¿Qué debes saber antes de decidir si remueven tus ovarios?

Brunilda Zuñiga 17 junio, 2016
Aunque puede resultar una decisión difícil, lo cierto es que nuestra salud es lo primero, por lo que si corremos algún riesgo es fundamental ponernos siempre por delante

Los ovarios son órganos en forma de almendra que tienen el tamaño de una nuez y que se sitúan a ambos lados del útero debajo de las trompas de Falopio.

Unos años antes de la menopausia, algunas mujeres comienzan a tener un sangrado muy abundante de la vagina, frecuentemente imprevisible.

Este sangrado puede estar causado por alteraciones hormonales, quistes en los ovarios o por fibromas en el útero.

Los ovarios pueden desarrollar tumores con mayor frecuencia que otros órganos y por eso, algunos especialistas recomiendan extirparlos al llegar a la edad de la menopausia. En pocos casos se lo aconsejan a mujeres mucho más jóvenes.

En el presente artículo te mostraremos lo que debes saber antes de decidir si remueven tus ovarios.

No es una histerectomía

mujer en hospital

Es muy importante este punto, debido a que muchas personas piensan que la histerectomía es solo la extirpación de los ovarios, y eso es falso.

El acto operatorio que consiste en la retirada de uno o ambos ovarios se denomina ooforectomía, unilateral y bilateral, respectivamente.

Es decir, tienes la opción de remover tus ovarios y dejar tus otros órganos de reproducción.

En ciertos casos, esta cirugía puede ser indicada con el objetivo de eliminar una fuente de producción de las hormonas que están agravando la evolución de un tumor mamario.

Ver también: ¿Cómo balancear las hormonas?

La cirugía de extirpación de ovarios causa el surgimiento de la menopausia

Esto quiere decir que la mujer no puede quedar embarazada naturalmente porque deja de producir óvulos.

Sin embargo, si quieres embarazarte después de que remuevan tus ovarios debes consultar un especialista en fertilidad femenina.

Existen algunas técnicas como la inseminación artificial o fertilización in vitro que aumentan la oportunidad de quedar embarazada.

Por otro lado, debes tener en cuenta que tendrás algunos o todos los efectos de la menopausia:

  • Bochornos
  • Alteraciones de sueño y de humor
  • Sudores nocturnos
  • Disminución del deseo sexual

Si no quieres acelerar la llegada de la menopausia, pregunta a tu médico por las alternativas disponibles para el problema que tengas.

La cirugía puede ser menos complicada de lo que parece

Muchas mujeres temen a esta cirugía porque creen que conlleva un corte y cicatriz enormes. Sin embargo, debes saber que hay una forma menos invasiva de retirar los ovarios: por vía laparoscópica.

Esto consiste en insertar una pequeña cámara a través de una incisión diminuta hecha en el ombligo para guiar la extracción de los órganos.

Con esta operación se disminuye el riesgo de complicaciones, de pérdidas de sangre y pasarás menos tiempo en el hospital en comparación con una cirugía abierta.

Una laparoscopia también sirve para lograr un mejor efecto cosmético, mientras que otras operaciones dejan cicatrices muy parecidas a la de las cesáreas.

Tu médico especialista será el que evalúe qué opción quirúrgica es la que te conviene, ya que algunas mujeres necesitan someterse obligatoriamente a una cirugía abierta.

Puedes reponer las hormonas si lo deseas… pero hay riesgos

hormonas

Hoy en día se discuten los riesgos sobre reponer las hormonas que pierdes cuando remueven tus ovarios.

Algunos ginecólogos recomiendan este paso porque vas a disminuir síntomas como los bochornos, el estrés y la sudoración. No obstante, los riesgos que conlleva hacen que exista cierto recelo a utilizarlas.

La progesterona usada en este tratamiento, que te puede proteger contra el cáncer de endometrio, también se ha relacionado con la aparición de cáncer de senos. Habla con tu médico y evaluad juntos las prioridades.

Si tienes antecedentes de cáncer de seno tal vez debas elegir otros tratamientos.

Si remueven tus ovarios aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas

presion

Este procedimiento no debe hacerse de forma indiscriminada. La falta de hormonas repercute dramáticamente en el organismo de la mujer, sobre todo en aquellas que están en plena edad reproductiva.

Un estudio hecho en Estados Unidos indicó que el número de mujeres con ovarios sanos que se somete a esta operación es de 300 000. Si bien el riesgo de cáncer de ovario disminuye, el de enfermedades cardíacas aumenta.

Lo fundamental en estos casos es tener siempre los cuidados preventivos. Lo ideal sería visitar al médico por lo menos cada 6 meses para verificar que todo va bien con tu organismo.

Si al final eliges que te extirpen los ovarios, es importante que sigas todas las indicaciones y que no faltes a ninguna cita con el ginecólogo.

Riesgo de pérdida ósea

Mujeres de la tercera edad que tienen los ovarios extirpados tienen un mayor riesgo de pérdida ósea.

En un estudio realizado en 2014, los científicos analizaron a 222 mujeres saludables después de la menopausia.

Las que llevaban en el climaterio más de 10 años tenían una tasa de pérdida de densidad mineral ósea dos veces mayor que las que habían retirado sus ovarios antes de la menopausia y de las que aquellas que aún los conservaban.

Las mujeres sin ovarios tienen mayor riesgo de padecer osteoporosis.

Te recomendamos leer: 4 tipos de ejercicios para prevenir y combatir la osteoporosis

No tomes la decisión a la ligera

Las enfermedades que atacan los ovarios son muchas veces silenciosas y, por su localización, el acceso para realizar exámenes es más difícil. Es común que, cuando se descubre alguna alteración, ya se encuentre en un estado avanzado.

Si te encuentras en un dilema y estás confundida sobre si remueven tus ovarios o no, no te preocupes. Vuelve a leer estas curiosidades para que entiendas que al quitarlos estarás contribuyendo con la calidad de tu vida.

Si no estás completamente segura lo mejor es que recurras a una opinión médica especializada.

Te puede gustar