Deliciosa receta de alitas de pollo picantes

Descubre nuestra deliciosa receta de alitas de pollo picantes y apunta todos nuestros trucos para que puedas disfrutarla en cualquier ocasión.

Existen ingredientes que son estelares en muchas preparaciones, sin estos sería imposible lograr platillos maravillosos. Pero con respecto al pollo, sin lugar a dudas, la deliciosa receta de alitas de pollo picantes es más que solo un modo más de cocinar, conoce por qué.

Y es que, las alitas de pollo picantes están en nuestras vidas desde siempre. Al ir a un restaurante, o al pasar un domingo distinto en casa viendo un partido de fútbol o mientras pasamos una tarde viendo alguna película en la televisión. Seguramente las has visto en una gran cantidad de imágenes publicitarias y, a menudo, solo con imaginarlas, se te abre el apetito.

Indudablemente, en una receta que mezcla el placer de una buena comida con la variedad de sabor que solo las especias pueden proporcionar. No olvides que, en conjunto con algunos tipos de pimientos, la sensación picante proviene de esa mezcla.

Ahora bien, es tiempo de involucrar a la salud. Sí, todo es demasiado divino hasta que se piensa en cómo se traduce dentro del organismo. El sabor picante tiene varias críticas y algunos efectos negativos bien conocidos.

De esto no cabe la menor duda. Aunque, para ser completamente justos, también hay que destacar que la relación del picante en las comidas tiene que ver con el estilo de vida, la calidad de alimentación y la proporción de las cantidades que son ingeridas.

En este sentido, no se pueden obviar las implicaciones propias de las comidas picante pero tampoco debes quedarte con una imagen absolutamente negativa.

Por ejemplo, si sufres de molestias estomacales, quizás suelas evitar alimentos que te perjudiquen en ese sentido. Igualmente ocurre con la variedad de sabores. En sí mismos no son dañinos, la incidencia es mayor o menor en proporción con la frecuencia de ingesta.

No obstante, para poder hacer en la comodidad de tu hogar unas suculentas alitas de pollo picantes, solo debes prestar atención y seguir las instrucciones que te mostramos a continuación. Verás que puedes hacerlas de un modo muy saludable, sin perder el encanto de la receta tradicional.

Cómo elaborar tus alitas de pollo picantes

Alitas de pollo con salsa y pepino.

¿Te has preguntado alguna vez cuál es la historia detrás de tus comidas favoritas? Si tu respuesta es afirmativa, es completamente normal ser curioso. Pero cuando se trata de las alitas de pollo picantes para que no todo está del todo claro.

Se cree (porque no es seguro) que la receta se originó en Buffalo, Nueva York. En principio, y en voz inglesa el nombre para las alistas de pollo picantes es conocido como “Buffalo Wings“.

Una cocinera, al ver que las alas del pollo no eran consumidas y se aglomeraban, decidió crear una receta que involucrara no el contenido neto de la carne sino la salsa con la manera de cocción.

Teresa Bellisimo fue quien combinó las especias picantes con algo de perejil, aderezo y aceite vegetal para freír y el resultado ¡vaya que ha sido exitoso! Un ejemplo más para que entiendas que la creatividad lo es todo, y más al momento de cocinar.

Ingredientes

  • 1 cucharada de curry en polvo (25 g).
  • 1 cucharada ají rojo en polvo (25 g).
  • 1 y 1/2 tazas de mantequilla (125 g).
  • 10 tazas con alitas de pollo (1 kg).
  • 6 cucharadas de salsa tabasco (240 mL).
  • 3 tazas de puré de tomate rojos (360 mL).
  • 1 cucharada de pimienta roja de cayena (25 g).

Visita este artículo: Cómo preparar pollo estofado

Preparación

  • Lo primero que debes hacer es, remover de todas las alitas de pollo el exceso de piel. De manera que queden la mayor cantidad de carne disponible.
  • Luego, pre-calienta el horno a una temperatura de 190 ºC .
  • Después, sin haber condimentado las alitas, llévalas al horno por espacio de 15 minutos y espera a que estén bien cocidas y doradas. Ten en cuenta que el objetivo de usar el horno en vez de freír las alitas.
  • Ahora bien, coge un bol mediano y comienza con la preparación de la salsa picante.
  • Para esto usarás la mantequilla, salsa tabasco, la cucharada de chile, la pimienta roja de cayena y el curry.
  • Debes asegurarte muy bien en mezclar todos los ingredientes. El mejor consejo que puedes seguir es ir de a poco probando tu mezcla y tratar de que no se exceda de sabor salado o demasiado picante. Trata de que quede balanceado.
  • Una vez las alitas de pollo retiradas del horno y tibias, procede a sumergirlas en tu preparación de salsa picante y empapa cada una generosamente.
  • Coloca todas las alitas, ya bañadas en la salsa, de nuevo al horno por otros 15 minutos. Pasado el tiempo, retira y simplemente disfruta todo con gran placer de cada bocado.