Degeneración macular: en qué consiste

Claudia Magdalena Carrera Blanco 2 enero, 2018
La degeneración macular es una enfermedad asociada con la edad, sin embargo, puede ser prevenida siguiendo un estilo de vida saludable.

La degeneración macular es una afección de los ojos que se caracteriza por el deterioro progresivo de la mácula, pequeña mancha amarilla localizada en el interior de la retina que nos permite fijarnos en los detalles. Generalmente se asocia a la edad, aunque afortunadamente existen formas de prevenir su aparición. Cuando la mácula se deteriora y deja de funcionar como debería, la persona puede presentar:

  • Perdida de nitidez en la visión.
  • Visión borrosa.
  • Perdida de agudeza visual.

Si deseas saber más sobre qué es la degeneración macular y cómo prevenirla, te invitamos a seguir leyendo este artículo.

¿Qué es exactamente la degeneración macular?

Degeneración macular ojo

La degeneración macular relacionada con la edad es una enfermedad que afecta directamente a la mácula,  la parte del ojo que se encarga de la visión central y permite ver los detalles finos y pequeños. Cuando la visión central de una persona se deteriora, es usual que sea incapaz de poder realizar una gran cantidad de actividades en las que ésta tiene que ver, tales como:

  • Leer
  • Coser
  • Conducir
  • Escribir

Quizá te interese leer: 6 consejos para mantener tus ojos sanos

¿Cuáles son los síntomas de la degeneración macular?

Aunque no lo parezca, la degeneración macular no es una enfermedad que cause dolor. Su falta de síntomas la hacen difícil de detectar, pues las personas no notan un cambio en su visión, sobre todo porque esta suele presentarse en uno de los dos ojos. Algunos síntomas que pueden indicar el inicio de esta enfermedad son:

  • Perdida de nitidez en la visión.
  • Visión borrosa o distorsionada.
  • Perdida de agudeza visual, pudiendo ver áreas oscuras o vacías en el centro del campo visual.

¿Qué genera la degeneración macular?

Consumo de tabaco y tabaquismo pasivo

La degeneración macular suele presentarse en  adultos de mediana edad. Algunos factores que pueden desencadenar esta enfermedad son:

  • El tabaquismo.
  • Tener altos niveles de colesterol y obesidad.
  • La raza, siendo más propensas las personas blancas que las afroamericanas.
  • Historial familiar. Aquellas personas con familiares que han padecido degeneración macular suelen ser más propensas a desarrollar esta enfermedad.
  • Sexo, siendo las mujeres las que tienen mayor riesgo de sufrirla.

Puede que te interese leer: 8 consejos para llevar una vida más sana si cuentas con poco tiempo

¿Cuántos tipos de degeneración macular existen?

1. Degeneración macular seca

Degeneración macular seca

También conocida como atrófica, es la más frecuente y suele aparecer de forma gradual. No existen tratamientos registrados para eliminar o disminuir la evolución de este tipo de degeneración.

El tabaquismo está intrínsecamente relacionado con la degeneración de importantes órganos. Es el caso de la vista, por lo que la primera recomendación que ha de tener en cuenta es dejar de fumar.

2. Degeneración macular húmeda

También conocida como exudativa, es menos común e implica mayor gravedad, pues implica una falta de oxigeno intraocular. Es tratada con cirugía láser y distintos tipos de fármacos que deben ser inyectados directamente dentro del ojo.

¿Cómo tratar y prevenir la degeneración macular?

Degeneración dieta

Es importante recordar que se trata de una enfermedad degenerativa, por lo que una vez que la persona la padece, la retina seguirá degenerándose disminuyendo la capacidad visual. Sin embargo, es posible retrasar su evolución a través de la dieta. Los alimentos ricos en los siguientes elementos pueden ayudarnos a prevenir la degeneración macular:

  • Selenio, presente en lentejas, guisantes, manises, semillas de girasol, fréjoles o nueces.
  • Vitamina C, presente en fresas, papaya, kiwi y frutas cítricas en general.
  • Vitamina E, presente en almendras, acelgas y espinacas.
  • Betacarotenos, presente en zanahorias, espinacas, pimientos rojos y patatas dulces.

Aunque también pueden tomarse suplementos en forma de píldoras directamente. A su vez, un estilo de vida saludable no solo puede disminuir significativamente su evolución, también puede recudir el riesgo de desarrollar degeneración macular. Para ello es necesario:

  • Llevar una dieta saludable rica en vegetales y pescado.
  • Evitar el consumo de cigarrillos.
  • Mantener la presión sanguínea estable.
  • Controlar los niveles de peso y colesterol.
  • Hacer ejercicio diario.

Si padeces alguno de los síntomas mencionados anteriormente, te recomendamos acudir inmediatamente a un oftalmólogo, el cual te realizará las pruebas pertinentes para determinar tu problema y aplicar las medidas necesarias.

Te puede gustar