5 remedios con manzanas para cuidar tu salud

Valeria Sabater · 20 febrero, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas el 20 febrero, 2019
La manzana es una de las frutas más consumidas en todo el mundo. Contiene múltiples nutrientes beneficiosos para diversos aspectos para la salud que conviene saber aprovechar.

Existen una gran variedad de remedios con manzanas para cuidar diversos aspectos de la salud. Sí, esta fruta tan popular y tan consumida a nivel mundial es capaz de brindar múltiples beneficios, según se le utilice.

Por ejemplo, es bien sabido que, en caso de estreñimiento, resulta muy conveniente comer una manzana con piel. Y, en caso de diarrea, se recomienda comer sin la piel.

Lo anterior se debe a que, en la cáscara o piel de la manzana, se encuentra una gran cantidad de fibras insolubles que ayudan a acelerar el tránsito intestinal y, por ende, mejorar la digestión y facilitar las deposiciones.

En cambio, al tomar la fruta pelada, se aprovecharía el efecto de la pectina, un tipo de fibra soluble que promueve la formación del bolo intestinal.

La pectina también ayuda a absorber las bacterias que causan la colitis y, a su vez, recuperar los minerales perdidos al haber depuesto en exceso. Comer una manzana puede aportar 5 gramos de fibra dietética (al día, se necesita tomar unos 28 gramos).

Remedios con manzanas

En vista de que la manzana es un alimento con múltiples nutrientes beneficiosos para la salud, puede utilizarse para mejorar o cuidar varios aspectos de la salud. De allí que existan varios remedios con manzanas.

1. Para depurar el organismo

Vinagre de manzana para salud de las uñas

Al momento de depurar el organismo, en concreto, lo que se pretende aprovechar es el efecto de la pectina y los antioxidantes para depurar toxinas y grasas que puedan elevar el colesterol.

Para conseguir depurar tu organismo gracias a las manzanas durante 3 o 5 días, no tienes más que comer una manzana, una vez al día, después de una de tus comidas principales. 

2. Para cuidar la salud cardiaca

Comer una manzana al día no solo nos permite mejorar el metabolismo del colesterol, sino también, regular el nivel de glucosa en sangre, por ende, esto beneficia en gran medida la salud cardiaca.

Según la Bristish Medical Journal, algo tan sencillo como consumir una manzana al día en el desayuno y andar, al menos, durante 30 minutos, nos ayuda a prevenir muchos problemas cardiacos.

Cabe destacar que no existe un único remedio con manzanas para cuidar la salud cardiaca, por lo que se puede aprovechar esta fruta de diversas maneras: bebidas naturales, compotas, postres, etcétera.

3. Para combatir el cansancio

Zumo de zanahoria, manzana y jengibre

Para combatir el cansancio y sentirnos más activos en el día a día, te recomendamos aprovechar el licuado de manzana, zanahoria y jengibre, tres ingredientes con propiedades estimulantes que nos ayudan a sentirnos mejor y con más energía.

En vista de que la manzana y el jengibre son ricos en magnesio, esta bebida puede ayudar a regular la función nerviosa y muscular en gran medida.

En conjunto, estos tres ingredientes mejoran la función digestiva, lo cual contribuye significativamente a sentirnos ligeros y activos.

Esta viene a ser una forma natural de cuidar de nuestras energías, que pueden ayudarnos a evitar el consumo excesivo de café o de otras sustancias para mantenernos activos. Por ello, se encuentra dentro de la lista de remedios con manzanas.

Descubre: 6 consejos para reducir el consumo de café

4. Para perder peso

La manzana, de por sí, no es un alimento quemagrasas ni tampoco una solución mágica para bajar de peso en un momento. Sin embargo, sí resulta una fruta capaz de satisfacer el apetito y prevenir la ingesta de comidas copiosas y la pica entre horas.

Si además sigues una dieta variada y equilibrada y haces un poco de ejercicio diario, esta fruta te servirá como excelente complemento para obtener el peso que deseas o bien, mantenerlo dentro de los límites sanos.

5. Para tratar gripes y resfriados

En vista de la alta cantidad de antioxidantes, vitaminas A y E, y minerales como el boro, el calcio y el potasio, la manzana se convierte en una fruta muy aconsejable en caso de gripe o resfriado.

Si se combina su ingesta con otras frutas ricas en vitamina C, se podrá ayudar al organismo a recuperarse. 

En caso de resfrío o gripe, presentamos mucosidad, inflamación y congestión; además, el organismo se caracteriza por estar demasiado ácido. Por ende, el consumo de manzanas puede ayudar a alcalinizar el cuerpo.

Uno de los remedios con manzanas que se pueden tomar para tratar la gripe es el siguiente.

Ingredientes

  • 1 manzana.
  • limón (con cáscara).
  • 5 cucharadas de miel (50 g).

Preparación

  • Pelamos el limón, lo exprimimos y reservamos la cáscara.
  • Cortamos la manzana por la mitad y le retiramos el corazón y las semillas.
  • A continuación, cortamos la manzana en trozos pequeños.
  • Mientras tanto, colocamos una olla con agua a hervir.
  • Una vez alcance su punto de ebullición, añadimos las manzanas, las cáscara del limón y la miel.
  • Dejamos que se cueza durante 30 minutos, a fuego medio.
  • Retiramos las cortezas de limón y dejamos enfriar a temperatura ambiente.
  • Añadimos el jugo del limón.
  • Procesamos todo en la batidora hasta obtener una especie de compota.

Se recomienda tomar dos cucharadas cada de esta compota, junto con la medicación, para reducir la inflamación y la mucosidad.

Mascarilla-manzana

Recomendaciones

A pesar de que los remedios con manzana son una buena opción, no deben sustituir ningún tratamiento farmacológico prescrito por el médico. En este sentido, recuerda que, las indicaciones del profesional siempre deben tener prioridad ante las alternativas naturales.