peeling, para después hidratarla con cariño.

La exfoliación limpia la piel de las células que le impiden funcionar correctamente y se ve más joven y fresca. También la vuelve más receptiva a la acción de los hidratantes, y controla la aparición de granitos y puntos negros.

Por otro lado, la  hidratación refresca y relaja nuestras manos y pies, aportándole toda el agua que necesita para verse saludable. A la hora de hidratar es importante tener en cuenta que esto se puede efectuar de dos maneras: una desde el exterior, y otra desde el interior, adoptando el hábito de beber más de ocho vasos de agua al día, ya que el agua es el elemento principal de la hidratación.

1. Exfoliante casero para cuidados de mano y pies

cuidados de manos y pies

Ingredientes

-Aceite de uvas.

Aceite de coco.

-Azucar moreno.

-Extracto de Vainilla.

-Canela en polvo.

En un bol o fiambrera podrás guardar la mezcla, así lo podrás conservar hasta un mes.

Mezcla 2/5 de aceite de uvas en el bol donde lo vayas a preparar, echa la misma cantidad de aceite de coco que el de uvas y mézclalo. Después añade 1/5 de azúcar moreno, si ves que es poco añade algo más. Incluye un chorro de extracto de vainilla y dos cucharadas de canela. Mézclalo todo bien.

Por último, tras masajear bien la zona donde lo hayas aplicado, ponte unos guantes de plástico o unas bolsas. Deja actuar unos quince minutos y lava con agua a temperatura ambiente.

2. Hidratante casero

Ingredientes

-Aceite de uvas, almendras, manzanilla, ajonjoli y rosa mosqueta.

-Esencia de vainilla.

-Esencia de canela.

Agua de rosas.

Mezcla un chorro de todos los aceites y 1/4 de agua de rosas. Aplícalo en un bote con spray. Para que haga más efecto usa bolsas de plástico para que absorba mejor los aceites.

  • Gervajio, G. C. (2012). Fatty Acids and Derivatives from Coconut Oil. In Kirk-Othmer Encyclopedia of Chemical Technology. https://doi.org/10.1002/0471238961.fattgerv.a01
  • Shankar, P., Ahuja, S., & Tracchio, A. (2013). Coconut oil: A review. Agro Food Industry Hi-Tech. https://doi.org/10.1016/j.jbusres.2003.10.002
  • Hongratanworakit, T. (2009, February). Relaxing effect of rose oil on humans [Abstract]. Natural Product Communications, 4(2), 291-296. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19370942
  • Bohm, V., Frohlich, K., & Bitsch, R. (2003, December). Rosehip—a “new” source of lycopene? Molecular Aspects of Medicine, 24(6), 385-389. https://doi.org/10.1016/S0098-2997(03)00034-7