Descansar mejor por la noche con estos ejercicios

Elena Martínez 8 enero, 2016
Según la reflexología, en los pies están representados todos los órganos del cuerpo, por lo que al masajearlos conseguiremos un bienestar general que favorecerá el sueño

Hay quienes no consiguen conciliar el sueño y se despiertan durante la noche, mientras que muchas otras personas que sí que duermen tampoco consiguen que el descanso sea reparador.

Descansar mejor es un reto para empezar este año con más energía y vitalidad.

En este artículo te explicamos cuáles son los ejercicios que puedes hacer un rato antes de acostarte para combatir el insomnio y descansar mejor.

Descansar mejor es prevenir enfermedades

Descansar mejor es prevenir enfermedades

Un sueño reparador no es un lujo. Es algo imprescindible para tener una buena salud ya que, en esas horas que nuestro cuerpo duerme, el organismo también trabaja para regenerarse y equilibrarse de manera natural.

Por este motivo debemos darle la importancia que tiene. No es necesario, si no es grave, recurrir a medicamentos o suplementos para dormir. Podemos empezar por estos sencillos ejercicios relajantes que van a favorecer el descanso nocturno.

No olvides leer: ¿Cuál es la mejor postura para dormir?

Masaje del cuero cabelludo

Masaje del cuero cabelludo

La cabeza acumula toda la tensión mental, la cual puede repercutir incluso en dolores de cabeza y migrañas. Esa tensión llega hasta el cuero cabelludo y nos causa una presión que puede provocar insomnio o hacer que no descansemos bien, soñando con todas las preocupaciones que nos atormentan.

Te proponemos realizarte un automasaje con los dedos sobre el cuero cabelludo:

  • Empezaremos por la zona de la frente y las sienes e irás presionando y haciendo pequeños círculos con las yemas de los dedos.
  • Debes hacer la presión suficiente para mover el cuero cabelludo sin que llegue a ser doloroso, aunque a veces las raíces del pelo pueden estar sensibles.
  • Irás avanzando hasta llegar a la nuca.
  • Podemos hacerlo durante unos cinco minutos.

Este ejercicio, además de relajarnos, también mejora la circulación sanguínea, estimula el crecimiento del pelo y previene su caída.

Relajación de espalda

La musculatura de la espalda es otra parte del cuerpo que también carga con todas las responsabilidades que nos exceden y por las cuales nos sentimos sobrecargados y estresados.

Por ello, para descansar mejor tenemos que devolver a la columna vertebral su flexibilidad ya que, en caso contrario, podemos adoptar posturas incómodas o sufrir incluso dolores durante la noche o al levantarnos por la mañana.

Para relajar la espalda haremos los siguientes ejercicios:

  • Nos tumbaremos en el suelo boca arriba, nos abrazaremos las rodillas y las presionaremos contra el pecho cada vez que saquemos el aire. Al inspirar, las soltaremos un poco. Repetiremos 15 veces.
  • A cuatro patas realizaremos la postura del gato. Arquearemos completamente la espalda mientras sacamos el aire y haremos la postura contraria, levantando la cabeza y acercando el ombligo al suelo, mientras tomamos aire.

Debemos sentir como se mueve cada vértebra. Lo repetiremos 10 veces.

  • En esta misma postura, nos sentaremos sobre los talones y dejaremos los brazos extendidos hacia delante, sobre el suelo, para estirar bien la espalda. Descansaremos así durante 2 minutos.

¿Quieres conocer más? Lee: 4 causas que debes conocer sobre el dolor en la parte baja de la espalda

Destensión de los pies

Destensión de los pies

Los pies aguantan nuestro peso y el de nuestros problemas de toda la jornada y, a menudo, terminan doloridos o inflamados.

Siempre podemos realizarnos un masaje de pies, o dejar que nos lo hagan, pero también podemos destensarlos con una pelota de tenis o de las que usan las mascotas para jugar.

Solamente tenemos que ponernos de pie y pisar la pelota de tenis, para ir haciendo presión en cada punto del pie, excepto en los dedos, insistiendo en las partes que más nos duelan. Lo haremos durante un minuto con cada pie.

Este ejercicio imita la presión que se hace en el pie en una sesión de reflexología podal.

Masaje circular del vientre

El sistema digestivo también es una de las víctimas de los nervios y los problemas laborales, familiares o sociales que nos toca afrontar cada día, y además también sufre las consecuencias de la mala alimentación.

Además, aunque parezca sorprendente, la salud digestiva puede estar muy relacionada con el insomnio o las pesadillas.

Para relajar el vientre nos aplicaremos una crema hidratante o aceite vegetal y con la mano realizaremos un suave masaje haciendo un círculo en el sentido del intestino.

Empezaremos por el lado izquierdo de la barriga, seguiremos hacia arriba y bajaremos por el lado derecho.

Debe ser un masaje suave y relajante que podemos realizar justo antes de irnos a dormir y un buen rato después de haber cenado.

Te puede gustar