Prepara un delicioso arroz meloso con langostinos

Lo ideal para que la receta de arroz meloso con langostinos quede en su punto es controlar la consistencia del arroz y no dejar que se evapore demasiado el caldo.

El arroz meloso con langostinos es una de muchísimas, casi incontables recetas que se originan de manera casi exclusiva a base del arroz blanco. Lo interesante de esta preparación es que intenta emular un poco el caldo y no tanto la forma de cocción suelta y algo seca de la preparación tradicional.

Lo cierto es que con esta receta te encontrarás con una carga de sabor que combina las propiedades de los ingredientes del mar, algo de la sazón mediterránea y el arroz. Esto te ayudará a estar fuerte y bien alimentado en cualquier estación del año.

Si lo que quieres es estar saludable con la menor cantidad de ingredientes posibles, te recomendamos esta preparación de arroz meloso con langostinos. Sabemos que el tiempo que pasarás en la cocina puede quitarte minutos para hacer otras cosas. Por eso hemos decidido mostrarte esta sencilla receta.

Calidad nutricional

Otro aspecto que no podemos dejar a un lado es el nutricional, ya que encontrarás una gran carga de elementos nutritivos en este platillo. Los langostinos, como bien sabes, son una fuente extraordinaria de:

  • Calorías. Sí, pero divididas entre muchísimos vitaminas y minerales y además, colesterol bueno (HDL).
  • Minerales: calcio, hierro, fósforo, magnesio, zinc, yodo, sodio, potasio y fibra.
  • Vitaminas: A, del grupo B (B1, B3, B5, B6, B7, B11, B12), C, D, E, y K.

De manera que, con este platillo de arroz meloso con langostinos, encontrarás sabor y facilidad en la preparación. Pero también con lo mejor de las propiedades nutritivas que tu organismo necesita para mantenerte sano.

Esta receta es ideal para mantener tu sistema inmunitario fuerte, como también los índices de vitaminas y minerales en estado óptimo. Así pues, no dudes en prepararla para aprovechar todos sus beneficios.

Cómo hacer arroz meloso con langostinos

Arroz meloso con langostinos
La consistencia es clave en el arroz meloso con langostinos.

Para poder lograr el sabor y sobre todo la textura del arroz meloso con langostinos, lo primero que necesitas es encontrar la armonía entre el caldo y la consistencia del arroz. Así que, para este propósito, necesitarás saber que el truco está en la combinación.

Descubre: ¿Qué tipo de arroz es más recomendable consumir durante nuestra dieta?

¿Cómo puedes hacer esto?

Necesitarás tener en cuenta algunas consideraciones para poder lograr la consistencia necesaria. Recuerda, no debe ser totalmente un caldo ni tampoco una arroz seco y suelto. Más bien, debe ser similar a un caldo remojado pero con buen volumen.

Para ello, emplearás un ingrediente que te facilitará todo y hará que tu preparación no pierda sabor y gane en practicidad. Hablamos del cubo para caldo de pescado.

No importa de qué marca sea. Lo debes emplear con abundante agua y así obtendrás más sabor con un mínimo de esfuerzo.

Ingredientes

langostinos con media lima.
Debes conservar el sabor de su ingrediente principal: los langostinos.
  • 6 tazas de langostinos (720 g)
  • 4 tazas de arroz blanco (480 g)
  • 8 tazas de agua (2 litros)
  • 2 cucharadas de aceite de oliva (30 ml)
  • 1 cubo de caldo de pescado
  • 1 cucharada de hebras de azafrán (15 g)
  • 4 dientes de ajo sin piel
  • 1 rama de cebollín
  • ½ taza de almendras troceadas (75 g)
  • 2 pimientos verdes picados
  • ½ taza de coñac (125 ml)
  • 1 lata de tomates fritos (250 g aprox.)

No te pierdas: Hamburguesa de salmón y gambas: una forma saludable de consentirte

Preparación

Arroz meloso con langostinos
Mantener en movimiento el arroz meloso con langostinos le dará una buena cremosidad.
  • Comienza por lavar los langostinos, y después procede a pelarlos. Reserva.
  • A continuación, emplea una paellera, donde verterás las dos cucharas de aceite de oliva y calentarás a fuego medio.
  • En una olla aparte prepara el caldo de pescado con el cubo y el agua.
  • Una vez esté bien caliente la paellera, incorpora las cabezas y el resto de los langostinos. Añade también el coñac y y el caldo y deja que se evapore el primero.
  • A continuación, tritura los langostinos en el caldo y cuela. No te deshagas del restante de caldo, ya que lo emplearás en la cocción luego.
  • Casi para terminar, deberás tostar las almendras picadas con el azafrán y machacar, a poder ser, en un mortero.
  • Sofríe bien los ajos enteros con el cebollín y los pimientos verdes. A continuación, añade la lata de tomates fritos e incorpora las tazas de arroz al caldo dentro de la paellera. Rehoga bien.
  • Ahora, cuece todo en la paellera por 20 minutos e incorpora más langostinos (recuerda, son 6 tazas). Remueve cada 3 o 4 minutos para que no se pegue.
  • Por último, sirve en platos para sopa y disfruta en caliente.