Descubre cómo las pequeñas rutinas pueden ayudarte a liberar el estrés

Existen pequeños hábitos y rutinas que puedes ir introduciendo en tu día a día poco a poco y que te ayudarán a liberarte del estrés y a gozar de una vida más plena.

Casi todos nosotros hemos experimentado alguna vez estrés. Esa sensación de desbordamiento, en la que creemos que todo nos supera y que no vamos a dar abasto. Si te has sentido identificado, hoy vas a descubrir cómo las pequeñas rutinas pueden ayudarte a liberar el estrés.

No hace falta que hagas grandes cambios en tu vida para que el estrés se disipe. Sin embargo, sí es cierto que hay que saber incorporar los hábitos, poco a poco, para que así se vayan convirtiendo en nuestro nuevo estilo de vida. Si los introducimos de golpe, es posible que fracasemos.

Dicen que si consigues iniciar y mantener un hábito durante 21 días, este ya se ha convertido en una pequeña rutina que forma parte de tu manera de vivir. Así que, vamos a ver cuáles nos pueden ayudar a combatir el estrés para así empezar a ver resultados lo antes posible.

1. Organiza tu día

Para descubrir cómo las pequeñas rutinas pueden ayudarte a liberar el estrés, puedes empezar por un hábito muy sencillo: el de la organización. Muchas personas prefieren llevarlo a cabo por la noche, después del trabajo. Otras, en cambio, lo hacen recién se han levantado.

Lo beneficioso de organizarse es que hace que liberemos de nuestra mente un montón de fechas, citas y compromisos algunos de los cuales olvidaremos o de los que nos acordaremos demasiado tarde. Apuntarlo todo en una agenda o en una libreta nos ayudará a librarnos de una gran carga de estrés.

  • Durante los primeros 21 días que llevemos a cabo este hábito, podemos hacerlo, también, el fin de semana para no perder la costumbre. Organizar cualquier actividad de ocio o, incluso, lo que se va a comer, te ayudará a organizarte de manera automática.
  • Te recomendamos hacerte con una agenda o libreta bonita para que la decores a tu gusto y puedas así motivarte más.Organizarse ayudarte a liberar el estrés

2. La matriz Eisenhower

La matriz Eisenhower te permite mejorar tu productividad y tu gestión del tiempo. No obstante, esto también te puede ayudarte a liberar el estrés. Esta te permitirá priorizar las tareas importantes para que así no pierdas el tiempo con aquellas que no lo son tanto.

De esta manera, conseguirás ir reduciendo la cantidad de trabajo que tienes de manera progresiva y, al mismo tiempo, satisfactoria. Además de esto, puedes utilizar alguna aplicación para concentrarte o la técnica pomodoro. Así, te dedicarás por entero a esa tarea.

Lee: ¿Cómo organizar mi tiempo?

¿Cómo se utiliza la matriz Eisenhower?

  • Si es importante y urgente: Si una tarea la encuadras dentro de esta casilla, la acción que debes tomar a cabo es hacerla ya mismo. Tiene una prioridad absoluta.
  • Si es importante, pero no urgente: Si tienes un proyecto que es importante pero no goza de la prioridad que le has puesto a la anterior tarea, la opción recomendada en este caso es planificarlo.
  • Si es urgente y no es importante: En el caso de que tengas una tarea con una prioridad absoluta, pero no sea importante, prueba a delegarla en otra persona. Esto, además, evitará que soportes más trabajo del que puedes.
  • Si no es urgente ni importante: Si una tarea la puedes encasillar en este apartado, tienes dos opciones. La primera es minimizarla, es decir, dejarla para el final o para cuando tengas un hueco. La segunda opción es desechar completamente esa tarea.

¿Lo sabías? El éxito es cuestión de equilibrio

Matriz de Eisenhower

3. Hacer ejercicio

La tercera de las maneras en que las pequeñas rutinas pueden ayudarte a liberar el estrés es introducir el ejercicio como parte de tus hábitos diarios. ¿Verdad que te aseas nada más levantarte o desayunas? Bien, pues el ejercicio también debería ser una parte igual de importante.

Con dedicarle unos 30 minutos al día sería suficiente. Podemos ir al gimnasio, salir a correr o, incluso, hacer en casa alguna rutina. Además, tenemos una gran variedad de estilos que escoger: yoga, pilates, ejercicios de fuerza, correr, caminar… El ejercicio es una excelente manera de liberar estrés día a día.

Estas son algunas pequeñas rutinas que pueden ayudarte a liberar el estrés para empezar. Hay muchas más, como despertarse y dormirse siempre a la misma hora o, justo al despertarnos hacer una actividad de ocio como leer, escuchar música, meditar… ¿Qué hábitos te han ayudado a ti a combatir el estrés? ¿Hay alguno que no te funcionara?