Cómo cultivar salvia, la planta de las mujeres: ¡Muy fácil!

Puedes escoger el esqueje o bien las semillas de salvia para plantarlas. Basta con regarlas una vez a la semana. Debe recibir luz solar y estar resguardada del viento

La salvia es una de las plantas aromáticas más conocidas gracias a sus múltiples virtudes, siendo además muy apreciada desde la antigüedad.

La propia palabra “salvia” proviene del latín y se asocia precisamente a “salud”, a esos conocidos beneficios capaces de propiciar el bienestar general, y sobre todo, de cuidar muchos de los aspectos relacionados con nosotras, las mujeres.

Su aceite esencial se utiliza desde hace mucho para aliviar los dolores de la menstruación, es relajante y tomada en infusión puede actuar como un excelente reconstitutivo.

Tampoco podemos olvidar que la salvia se alza además como un excelente remedio natural durante la menopausia y para todos sus síntomas asociados (insomnio, sudores nocturnos, nerviosismo…)

Tener salvia en casa sería toda una ayuda, así que, ¿y si nos animamos a cultivarla en casa? Te va a encantar verla crecer y poder utilizarla para prepararte adecuadas infusiones, o baños relajantes cuando tenemos dolores durante la menstruación.

¿Preparada para tomar nota de cómo puedes hacer crecer salvia en tu hogar? ¡Es muy fácil!

Consejos para el cultivo de salvia en casa

salvia5

Muchos la consideran “la reina” de las plantas aromáticas. De hecho, los romanos la llamaban la “hierba sagrada” dados sus múltiples beneficios.

Otro aspecto positivo de esta hierba perenne de bonitas flores violáceas es que se adapta bien a muchos tipos de suelos. No obstante, no podemos olvidar que su origen es Mediterráneo, por lo que va a crecer mucho mejor en tierras un poco más secas y calcáreas.

Ahora bien, ¿Se puede plantar salvia en una maceta? Desde luego, y si son macetas muy amplias y con bastante tierra, podrás conseguir un buen cultivo de salvia. Te explicamos cómo conseguirlo.

Lee también: Bondades de la salvia

¿Qué necesito para plantar salvia?

  • Macetas amplias con una profundidad de entre 30 y 40 centímetros. Las raíces de la salvia son largas y necesitamos, por tanto, recipientes de mucha capacidad.
  • En las floristerías o tiendas especializadas puedes encontrar o bien semillas de salvia o esquejes ya listos para plantar.
  • ¿La mejor opción? Los esquejes, las semillas, por su parte, nos obligan a tener que plantarlas primero en macetas más pequeñas, esperar a que salga la planta para después pasar dicho esqueje a una maceta mayor.
  • La salvia es una planta que necesita luz y calor. Le gustan los terrenos secos, así que deberás ponerlas en tu terraza o en tu balcón.
  • Elige una tierra que contenga nutrientes, preferiblemente arcillosa y que podamos enriquecer cada mes con sustancias orgánicas y minerales. No la vamos a regar demasiado, así que lo más importante para la salvia es que pueda disfrutar de luz y de un ambiente seco.

Salvia

¿Cómo debo plantar mis esquejes o semillas de salvia?

  • La época del año en que deberemos plantar salvia será en primavera, de modo que el crecimiento y la floración coincida con las épocas estivales, cuando más calor hace.
  • Tal y como te hemos señalado antes, si eliges plantarla en semillas deberás elegir primero unas macetas pequeñas, y una vez veas que ya ha emergido el esqueje, procedecer a trasplantarlo a una maceta o tiesto con las medidas antes señaladas: una profundidad de 30 o 40 cm.
  • Lo primero que haremos es un sistema de drenaje en el fondo de las macetas o tiesto. Basta con poner un poco de gravilla para que el agua no se acumule y pueda salir con más facilidad.
  • Llena las macetas con tierra enriquecida con abono ecológico, ahí donde se incluya potasio, nitrógeno y fósforo.
  • Planta el esqueje cuidando de que la raíz esté completamente cubierta, es la parte más importante de la planta y la que alcanzará mayor profundidad.
  • ¿Cada cuánto debemos regar nuestras plantas de salvia? Bastará con que la riegues una vez por semana.
  • No obstante lo más importante es que esté resguardada del viento, y que la situemos en un lugar donde reciba luz del sol. Ideal, por ejemplo, si la sitúas detrás de alguna de tus ventanas del salón o la cocina.
  • Los expertos en fitoterapia recomiendan recolectar las hojas de salvia antes de que salga la flor. Es entonces cuando cogeremos las ramitas que necesitemos para colocarlas en lugar fresco y seco donde no le de la luz. Una vez se sequen, guárdalas en un frasco de cristal para cuando las necesites.

¿En qué me puede ayudar la infusión o los baños de salvia?

Vientre inflamado

  • Para aliviar la gastritis.
  • Para regular la sudoración (por ejemplo durante la menopausia y durante los ahogos nocturnos).
  • Mejora las digestiones.
  • Dados los beneficios digestivos y depurantes de la salvia, es muy frecuente utilizar su infusión como suplemento medicinal en nuestras dietas para conseguir un vientre más plano
  • Para evitar los gases.
  • Para resolver la gingivitis haciendo gárgaras.
  • Para bajar la fiebre.
  • Es una bebida con muchos nutrientes: vitamina B, vitamina C…
  • Fortalece el sistema inmunológico.
  • Calma el dolor de cabeza y de vientre durante la menstruación.

Visita este artículo: Las mejores infusiones digestivas y depurativas: ¡Descúbrelas!

¿En qué casos no será adecuado tomar salvia?

  • No será adecuado que tomen salvia las personas que sufran insuficiencia renal.
  • No podrán tomar salvia las mujeres embarazadas o que se encuentren en periodos de lactancia.
Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar