Deliciosos postres de frutas

Francisco María García · 12 marzo, 2018
Según la elaboración y presentación, los postres de frutas pueden ser una opción ideal para diversas ocasiones. Ciertamente son muy versátiles.

Las frutas son el ingrediente perfecto para preparar postres deliciosos. La cantidad de posibilidades hacen que los postres de frutas ofrezcan multiplicidad de colores, sabores y texturas.

Dependiendo de la preparación, los postres de frutas pueden ser ligeros o complejas recetas ostentosas, dignas de alta cocina. Las frutas dan para eso y mucho más. y siempre son una experiencia placentera.

Los beneficios

Deliciosos, ligeros, refrescantes, los postres de frutas son la mejor elección. Aunque pueden combinarse las frutas con harinas, mantequilla, aceites, etcétera, también es posible tomarlas de forma más saludable.

A continuación, veremos algunas recetas muy sencillas y rápidas. Los ejemplos de frutas pueden sustituirse por otros; lo mismo que pasa en el resto de la cocina, la creatividad tiene un papel importante.

Recetas de postres de frutas

Macedonia tropical

Macedonia tropical

La macedonia tropical es uno de los postres de frutas más frescos y fáciles de preparar. Si se eligen ingredientes sin azúcar añadida, es bajo en calorías y, sobre todo, delicioso.

Ingredientes

  • 2 plátanos medianos.
  • 2 peras medianas.
  • 2 melocotones medianos.
  • Zumo de limón, unas gotas.
  • Azúcar, miel o edulcorante (al gusto).

Ingredientes para la salsa

  • Un yogur desnatado (150 g).
  • 1 taza de zumo de naranja (200 mL).
  • Azúcar, miel o edulcorante (al gusto).

Preparación

Se pelan todas las frutas y se pican en trozos de tamaño similar. Se colocan en un recipiente y se rocían con el zumo de limón para evitar que se oxiden.

Preparación de la salsa

Se diluye el yogur en el zumo de naranja hasta que tenga una consistencia líquida; se puede añadir azúcar o edulcorante al gusto. Una vez que esta mezcla está lista, se baña la fruta en el recipiente y se macera durante unas horas en la nevera. Durante este tiempo los sabores se combinan y resaltarán.

Lee también: Cinco desayunos nutritivos a base de frutas

Manzanas picantes

Manzanas picantes

Estas manzanas están inspiradas en sabores de la gastronomía de México. Por lo tanto, en esta receta son una deliciosa alternativa para quienes gustan de la mezcla de sabores.

Ingredientes:

  • Chile en polvo.
  • 1/4 taza de azúcar (60 g).
  • 1/2 taza de soja (200 mL).
  • Pulpa de tamarindo (200 g).
  • 3 palos para hacer brochetas.
  • 3 manzanas amarillas o verdes medianas.
  • 1/2 de taza de zumo de limón  (100 mL).

Preparación:

  1. Antes de comenzar con la preparación de la receta, se remojan los palos para brochetas en jugo de limón durante unos 10 minutos y se dejar reposar en una superficie limpia.
  2. Se calienta la pulpa de tamarindo en una cacerola a fuego medio. Se reduce a la mitad. Luego se añade el azúcar y se deja en el fuego durante cinco minutos o hasta que caramelice.
  3. Añadir la taza de soja y un poco de chile en polvo, mezclar todo bien hasto obtener una pasta con un buen grado de espesor.
  4. Hay que retirar la cacerola del fuego y dejar enfriar la mezcla durante 30 minutos.
  5. Se extiende esa masa ya a temperatura ambiente sobre una bolsa de plástico o papel film, cubrir con una segunda capa de plástico y se extiende con un rodillo.
  6. El último paso es insertar los palos para brocheta en las manzanas, napar con la salsa de soja y agregar chile en polvo para decorar.

Visita este artículo: 7 razones por las que deberías comer una manzana verde en ayunas

Sorbete de sandía

Sorbete de sandía

Una bebida refrescante, ideal para las altas temperaturas. La sandía puede sustituirse por melón, con un resultado también exquisito.

Ingredientes:

  • 1 sandía (200 g).
  • 1 taza de azúcar (200 g).
  • 1 taza de agua (200 mL).
  • 1 rama de menta (100 g).
  • Queso mascarpone (100 g).
  • 1/2 kg de frutas en almíbar.
  • 1/2 de zumo de limón (100 mL).

Preparación

  1. Se pela la sandía y se quitan todas las semillas. Luego se tritura la pulpa de sandía con las frutas en almíbar y se reserva esa mezcla.
  2. Se coloca en una cacerola el azúcar, el agua y el zumo de limón. Se cocina durante aproximadamente unos 5 minutos hasta obtener un almíbar suave. Ese almíbar se mezcla con la fruta que se había procesado anteriormente.
  3. Se añaden las hojas de la menta y se vuelve a triturar, hasta conseguir una mezcla homogénea.
  4. Se pone esa mezcla en un envase y se mete en el congelador durante un par de horas, y se saca después de ese tiempo del congelador.
  5. Hay que ir raspando el hielo con un tenedor hasta que se vuelve una especie de granizado y volver a meter en el congelador. Esta operación se repite varias veces.
  6. Se sirve en vasitos o copas con trocitos de sandía y frutas.
  7. Se decora con una hoja de menta y copitos de queso mascarpone. Se debe consumir de inmediato.